hazlo rápido

Las mejores formas de reducir el tamaño de tu vientre en solo 24 horas

Necesitas acudir a un evento y quieres lucir un estómago que parezca una llanura. Te proponemos algunas maneras de conseguirlo en un solo día

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Si te pones a pensar en las esculturas romanas masculinas es fácil que la imagen que te venga a la cabeza sea la de unos abdominales perfectos. Los esculturos cincelaban la piedra desde fuera para que el cuerpo humano pareciese lo más perfecto posible. Muchos querrían que hubiera un método fácil en el que pudieran deshacerse de la grasa del vientre rápidamente.

Sin embargo, para conseguir un estómago plano hace falta mucho esfuerzo y dedicación. Y para lograrlo, al contrario que estos artistas, se hace de dentro hacia fuera. Comer bien y hacer ejercicio son la base, pero cuando deseas reducir lo antes posible necesitas confiar en los propios mecanismos internos que puedan activarse en menos de 24 horas.

Ni es magia ni hay una fórmula infalible. Puede que suene un poco raro, pero realmente hay un puñado de trucos que puedes hacer. Si alineas tu sistema digestivo, acelerarás el metabolismo, reducirás drásticamente la hinchazón y verás los resultados en pocas horas. Te decimos cómo.

Alimentación

Bebe té. Un sistema digestivo lento equivale a una tasa metabólica más lenta. Despierta tu estómago por la mañana con una taza de té de jengibre. Esta bebida ayudará a mejorar la digestión, a la eliminación de los alimentos y a reducir los antojos poco saludables de sal o azúcar. En 7 días lo notarás muchísimo. Si hay una fruta que puede ayudarte a conseguir un vientre plano, esa es el plátano. Están llenos de potasio, un nutriente que ayuda a regular el balance de líquidos para aplanar la hinchazón.

Debes evitar algunas verduras. A pesar de que están llenas de nutrientes que promueven una buena salud, también te inflan: cebollas blancas, alcachofas, maíz, brócoli, coliflor, col rizada, espinaca o champiñones. Pero por ejemplo es muy bueno tomar chocolate negro (más del 70%), ya que según la American Chemical Society, los microbios lo transforman en compuestos antiinflamatorios.

Cena temprano y desayuna pronto. El periodo de ayuno es muy importante y por eso la primera ingesta es crucial para no estar hinchado

Los alimentos con alto contenido de grasa pueden causar trastornos gastrointestinales. Si bien algunos son excelentes para el intestino, como los omega-3 que se encuentran en el pescado o las nueces, las malas no interactúan con tu cuerpo de la misma manera. Los alimentos precocinados a menudo contienen altos niveles de las no saludables, como las saturadas y trans que causan una respuesta inflamatoria en el cuerpo, lo que significa que el organismo lo quiere eliminar.

Además, los lácteos pueden ser muy molestos para el vientre porque muchos adultos a medida que envejecen producen menos lactasa, una enzima digestiva necesaria para procesar este tipo de nutrientes. Si consumes estos alimentos con bastante frecuencia, intenta reducirlos durante unos días y vea cómo reacciona tu cuerpo.

Malos hábitos

Cuando finalmente llegas a casa después de un largo día, estás totalmente hambriento. Pero eso no significa que debas engullir tu cena. Comer demasiado rápido hace que tragues mucho aire, lo que puede ocasionar gases e hinchazón incómodos. Disminuir la velocidad de masticación puede tener el efecto contrario. Combate el impulso de aspirar toda tu comida tomango algo como una pequeña porción de fruta o una nuez en el camino a casa. Después, una vez que te hayas relajado, siéntate y cena tranquilamente.

Si eres de los que se pasa el día mascando chicle, olvídate. No solo causa que tragues más aire, muchos contienen alcoholes de azúcar y edulcorantes artificiales como el sorbitol y el xilitol que pueden causar hinchazón. Y si te gusta usar pajitas, ve dejándolas de lado. Además de que contaminan mucho, también hace que metas mucho aire a tu barriga.

No todas las verduras son buenas: cebollas blancas, alcachofas, maíz, brócoli, coliflor, col rizada, espinacas o champiñones te hacen estar hinchado

La vida sendentaria que llevamos no nos ayuda tampoco. En lugar de descansar después de la cena, sal a dar un paseo de 15 minutos: es una excelente manera de hacer que el metabolismo se active cuando te sientes amedrentado e hinchado. Si experimentas estreñimiento con regularidad, considera la posibilidad de caminar como parte de tu rutina nocturna.

Cena temprano y desayuna tarde. El periodo de ayuno es muy importante y por eso la primera ingesta es crucial. Cuando más tiempo alargues al no consumir nada, menos calorías meterás en tu cuerpo. Asegúrate de tener al menos 12 horas entre la última y la primera comida. Darás tiempo a que el sistema digestivo se recupere se desinfle el vientre rápidamente.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios