"Acoso incomparable", "lapidación": Gobierno y PSOE cierran filas hasta que escampe
  1. España
LOS FOCOS SE MULTIPLICAN

"Acoso incomparable", "lapidación": Gobierno y PSOE cierran filas hasta que escampe

Los socialistas ven una "cruzada" contra ellos y contra Sánchez por distintos frentes, aunque advierten de que no les doblegarán. El estallido del caso Duque complica más aún la estabilidad

placeholder Foto: Pedro Sánchez, este 27 de septiembre en el Foro Reuters en Nueva York. (Reuters)
Pedro Sánchez, este 27 de septiembre en el Foro Reuters en Nueva York. (Reuters)

"Esto parece la maldición de los 'Diez negritos'. O que nos persigue la momia de Mariano Rajoy tras la moción de censura... o la de Franco". Lo dice un miembro del Consejo de Ministros de Pedro Sánchez, pero ese sentimiento es compartido por otros miembros del Ejecutivo y del PSOE. Es la impresión extendida de que se libra una "cruzada" desde distintos ámbitos contra el Gobierno con el objetivo de tumbarlo o erosionarlo, disparando a dar a un ministro tras otro. Como en los 'Diez negritos' de Agatha Christie. Los socialistas activan los mecanismos de autodefensa para hacer frente a los múltiples focos de un incendio que ya parece incontrolable, el que está abrasando día a día a Sánchez y a su equipo, sin opción a marcar su propia agenda política. Ya hay dos ministros dimitidos, Màxim Huerta y Carmen Montón, y dos en la picota, Dolores Delgado y Pedro Duque. Pero, a diferencia de lo que ocurría con los dos primeros, Gobierno y PSOE dan muestras de entereza y de conjura interna para sobrellevar el golpe y esperar a que escampe.

Pero nadie sabe a ciencia cierta cuándo sucederá eso. Sánchez lleva encadenando tres semanas insólitamente aciagas, negras. De sobresalto en sobresalto. Sin desmayo. Cuando las brasas estaban aún bien vivas con el caso Delgado —ayer seguían apareciendo nuevos audios de la comida que mantuvo en 2009 con el comisario José Manuel Villarejo, que se jactaba de haber montado una red de prostitutas para espiar a políticos—, emergió un nuevo frente. Pedro Duque. Uno de los fichajes estelares de su Gobierno. El astronauta de carrera brillante que aterrizaba en la tierra de la política para dirigir la cartera de Ciencia, Innovación y Universidades. Por la mañana, a primerísima hora, circulaba en los móviles de los dirigentes socialistas la noticia adelantada por 'OK Diario', que el ministro tenía su chalé de Jávea, en Alicante, a nombre de una sociedad patrimonial con el objetivo de "eludir el pago de cuatro impuestos".

Incluso antes de la comparecencia de Duque, La Moncloa advertía de que no había "caso". Que todo estaba en orden y que el titular de Ciencia es un "gran ministro" y un "ciudadano ejemplar". Es decir, que no habría dimisión. Y no la hubo, al menos en la primera jornada de crisis sobre su cabeza.

"Esto parece la maldición de los 'Diez negritos'. O que nos persigue la momia de Rajoy tras la moción de censura... o la de Franco", manifiesta un ministro


Duque explicó que constituyó la sociedad en 2005 —bajo cuyo paraguas están el chalé de Jávea y su vivienda en Madrid— porque así se lo aconsejaron sus asesores, porque el Gobierno de la época "estaba promocionando" ese recurso, y porque tanto él como su esposa —la diplomática Consuelo Femenía, embajadora española en Malta— pasaban mucho tiempo en el extranjero, y esa era una fórmula óptima para asegurar el porvenir de sus hijos en caso de que a ellos dos les pasara algo. "No ha habido ningún ahorro real de impuestos por tener la sociedad, en absoluto", remarcó Duque, que enfatizó que su caso nada tiene que ver con el de Huerta, que sí imputó a su mercantil gastos de su casa de la playa para rebajar su factura con Hacienda.

