Toda Almería llora al pequeño Gabriel Cruz

Toda Almería llora al pequeño Gabriel Cruz

Ángel, el padre, llora cuando recibe el abrazo de un amigo, y la madre, Patricia, mira al féretro blanco, repleto de coronas, flores de recuerdo a la criatura y un peluche

¡No estáis solos! Todos somos Gabriel

"¡No estáis solos! Todos somos Gabriel"

Más de 500 personas abarrotaban la Plaza de la Catedral de Almería cuando a las 10.50 horas llegó el coche fúnebre del pequeño Gabriel Cruz