Es noticia
Menú
Ni siquiera un gran Mundial de Jordi Alba con España cambiará su futuro en el Barça
  1. Deportes
  2. Fútbol
Acaba contrato en 2024

Ni siquiera un gran Mundial de Jordi Alba con España cambiará su futuro en el Barça

Jordi Alba ha pasado de ser el lateral izquierdo titular del Barça a convertirse en un recurso de urgencia. Como Piqué, su salario es desorbitado y la junta directiva quiere librarse de él

Foto: El lateral del Barça está siendo de los mejores en el Mundial. (Reuters/Albert Gea)
El lateral del Barça está siendo de los mejores en el Mundial. (Reuters/Albert Gea)

Después de la salida precipitada de Gerard Piqué del Barça, donde la directiva le empujó a irse a través de presionarle para que se bajara el sueldo y el cuerpo técnico no contaba con él como imprescindible, el siguiente futbolista que está bajo el radar es Jordi Alba. El lateral izquierdo azulgrana termina contrato en 2024 y su ficha es una de las más altas de la plantilla. La junta directiva cree que su salario es desorbitado, según la nueva escala salarial que pretende instalar el equipo de Joan Laporta, y que ha cobrado muy por encima del mercado en los últimos años, justo cuando su rendimiento en su club ha menguado. El club intentará que salga en verano..., pero Jordi Alba quiere acabar su contrato.

Su mejor argumento es que está haciendo un Mundial excelente, con dos asistencias en dos partidos y su recuperación. De los nombres propios ante Alemania, Luis Enrique dijo nada más terminar el encuentro que Jordi Alba "es un jugador de altísimo nivel, igual que Sergio Busquets, es una campaña y es normal, la gente se cansa de los veteranos. Los traigo porque son espectaculares. Jordi Alba es el mejor lateral del mundo en el último tercio del campo, igual que Busquets, llevan muchos años que lo intentan retirar. Ojalá lo convenzamos para seguir otro Mundial".

placeholder Luis Enrique saluda cariñosamente a Jordi Alba. (Reuters/Carl Recine)
Luis Enrique saluda cariñosamente a Jordi Alba. (Reuters/Carl Recine)

El día de Costa Rica fue una de las piezas ofensivas más importantes en el plan de Luis Enrique, puesto que dotó a la Selección española de sorpresa de segunda línea, profundidad y último pase. Aunque solo contó un pase de gol, la realidad es que participó en los tres primeros tantos contra Costa Rica en un partido que ya es historia de los Mundiales. Contra Alemania se mostró concentrado en defensa y en ataque fue el autor del centro que Álvaro Morata envió al fondo de la red. Es el titular indiscutible para el seleccionador y está a un gran nivel. Sin embargo, lo más probable es que su situación en el Barça no vaya a cambiar por muy bien que juegue.

El Barça ya pretendió quitárselo de encima en el último día del mercado de fichajes. Los responsables de la parcela deportiva contactaron con el Inter de Milán y ofrecieron la cesión del veterano lateral zurdo. Una cesión en la que el Barça se hacía cargo del 60% del salario, pero que era importante para dar otro pellizco a la masa salarial. La operación estaba encaminada a prescindir de Alba y contar con solo dos laterales: Marcos Alonso, fichado del Chelsea, y el joven Alejandro Balde. Una maniobra que al lateral izquierdo le sentó mal porque no se lo esperaba.

Foto: Rodri, Busquets y Koke se lamentan tras el empate de Alemania. (EFE/F. Vogel)

Así lo hizo notar en cuanto pudo y no se mordió la lengua. "Todo el mundo actúa como quiere. Yo soy un hombre que me gusta ir de cara con todo el mundo. Ya sé que a todo el mundo no le gusta cómo voy a veces. Siempre se pueden hacer las cosas mejor. No me tengo que reivindicar. Nunca me he quejado si no juego. Mi pensamiento siempre fue el Barcelona. Me veo preparado para competir y mi compromiso es al cien por cien. Después están los intereses del club", expresó en un acto de Adidas.