Foto: Pedro Sánchez, caminando por la Quinta Avenida de Nueva York con su equipo, este 26 de septiembre. (EFE)

No, no fue "un buen día"

El ministro añadió que no tenía ninguna investigación abierta ni ningún requerimiento por parte de la Agencia Tributaria. Pero pese a que afirmó que había realizado un "autoalquiler" para que todo estuviese en orden con el fisco, lo cierto es que desde 2014 la empresa no tiene ninguna facturación. Ningún ingreso en los tres últimos ejercicios fiscales (2015, 2016 y 2017). Ser dueño de una patrimonial para cobijar en ella una residencia es lícito, siempre que su uso por parte del socio o de terceros y a un valor de mercado, y no simbólico.

En el Gabinete subrayan que son "una piña" y confían en que los ciudadanos vean la acción de gobierno y los "obstáculos" a los que se enfrentan

El titular de Ciencia apenas podía ocultar su nerviosismo. No se pertrechó de papeles, hiló una intervención algo desordenada, se le notaba la falta de tablas de un político al uso. No estaba pasando "un buen día", reconoció. Tampoco el Gobierno. Ni el PSOE.

Pedro Duque asegura que no cometió legalidad a crear una sociedad para su casa

Sánchez tuvo que atender el nuevo foco desde Nueva York, precisamente en la jornada más importante de su viaje, en la que estaba marcado en rojo su debut ante la Asamblea General de Naciones Unidas. Habló con su ministro, creyó sus explicaciones y le respaldó. La situación se veía "despejada", incidían desde La Moncloa. El presidente, sin embargo, no aludió a este nuevo tropiezo en sus poco más de cien días de gobierno en sus actos de la mañana en la ciudad estadounidense. Entretanto, los ojos seguían puestos en Delgado. Ella canceló un acto en la Complutense que tenía previsto, aunque sí acudió a la presentación de un libro sobre discapacidad por la tarde en el Congreso, pero no hizo declaraciones. Emplazó a los periodistas a esperar a su comparecencia parlamentaria del 10 de octubre.

La oposición le recuerda a Sánchez sus palabras y exigen explicaciones a Duque

"Estamos sometidos a un acoso incomparable en democracia", confiesa a este diario una ministra. "Pero esto ha activado los mecanismos de defensa. Estamos como una piña ahora mismo. Creo que la gente también ve lo que estamos haciendo, y los obstáculos a los que nos enfrentamos", continúa. "No ganamos para disgustos, eso es así —narra otro miembro del Ejecutivo—. No puede ser que nos pretendan desestabilizar. Antes fue Lola [Delgado], hoy es Pedro [Duque] y la semana que viene volverán con la tesis y el libro del presidente. Se junta todo. El interés claro en que no quieren que sigamos en el Gobierno y el listón que nos pusimos nosotros mismos, demasiado alto. Visto con retrospectiva, quizá a Màxim no debimos haberle echado". El blindaje dentro del Gabinete comenzó a crecer de forma visible desde el martes, con las primeras réplicas del tsunami de los audios de Delgado.

Foto: Pedro Duque, en el Congreso de los Diputados. (EFE)

"Intervenir" en los medios

En el partido, los sentimientos son obviamente parecidos. "En nuestra gente, cala la idea de lapidación —manifiesta una diputada nacional—, de que a la izquierda se nos exige mucho más que a la derecha, y que no nos dejan gobernar". "PSOE y Gobierno han cerrado filas. Esto es una cruzada, pero contra nosotros no van a poder", señalan desde Ferraz. Un alto mando de la cúpula socialista recuerda lo que ocurrió en las primarias de mayo de 2017 en las que venció Sánchez a la candidata favorita, Susana Díaz: "Ninguno lo vio venir, y ganamos. Duque se ha explicado como un señor transparente y honesto, como todo hijo de vecino".

Por ahora, siguen sin verse motivos para la caída de Duque o de Delgado, y se perciben diferencias con Montón y Huerta. Se repite la idea de "chantaje"

Para los socialistas, no hay motivo para la destitución ni de Delgado ni de Duque. Al menos por ahora. En el caso del ministro de Ciencia, porque no hay ningún pronunciamiento de Hacienda que explicite que cometió alguna irregularidad. Sobre Huerta, en cambio, pesaban dos sentencias judiciales clarísimas en su contra. Sin embargo, sí que pesan las palabras del propio Sánchez en 2015, cuando avisó de que no tendría en su equipo a nadie que hubiera constituido una sociedad para evadir el pago de impuestos, unas declaraciones que recordó no inocentemente Pablo Iglesias este jueves en la SER. Con Montón, la presión interna se fue agrandando, por las pruebas contra ella y porque no sacrificarla dejaba al PSOE "sin relato" y sin armas contra el PP y su líder, Pablo Casado, hasta entonces salpicado por el caso máster.

Dolores Delgado no se pronuncia sobre el último escándalo de Villarejo

Respecto a Delgado, se mantiene la tesis del "chantaje" al Estado por parte del comisario Villarejo, que el Gobierno, ya lo dijo Sánchez desde Nueva York, no tolerará. Una tesis que abonaba una información de la SER de este jueves, según la cual la web 'Moncloa.com' tendría vínculos con el entramado del policía retirado y hoy en prisión, noticia que fue replicada por dirigentes del PSOE y por el propio partido bajo el 'hashtag' #LasCloacasNoGobiernan. Casi a la vez, la vicepresidenta, Carmen Calvo, pedía poner cortapisas a la libertad de expresión porque "no lo resiste todo, no lo acoge todo". "¿Quién paga la mentira? ¿Es de pago la verdad?", apuntaba en un foro en Cádiz, donde recordaba que algunos países están tomando decisiones para regular e "intervenir" el derecho de información. "Necesitamos seguridad", clamó. Desde Nueva York, Sánchez pedía una "reflexión" sobre las 'fake news' porque "no están ayudando a revigorizar la democracia".

"Todo está muy cuidadosamente secuenciado —expresa un alto cargo del Ejecutivo—. Lo que parece claro es que no se critica al Gobierno por lo que hace, por sus políticas, sino por cosas personales pasadas. Es raro. Se ve que eso es más fácil que criticar políticas".

Foto: Duque dice que no cometió ilegalidades. (EFE)

Un tremendo "ruido" ambiental

La estrategia de defensa de los socialistas camina pues, por esos carriles. Los de la denuncia de una "cruzada" contra Sánchez. Línea que se completará este sábado cuando el BOE publique las declaraciones de bienes de unos 1.500 altos cargos, tanto de los gobiernos del PP como del PSOE, ya que no se publicaban los estados patrimoniales de los miembros del Ejecutivo desde septiembre de 2014. En 2015 entró en vigor la nueva ley impulsada por Mariano Rajoy, pero no se llegó a aprobar un reglamento que la desarrollara.

El Gobierno también contraatacará con la publicación en el BOE, el sábado, de los bienes de 1.500 altos cargos de los gobiernos de PP y PSOE

Ese texto lo sanciona este viernes el Consejo de Ministras y Ministros. El Gobierno cumple por los pelos el plazo que se había dado a sí mismo: finales de septiembre, cuando se hubieran cumplido tres meses de la toma de posesión tanto de los ministros como de los secretarios de Estado y buena parte de la nueva Administración. La Moncloa utilizará el documento como una muestra del avance en transparencia y regeneración democrática —en línea con la demanda ciudadana que expresó el polémico barómetro del CIS de septiembre— y le permitirá tomar una mínima bocanada de oxígeno, pues habrá sobre la mesa elementos de comparación objetivos entre los dos gobiernos, el del PP y el del PSOE.

