Sánchez se lanza a la conquista de Aragón, Madrid y Murcia y busca destensar Cantabria
  1. España
EL SEGUNDO TIEMPO DE LOS CONGRESOS AUTONÓMICOS

Sánchez se lanza a la conquista de Aragón, Madrid y Murcia y busca destensar Cantabria

Ferraz apoya a la candidata alternativa a Lambán, y tiene opciones de apuntarse el tanto gracias a la alianza con Huesca. Puede ganar en las otras federaciones en liza, salvo Castilla-La Mancha

Foto: Sánchez se lanza a la conquista de Aragón, Madrid y Murcia y busca destensar Cantabria
Sánchez se lanza a la conquista de Aragón, Madrid y Murcia y busca destensar Cantabria

Congresos del PSOE, segunda parte. Pasado el parón veraniego, los socialistas reanudan la batalla orgánica, a nivel autonómico en un puñado de federaciones y en el escalón provincial en toda España. Y no todo está escrito. Menos cuando hay importantes botines en juego, como el control de Aragón, que puede perder su secretario regional y presidente autonómico, Javier Lambán. O como Madrid, Asturias y Murcia, donde podrían imponerse los candidatos afines a Pedro Sánchez.

Fuera del control de Ferraz quedaría Castilla-La Mancha, dada la fortaleza interna del jefe del Ejecutivo regional, Emiliano García-Page. Una 'rentrée' agitada que se ha enrarecido aún más con la pugna cada vez más enconada que se vive en Cantabria entre el nuevo líder socialista, el sanchista Pablo Zuloaga, y su antecesora y aún vicepresidenta del Gobierno autonómico, Eva Díaz Tezanos. Un pulso que amenaza con desestabilizar el propio Gabinete de coalición.

Pedro Sánchez, el pasado 26 de julio en rueda de prensa en Ferraz. (EFE)
Pedro Sánchez, el pasado 26 de julio en rueda de prensa en Ferraz. (EFE)

En la primera tacada de congresos regionales, Sánchez no logró el que tal vez era su principal objetivo: hacerse con las riendas de la segunda federación socialista, la valenciana. Ferraz apostó a las claras —aunque no públicamente— por el alcalde de Burjassot, Rafa García, para desbancar al 'president' Ximo Puig, uno de los barones más vinculados a Susana Díaz, de la secretaría general del PSPV. A priori, tenía la victoria a tiro de piedra, ya que el madrileño arrasó en las primarias federales del 21 de mayo en la comunidad. Pero erró. García se hizo con un nada desdeñable 42,3% de los votos, frente al 56,7% de Puig.

El patinazo de Sánchez en uno de los feudos de mayor peso deslució sus otros triunfos en la primera parte de la competición regional del PSOE. Porque candidatos alineados con su dirección vencieron en Cantabria (Pablo Zuloaga, con un 53,08%, 166 votos de diferencia con Eva Díaz Tezanos, con el 46,12%), La Rioja (Paco Ocón, con un 56,72%, frente al susanista Félix Caperos, que obtuvo el 42,37%) y Canarias (Ángel Víctor Torres, vencedor con el 43,59%, por encima de los susanistas Patricia Hernández, 32,14%) y Juan Fernando López Aguilar, 24,27%).

Sánchez patinó en su apuesta por arrebatar a Puig el PSPV, pero esta segunda tanda le conducirá a dominar más territorios y aumentar su poder

En Andalucía, Ferraz no promocionó a ningún rival contra Susana Díaz, que revalidó su mandato sin ocultar sus diferencias personales y de proyecto con el jefe socialista. Y en Extremadura, donde sí hubo urnas, la ejecutiva federal no puso palos en la rueda para la reelección del presidente Guillermo Fernández Vara, que ni siquiera necesitó una segunda vuelta para mantenerse en el poder. Además, continuaron en sus puestos, sin necesidad de votación, los sanchistas Luis Tudanca en Castilla y León, Francina Armengol en Baleares, María Chivite en Navarra, Manuel Hernández en Ceuta, Gloria Rojas en Melilla e Idoia Mendia en Euskadi, anteriormente férreo respaldo de Patxi López.

Foto: Sánchez se apunta Canarias: su candidato se hace con las riendas con el 43,6% de los votos

Lambán y Dueso, ya confirmados

El segundo tempo de congresos que se abre ahora tiene un plato fuerte: Aragón. El comité regional de este viernes procedió a la convocatoria del 16º Congreso Regional, que se celebrará a primeros de noviembre y que será precedido por las primarias del 8 de octubre. Enseguida se postuló la exconcejala en el Ayuntamiento de Zaragoza Carmen Dueso, avalada por Ferraz, como ella misma reconoció. La exedil incluso se había reunido la víspera con el secretario de Organización federal, José Luis Ábalos, y su adjunto, Santos Cerdán, para recabar su bendición. Y la tuvo.

Era el movimiento lógico después de que la candidata natural rival de Lambán, la diputada por Zaragoza Susana Sumelzo, secretaria de Política Municipal de la ejecutiva, comunicase a su entorno esta misma semana que ella no daría la batalla contra el presidente regional, que pese a su distanciamiento de los últimos años había sido su mentor político. Este sábado quien confirmó su candidatura fue el propio Lambán, quien dijo representar un proyecto "alineado" con Ferraz, pese a que él ha sido uno de los barones que más fustigó a Sánchez en su primer mandato y durante las primarias.

Al renunciar Sumelzo a competir contra Lambán, Ferraz lanzó a la exedil Dueso, que cuenta con el apoyo de una provincia muy compacta, Huesca

Dueso, secretaria general de la agrupación Norte de la capital aragonesa, la más importante de la ciudad —y en la que Sánchez arrasó el 21 de mayo—, no era la preferida por Sumelzo, que se inclinaba por otras opciones como el alcalde de Utebo, Miguel Dalmau, o la abogada Altamira Gonzalo. Pero fue Dueso la elegida. Y la que tiene posibilidades de vencer no solo por el apoyo del aparato federal, sino porque cuenta con el respaldo del presidente de la Diputación de Huesca, Miguel Gracia, auténtico factótum de una provincia cuya militancia socialista (unos 1.600 miembros), aunque menos numerosa que la de Zaragoza (5.100), sí está muy cohesionada. Más aún, como reconocen distintos sectores del PSOE aragonés, es una provincia "militarizada", ya que las bases suelen responder como un solo hombre al toque de corneta de sus generales.

En las primarias federales, Sánchez se impuso en Aragón a Díaz, pero por muy pocos votos, 148 (45,95% frente al 43,62% de la presidenta). La jefa de la Junta fue derrotada en Zaragoza y Teruel, pero sin embargo ganó en Huesca (51,91%), una de las cuatro provincias fuera de Andalucía en las que ella pudo cantar victoria. En ese viaje, Gracia y el poderoso aparato oscense se alineó con Lambán. Pero ahora la agrupación altoaragonesa está con Dueso. Fuentes de la cúpula provincial explican que Huesca se siente agraviada con el presidente regional, y le acusan de no haberla cuidado y de no haberle otorgado el peso que le corresponde, apreciación que niegan en la ejecutiva autonómica.

Carmen Dueso, exconcejala en el Ayuntamiento de Zaragoza, en septiembre de 2014 en la capital aragonesa. (EFE)
Carmen Dueso, exconcejala en el Ayuntamiento de Zaragoza, en septiembre de 2014 en la capital aragonesa. (EFE)

La dirección oscense, relataban fuentes socialistas a este diario, había ido reforzando sus lazos con Sánchez desde hace dos meses, y tejiendo pactos con él. Patrocinaba una candidatura de consenso y, si no era posible, el alineamiento con Ferraz. Pero Lambán no cedió. Pese a las presiones para que dejara el testigo a su número dos, la secretaria de Organización del PSOE aragonés y consejera de Innovación, Pilar Alegría —que habría sido vista con buenos ojos por Huesca—, el presidente mantuvo el pulso. No sorprende. Él no es partidario de la bicefalia y siempre ha entendido que el presidente del Gobierno autonómico ha de tener también las riendas del partido.

Sánchez y su equipo creen que el triunfo sobre Lambán es posible, a diferencia de lo que ocurrió con Puig. Incluso en el equipo del presidente regional admiten que Dueso tiene "posibilidades" de ganar, aunque advierten de que el candidato dará la batalla y se empleará a fondo en la contienda interna. Es consciente de que una derrota le dejaría en una posición muy insostenible y debilitaría su Gobierno, razón por la cual también sus partidarios le recomendaron ceder el testigo a Alegría, una dirigente mucho más joven, con peso ascendente y miembro del 'staff' de campaña de Díaz.

El propio Lambán no podía disimular su extrañeza por la alianza de Gracia con Sánchez: "Es la primera vez que apoya una alternativa al presidente del Gobierno", decía, mientras recordaba que ambos fueron los "principales actores" para preservar la estabilidad del Gobierno de Marcelino Iglesias y su figura como secretario regional y presidente autonómico.

Foto: Sánchez y Díaz mantienen vivo su pulso y los barones se repliegan en sus territorios

La decisión de Page

El otro barón que debe defender su espacio es Emiliano García-Page. El presidente manchego presidió este domingo la reunión del comité regional que convocó formalmente el congreso autonómico. Pero no desveló aún si optará a la reelección: lo hará cuando finalice el plazo de presentación de las candidaturas, este miércoles. El ligó la decisión de repetir, justo después de las primarias del 21 de mayo, a la foto que resultase del congreso federal. Entretanto, Page se ha fortalecido internamente al sortear el peligro de nuevas elecciones en su comunidad forjando un Gobierno de coalición con Podemos, con quien cerró los Presupuestos de 2017, aprobados el pasado viernes en las Cortes regionales. Los mandos del partido en Castilla-La Mancha y en Ferraz dan por hecho que el presidente se presentará para liderar un segundo mandato. Y su camino está mucho más despejado que el de Lambán.

García-Page podría tener un contrincante, José Luis Blanco, alcalde de Azuqueca, pero Ferraz se desvincula de su candidatura

Page está bastante asentado en su federación, pero sobre todo no tiene enfrente una alternativa patrocinada por Ferraz, y eso que su proximidad con Díaz está fuera de duda. De hecho, llegó a ligar su futuro con el triunfo de la presidenta andaluza antes de la batalla final y sus choques con Sánchez no se han mitigado tras su triunfo. Quien ya se ha postulado contra él es José Luis Blanco, alcalde de Azuqueca de Henares (Guadalajara), pero la propia dirección federal recalca que no está detrás de su candidatura y que es consciente de que el Gobierno autonómico está todavía "débil". Pero en el entorno de Page no se fían y subrayan que el regidor sí está trasladando que es el aspirante de Ferraz.

Emiliano García-Page, junto a (de izqda. a dcha.) Matilde Valentín, Jesús Fernández Vaquero y Cristina Maestre, este domingo durante el comité regional del PSOE manchego, en Toledo. (EFE)
Emiliano García-Page, junto a (de izqda. a dcha.) Matilde Valentín, Jesús Fernández Vaquero y Cristina Maestre, este domingo durante el comité regional del PSOE manchego, en Toledo. (EFE)


En Asturias habrá bicefalia sí o sí, porque el presidente del Principado, Javier Fernández, decidió dejar las riendas del partido tras 17 años llevándolas. El cargo de secretario general se lo disputan el alcalde de Laviana, el sanchista Adrián Barbón, y el susanista José María 'Josechu' Pérez. El primero, apoyado indiscutiblemente por Adriana Lastra, la vicesecretaria general del PSOE, tiene todas las papeletas para ganar en las primarias del 17 de septiembre, y ya de hecho se impuso con holgura en la fase de los avales, librada antes del paréntesis de agosto.

En Madrid hay explosión de candidatos, hasta 6 por ahora, pero Ferraz prefiere a Franco. En Murcia, procura neutralidad entre Conesa y Veracruz

Madrid, Murcia y Galicia también pueden caer del lado de Ferraz. Incluso la primera, y eso que será con toda seguridad la federación en la que más candidatos concurran: hay ya seis confirmados y aún podría haber un séptimo. Los que ya han avanzado su postulación son el sanchista José Manuel Franco, el clarísimo favorito; la actual baronesa autonómica, Sara Hernández; el exdiputado regional Eusebio González, alineado con el exlíder del PSM Tomás Gómez; el parlamentario autonómico y alcalde de Soto del Real, Juan Lobato, y los militantes de base Enrique del Olmo y Manuel Lucas Campeño. Aún debe anunciar su decisión el exportavoz en la capital Antonio Miguel Carmona.

Las seis primarias y los 10 congresos pendientes del PSOE

(*) Madrid y Murcia celebran primarias a doble vuelta

La proliferación de candidaturas en Madrid la favorece, sin duda, el sistema elegido: el de primarias a doble vuelta y con pocos avales (2% de mínimo y 4% de máximo). Es la fórmula al que se acogió Extremadura y la que está en marcha en Murcia. En el resto, se ha mantenido la antigua norma: una sola ronda y con un 10% de firmas como poco.

Foto: Eusebio González, el candidato de Gómez contra el elegido de Sánchez en Madrid

Sin susanistas en el PSdeG

En Murcia, pugnan por el liderazgo regional la diputada nacional María González Veracruz, hija del actual barón autonómico, Rafa González Tovar; el alcalde de Alhama, el sanchista Diego Conesa, y el regidor pedáneo de El Raal (Murcia), el susanista Francisco Lucas. Los mejores posicionados son Conesa y González Veracruz, miembro de la primera ejecutiva de Sánchez que apoyó a Patxi López en las primarias hasta que tras los avales se escoró discretamente hacia el madrileño. Aunque el primer edil de Alhama apoyó desde el principio a Sánchez en la pugna federal, también es verdad que los dos integrantes murcianos de la cúpula nacional tienen apuestas diferentes: Pepe Vélez, primer edil de Calasparra, se inclina por Conesa, y la diputada autonómica Begoña García Retegui, por González Veracruz. De ahí que Ferraz considere que gana con cualquiera de los dos —con ambos se reunió Ábalos y ambos le prometieron que encarnarían el proyecto de Sánchez— y su grado de implicación en la batalla, por tanto, será menor.

Sánchez se reunió este sábado con Revilla para trasladar su apoyo a la dirección regional, liderada por Zuloaga, frente a la vicepresidenta Tezanos

En Galicia, los tres aspirantes que se han dejado ver son sanchistas: el portavoz en la Cámara autonómica, Xoaquín Fernández Leiceaga; el parlamentario coruñés Juan Díaz Villoslada y el pontevedrés Gonzalo Caballero, sobrino del alcalde de Vigo, Abel Caballero, aunque radicalmente enfrentado a él. Los susanistas, que en el PSdeG estaban liderados por el regidor vigués, se han inhibido de este proceso interno. Como ocurre con Murcia, Ferraz no quiere inclinarse claramente por alguno de los aspirantes para no herir sensibilidades entre quienes apoyaron en el anterior proceso a Sánchez.

En Cantabria las primarias ya se libraron pero los problemas no han dejado de crecer. El último choque se ha producido por los cambios en la estructura del Gobierno que quiere introducir el nuevo secretario regional, Pablo Zuloaga, y a los que se niega su antecesora en el cargo, Eva Díaz Tezanos, vicepresidenta del Ejecutivo autonómico. La tensión ha llegado hasta tal punto que el viernes viajaron de urgencia a Santander Ábalos y Lastra, para presidir una comida de mediación con las dos partes: de un lado, Zuloaga, y de otro, Díaz Tezanos y su mano derecha, el consejero de Educación, Ramón Ruiz, de quien se pide la cabeza. El almuerzo no sirvió para apagar el conflicto, pero sí para recalcar, como ya había hecho días antes la presidenta del PSOE, Cristina Narbona, que Ferraz se situaba del lado del nuevo líder autonómico.

Pablo Zuloaga, nuevo secretario general del PSOE cántabro, el pasado 30 de julio, en Santander. (EFE)
Pablo Zuloaga, nuevo secretario general del PSOE cántabro, el pasado 30 de julio, en Santander. (EFE)

El propio Sánchez trasladó al presidente cántabro, el regionalista Miguel Ángel Revilla, ese apoyo total de su ejecutiva a la dirección de Zuloaga en una comida "cordial y en un buen ambiente" entre ambos en Madrid, aprovechando que el jefe del Ejecutivo viajaba a Madrid para ser entrevistado en 'La Sexta noche'. En el entorno del secretario general mostraban su total confianza en que la cúpula de Zuloaga introduzca un "impulso al Gobierno de Cantabria que garantizará la estabilidad". Revilla, por su parte, pidió a Sánchez que los problemas del PSOE no se trasladen a su Ejecutivo. El encuentro se produjo tras el envío de una carta, a Sánchez y a Zuloaga, firmada por 12 de los 19 alcaldes cántabros —entre ellos, todos los que tienen mayoría absoluta—, en la que reclaman que cesen las "purgas" en el Gobierno y que el jefe regional de los socialistas empiece a mostrar "gestos conciliadores", según informaba este sábado 'El Diario Montañés'.

La pelea no acabará cuando se culminen los congresos autonómicos. Seguirá con los procesos provinciales. De hecho, ya están en marcha los andaluces, aunque en ellos Sánchez sigue teniendo difícil su entrada.

Adriana Lastra: "Vivimos en una anomalía democrática por las actitudes del PP"

Sí a la defensa de la legalidad y sin renunciar al diálogo

La actividad de la dirección federal se concentró el sábado en la celebración de la Fiesta de la Rosa de Boñar, en León, a la que asistieron la vicesecretaria general, Adriana Lastra, el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero y el líder socialista castellanoleonés, Luis Tudanca. 

Lastra arremetió contra el PP por la corrupción y subrayó que el PSOE no se resigna ante un Ejecutivo que no da la cara y que no afronta los grandes problemas del país, uno de los cuales es, recordó, el "desafío independentista". "Nosotros siempre vamos a apoyar al Gobierno en defensa de la legalidad, pero no renunciamos tampoco a la política como ha hecho el Gobierno del PP", sostuvo.

La número dos remarcó que en el plenario de la ejecutiva del lunes el PSOE comenzará a poner sobre la mesa medidas para salir del bloqueo en Cataluña, basadas en la 'Declaración de Barcelona' acordada el pasado julio con el PSC. 

"Es nuestra obligación como oposición y porque dentro de muy poco vamos a volver a gobernar este país", aseguró Lastra, informa EFE.

Primarias PSOE Teruel Susana Díaz Patxi López José Luis Ábalos Miguel Ángel Revilla Xoaquín Fernández Leiceaga PSdeG Cantabria Guillermo Fernández Vara Aragón Juan Fernando López Aguilar Luis Tudanca Fernández Idoia Mendia Zaragoza LaSexta Marcelino Iglesias Adriana Lastra Mariano Rajoy Ximo Puig Murcia Adrián Barbón Barones del PSOE Sara Hernández Barroso Javier Fernández Emiliano García-Page Javier Lambán Pedro Sánchez 39° Congreso Federal del PSOE PSOE Antonio Miguel Carmona Crisis PSOE Congresos PSOE Gestora PSOE
El redactor recomienda