"No sé si el club ha ido de cara con Alba, pero yo sí he hablado mucho con él y no me doy por aludido", respondió Xavi Hernández poco después. El problema es que, desde entonces, la situación no ha mejorado para Jordi Alba en un club que pretende llevar a cabo una revolución jerárquica y recortar una masa salarial absolutamente disparada. Xavi Hernández le acabó dando más minutos y convirtiéndolo en su lateral izquierdo titular porque Balde, lateral derecho de urgencia, tuvo sitio en otro lado. Las bajas en defensa lastraron al Barça y ahí Xavi tiró de Alba.

Las presiones de la directiva han continuado

El vicepresidente económico de la entidad, Eduard Romeu, ya diagnosticó en una entrevista con Catalunya Ràdio el estado financiero del club: "Hemos salvado al Barça, pero no lo tenemos sano económicamente y hace falta mucha austeridad y rigor. Queda mucho por hacer. En la temporada 2024/25 estaremos en el nivel que nos corresponde". Joan Laporta lo ratificó en la última asamblea de compromisarios, donde recordó que los capitanes no se habían querido reducir el salario, dejándolos señalados.

Foto: Laporta, en una imagen reciente. (EFE/Alejandro García)

La directiva no ha perdido la oportunidad de seguir presionando a los capitanes para que se bajaran el salario y han reivindicado por activa y por pasiva que quieren acabar con los diferimientos salariales heredados de la época de Josep Maria Bartomeu, como el de Jordi Alba. El documento tiene vigencia hasta el 2024 en virtud de una renovación millonaria firmada en febrero del 2019. Fue la última de la serie de mejoras que Bartomeu cerró después de la salida de Neymar Júnior junto a las de Piqué, Ter Stegen y Lenglet.

Gracias a aquella firma, el lateral de L'Hospitalet multiplicó sus ingresos y se colocó en lo alto de la escalera salarial, por detrás de Busquets y Piqué. El central ya se ha despedido, aunque debe cobrar lo diferido, Sergio Busquets acaba contrato el 30 de junio y la única duda reside en Jordi Alba, que no está por la labor de irse en invierno ni en verano.

placeholder Jordi Alba dispara a puerta durante el encuentro ante Alemania. (Reuters/Molly Darlington)
Jordi Alba dispara a puerta durante el encuentro ante Alemania. (Reuters/Molly Darlington)

Sobre si firmaría tener una despedida como la de Piqué, Jordi Alba fue claro en DAZN: "Eso no depende de mí. El aficionado siempre nos ha respetado en todo momento y, al final, cuando se va un jugador de esta calidad, se demuestra todo el cariño que le tienen a Piqué y ojalá que el día que me vaya, que espero que sea lo más tarde posible, cuando toque el momento, ya se verá, y ojalá sea lo mismo".

El lateral izquierdo agregó: "Al final soy un culé de toda la vida y he tenido más o menos la misma trayectoria, menos años que Gerard en el primer equipo, pero también estuve de pequeño y, al final, cuando me fuera de aquí, me conformaría con lo de Gerard". Las lesiones de Jules Koundé, Andreas Christensen y Marcos Alonso provocaron que Jordi Alba acumule tres titularidades seguidas, pero el titular es el joven Alejandro Balde y tanto el canterano como Marcos Alonso han disputado más minutos que él esta temporada. Con España ha brillado... ¿Servirá para cambiar drásticamente su destino en Barcelona?

Después de la salida precipitada de Gerard Piqué del Barça, donde la directiva le empujó a irse a través de presionarle para que se bajara el sueldo y el cuerpo técnico no contaba con él como imprescindible, el siguiente futbolista que está bajo el radar es Jordi Alba. El lateral izquierdo azulgrana termina contrato en 2024 y su ficha es una de las más altas de la plantilla. La junta directiva cree que su salario es desorbitado, según la nueva escala salarial que pretende instalar el equipo de Joan Laporta, y que ha cobrado muy por encima del mercado en los últimos años, justo cuando su rendimiento en su club ha menguado. El club intentará que salga en verano..., pero Jordi Alba quiere acabar su contrato.

Mundial de Qatar 2022 Selección Española de Fútbol FC Barcelona
El redactor recomienda