La reina Isabel II ha vuelto a sorprender a todos. En esta ocasión, y tras haberse aficionado a las videoconferencias durante el confinamiento, ha participado en una videoconferencia para comprobar el resultado de un encargo. A través de una sesión de Zoom ha asistido a la presentación de un retrato pintado por la artista Miriam Escofet. Sir Simon McDonald, subsecretario de Estado permanente para asuntos exteriores y de la Commonwealth y jefe del Servicio Diplomático, organizó la presentación virtual junto al artista. Ambos, descubrieron el gran cuadro a tamaño natural, que estaba tapado con una tela. La Reina vio su retrato por primera vez en ese momento desde la pantalla de su ordenador. La pintura tardó 7 meses en ser creada por su autora. Con una sonrisa de aprobación, la reina aseguró que esperaba poder verlo en vivo y en directo algún día.

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios