Es noticia
Menú
Cs abre otro frente con De la Torre al cuestionar con el PSOE el proyecto estrella de Málaga
  1. España
  2. Andalucía
CIENTOS DE MILLONES DE COSTE

Cs abre otro frente con De la Torre al cuestionar con el PSOE el proyecto estrella de Málaga

El socio de gobierno del PP en el ayuntamiento cuestiona el “faraónico” Plan Málaga Litoral, que prevé la peatonalización del centro histórico. Es el último episodio de tensión en la coalición, en la cuerda floja desde hace meses

Foto: Francisco de la Torre, en una imagen de archivo. (EFE/Íñigo Álvarez)
Francisco de la Torre, en una imagen de archivo. (EFE/Íñigo Álvarez)

Hacía tiempo que el portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Málaga, Daniel Pérez, no se veía en una así. Y se lo debe a Ciudadanos. El también secretario general de su partido en la provincia acumulaba meses de sinsabores, agravados tras el correctivo en las autonómicas. Pero tumbar el proyecto estrella del alcalde del PP, Francisco de la Torre, ha sido un bálsamo. El pleno municipal votó este jueves en contra del Plan Málaga Litoral, una actuación con la que el regidor pretendía lograr la práctica peatonalización total de la almendra del centro histórico con el soterramiento del tráfico. Pero Pérez logró algo más. Se aseguró el apoyo de los naranjas y reabrió las fisuras en las relaciones de los populares con su socio. Meses atrás, incluso, peligró el Gobierno municipal.

Pérez anunció el miércoles la tramitación de urgencia de una moción heterogénea, con el medio ambiente como hilo conductor, que seguía la línea marcada estos días por Pedro Sánchez y en la que se sometían a votación cuatro puntos con peso individual. El tercero decía: “Instar al equipo de gobierno a sustituir Plan Málaga Litoral por un proyecto factible y menos lesivo, que permita la reordenación del tráfico en el eje este-oeste de la ciudad, eliminando vehículos de la circulación y reduciendo la contaminación en el casco urbano”. Esta postura se justificaba esgrimiendo que se trata de una propuesta, “a todas luces, irrealizable”, en la que el consistorio “ya ha gastado más de dos millones en la redacción de proyectos que no se van a ejecutar y que supondría hipotecar el futuro de la ciudad con una inversión inasumible que puede llegar hasta los 1.000 millones de euros”.

Foto: Francisco de la Torre y Noelia Losada junto al medallista olímpico Damián Quintero. (Ayuntamiento de Málaga)

Los socialistas cuestionaban así una intervención urbanística sobre la que De la Torre se deshacía en elogios durante una entrevista en El Confidencial. “El Plan Málaga Litoral supondría 65.000 metros cuadrados libres peatonales. Un lugar de máxima calidad ambiental, muy alineado con los objetivos europeos y de desarrollo sostenible”, explicaba el regidor, que aún no ha desvelado si será el candidato del PP en las municipales de mayo de 2023.

Los posicionamientos de los dos grandes partidos estaban condicionados por los de sus socios naturales. Daniel Pérez tenía asegurado el apoyo de los ediles de Unidas Podemos por Málaga (UPporMálaga), mientras que Francisco de la Torre estaba a expensas del apoyo de la única representante de Ciudadanos (Cs), Noelia Losada, su socia de coalición. La concejala de Cultura y Deporte era decisiva para rechazar la iniciativa socialista, ya que su minoría era más evidente al estar ausente el otro pilar del Gobierno municipal: el tránsfuga naranja Juan Cassá.

Los reproches públicos de los dirigentes del PP hacia la edil de Cs arreciaron semanas atrás

Losada y De la Torre habían superado una reciente crisis que se cerró en falso. La edil naranja siempre ha querido marcar un perfil propio y en varias ocasiones ha defendido que representaba a un partido distinto al PP, por lo que se alejaba de una concepción del pacto de gobierno que implicase sumisión. Esta forma de desenvolverse derivó en enfrentamientos sobre una hipotética sede del Hermitage en la ciudad, en la labor de Braulio Medel al frente de Unicaja o en el futuro del Museo Ruso tras la invasión de Ucrania. Y, aunque los populares siempre han tenido la certeza de que la concejala de Cs no apoyaría una moción de censura que diese la alcaldía al PSOE, los conflictos hicieron caer alguna gota de sudor frío al imaginar perder una plaza histórica como Málaga.