Pedro Sánchez: "Si priorizamos el conflicto a la cooperación, game over"

El tremendo "ruido" ambiental, como lo definen en Ferraz y en La Moncloa, opaca la acción del Gobierno. El Gabinete lleva semanas sin conseguir marcar la agenda. Lo intentó con la propuesta de reforma constitucional para limitar los aforamientos, pero apenas fue flor de un día y ahora está a la espera de la redacción que entregue el Consejo de Estado. En el Gabinete reconocen que así es muy difícil vender ninguna medida, que todo queda sepultado por una recia tempestad que no mengua y que erosiona a un Sánchez que busca proyectar fortaleza pese a las vías de agua que se le abren en su nave.

Aviso a los independentistas: si priorizan el "conflicto" a la cooperación, habrá elecciones

Ya lo dijo Pedro Sánchez hace casi dos semanas en 'El objetivo', en una entrevista con Ana Pastor, y este jueves volvió a incidir en esa idea: si sus socios de la moción de censura quieren romper los lazos, entonces no quedará más remedio que ir a elecciones

En un foro organizado por la agencia Reuters en Nueva York, Sánchez subrayó que la política no deja de ser un juego de prioridades y cada partido ha de analizar las suyas. Reflexión que hizo después de que el moderador, Stephen J. Adler, le recordase que entre las formaciones que sustentan al Ejecutivo se encuentran fuerzas secesionistas, informa EFE.

Thank you @reuters and @stephenjadler. It’s been a very inspiring conversation on crucial topics in this #UNGA week. #ReutersLive https://t.co/Ntjc1fVPOu

 

"Ellos saben que defendemos la Constitución, que defendemos la integridad territorial y la soberanía de España, y saben que nosotros reconocemos la diversidad territorial y la identidad catalana". De modo que "si uno prioriza el conflicto en lugar de la cooperación, vamos a ir elecciones, se terminará la legislatura", añadió. Si, por el contrario, se prioriza ayudar al Ejecutivo para sacar adelante políticas sociales, por ejemplo, entonces sí cree que se podrá llegar a 2020, al final de la legislatura. "Esa es mi idea, mi objetivo y creo que podemos resolver muchas cuestiones en España; lo estamos haciendo, estamos transformando España con esa minoría en el Parlamento". 

Su gran reto es aprobar los Presupuestos Generales del Estado de 2019. El presidente ya dio muestras de que los llevará a la Cámara con la senda de déficit nueva, más expansiva —algo ya muy difícil, por las trabas de PP y Ciudadanos en la Mesa del Congreso a la reforma de la Ley de Estabilidad—, o con la anterior, la del PP, cinco décimas más restrictiva. "Queremos conseguir más oportunidades de crecimiento económico con esa ampliación del gasto del 0,5% del déficit público, pero si al final nos vemos obligados a presentar un borrador de Presupuestos Generales con esos límites anteriores, así lo haremos". 

Una Unión Europea más fuerte contribuye a la #paz, la seguridad y la prosperidad económica y democrática de #EEUU. Los Estados miembros compartimos la idea de que la #UE es un claro aliado de Estados Unidos. Nuestro deseo es reforzar las relaciones transatlánticas. #ReutersLive pic.twitter.com/ZrefyfpfSW

 

Sánchez también aludió a su próximo viaje oficial a Cuba, invitado por el presidente, Miguel Díaz-Canel, que será la primera visita de un mandatario español desde 1986. El líder del Ejecutivo aseguró que intentará cuadrarla para antes de final de año

PSOE Carmen Montón Carmen Calvo Nueva York Partido Popular (PP) Consejo de Estado Hacienda Barómetro del CIS Moción de censura Dolores Delgado Mariano Rajoy Impuestos Comisario Villarejo Pedro Duque Pedro Sánchez Presupuestos Generales del Estado
El redactor recomienda