El temor parece justificado por el tono de las críticas. La portavoz de los populares, Elisa Pérez de Siles, no se guardaba nada. “Su posicionamiento cada día más habitual junto a la izquierda en cuestiones relevantes para la ciudad nos preocupa y no es bueno para Málaga”, manifestaba a finales de marzo, cuando preguntaba a su compañera de gobierno “si da por roto el acuerdo de cogobierno”. Porque “no se puede ser juez y parte”: "Está desgastando al alcalde continuamente".

placeholder El portavoz socialista, Daniel Pérez, durante su intervención. (PSOE de Málaga)
El portavoz socialista, Daniel Pérez, durante su intervención. (PSOE de Málaga)

De la Torre ha tratado de medir sus palabras, pero sin restar un ápice de contundencia. “Está en cuestión la estabilidad de la ciudad”, dijo, hasta elevar aún más el tono: “No tendría sentido mantener el acuerdo de coalición”. Sin embargo, el paso del tiempo trajo una normalización de las relaciones que aplaudieron sus compañeros de gobierno cuando Noelia Losada apoyó una serie de iniciativas que el PP consideraba importantes.

Conflicto reabierto

Esta dinámica se volvió a romper este jueves. Daniel Pérez hizo su exposición de argumentos —“es un proyecto faraónico que endeudará las arcas públicas en más de 700 millones de euros y que abrirá la ciudad en canal durante dos décadas”— y se dirigió directamente a la edil de Ciudadanos para que meditara su postura ante el Plan Málaga Litoral. Losada fue la primera en darle la réplica y comprometió su apoyo a este punto de la moción a que se aceptase una enmienda al texto original. Tras exponer una primera versión, abogó por “instar al equipo de gobierno a abrir una reflexión sobre la envergadura del Plan Málaga Litoral para adaptarlo a las necesidades de la ciudad y el actual contexto económico, manteniendo los objetivos de reordenación del tráfico en el eje este-oeste, facilitando la conexión entre el parque y el puerto y que sirva para reducir la contaminación en el casco urbano y mejorar la sostenibilidad”.

Losada apuesta por dimensionar el Plan Málaga Litoral manteniendo parte del soterramiento

La edil considera necesario avanzar en la “permeabilidad” entre el recinto portuario y la ciudad, pero considera que el proyecto original es “difícil” de ejecutar con base en “las expectativas económicas que tenemos a partir de otoño”. Aboga por “dimensionarlo”, ya que entiende que “hay consenso en soterrar el paseo de Los Curas y el muelle de Heredia”.

El dirigente socialista aceptó la enmienda porque considera que la posición de Cs demuestra sus serias dudas sobre un proyecto irrealizable”. “Puede reír o sonrojarse”, espetó al regidor. "Reconózcalo, ha metido la pata". Francisco de la Torre, que había delegado en su primera teniente de Alcalde y delegada del Área de Innovación Digitalización Urbana, Susana Carillo, tomó la palabra en más de una ocasión para interpelar a Pérez y cuestionó la veracidad de algunos de sus argumentos.

Foto: Francisco de la Torre Prados, alcalde de Málaga. (Mariano Pozo)

Carillo, por su parte, pasó de puntillas por esta cuestión y se limitó a deslizar el aval del Gobierno central a la actuación cuando dijo que está incluido en la documentación de la candidatura de la Expo 2027 a la que aspira la ciudad y que no recibió ninguna corrección. No obstante, se mostró conciliadora cuando señaló que “estamos abiertos a añadir cualquier modificación que aumente el valor técnico del proyecto”.

El punto relativo al Plan Litoral se aprobó con los votos a favor de los 12 ediles socialistas, los tres de UPporMálaga y la representante de Ciudadanos, que hicieron estériles los 14 del PP. El proyecto se tambalea. La duda a discernir es si Francisco de la Torre reducirá las expectativas iniciales y acomodará la operación a lo planteado por la oposición y su socia. Pero la clave política estará en si digerirá la ‘ruptura de disciplina’ de Losada.

Hacía tiempo que el portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Málaga, Daniel Pérez, no se veía en una así. Y se lo debe a Ciudadanos. El también secretario general de su partido en la provincia acumulaba meses de sinsabores, agravados tras el correctivo en las autonómicas. Pero tumbar el proyecto estrella del alcalde del PP, Francisco de la Torre, ha sido un bálsamo. El pleno municipal votó este jueves en contra del Plan Málaga Litoral, una actuación con la que el regidor pretendía lograr la práctica peatonalización total de la almendra del centro histórico con el soterramiento del tráfico. Pero Pérez logró algo más. Se aseguró el apoyo de los naranjas y reabrió las fisuras en las relaciones de los populares con su socio. Meses atrás, incluso, peligró el Gobierno municipal.

Málaga Ciudadanos Francisco de la Torre Noticias de Andalucía
El redactor recomienda