Es noticia
Menú
Raúl de Tomás, del internado de Madrid a ser delantero de urgencia de Luis Enrique
  1. Deportes
  2. Fútbol
el mejor goleador español

Raúl de Tomás, del internado de Madrid a ser delantero de urgencia de Luis Enrique

Decidió con 13 años que lo mejor para aislarse de las malas compañías era entrar interno en un colegio. Su lucha por encontrar el equilibrio, madurar y superarse le lleva a la Selección

Foto: Raúl de Tomás celebra un gol al Cádiz sentado en el césped. (EFE/Alejandro García)
Raúl de Tomás celebra un gol al Cádiz sentado en el césped. (EFE/Alejandro García)

España se juega el primer puesto del grupo que da acceso directo al Mundial de Qatar en los partidos contra Grecia y Suecia. Dos finales para evitar la repesca que se jugaría en el mes de marzo. Sería una deshonra quedar segundos después de alcanzar las semifinales en la Eurocopa y ser finalistas en la Liga de Naciones tras ganar a Italia, la actual campeona de Europa. El grupo no es el de la ‘muerte’.

Luis Enrique va a las batallas contra griegos y suecos sin sus principales delanteros en un momento clave. Se han caído por lesión Ferran Torres, Oyarzabal, Gerard Moreno y Ansu Fati. Este último era la esperanza para sumar goles. En su lugar, el seleccionador decidió que había que buscar un delantero de emergencia. Por fin llegó la oportunidad para Raúl de Tomás, el máximo goleador español de la Liga (siete tantos en 12 partidos con el Espanyol), segundo tras Benzema (10 goles) y empatado con Vinícius. Raúl de Tomás lleva cinco partidos consecutivos de Liga haciendo goles. Está en una buena racha.

Foto: Los jugadores del Real Madrid celebran un gol en el Bernabéu. (EFE/Juanjo Martín)

Con Raúl de Tomás se ha hecho justicia, pero su convocatoria llega por un sinfín de percances de otros jugadores que están en el grupo principal de confianza del seleccionador. Es el destino del delantero madrileño, convertido en una figura en el Espanyol tras su regreso a la Primera División. ‘RDT’, siglas que luce en su camiseta, reconoce que para llegar hasta aquí ha tenido que pasar “mucho sufrimiento”.

Los inicios en el Real Madrid

Su historia de superación empezó el día en que le cogió Míchel, entonces director de la cantera del Real Madrid, y se fue a hablar con sus padres. Raúl había entrado con ocho años a la cantera madridista. Empezó en el alevín. Pero era un trasto. Un niño que, con 13 años, corría el peligro de echarse a perder. “Tenía malas compañías”, cuentan en el Real Madrid. Míchel enderezó su camino y pidió a los padres que le inscribieran en el colegio SEK, que tiene el club para los chavales que vienen de fuera de la capital. A Raúl no le correspondía, pero era la mejor medida para centrarse. Resultó un acierto para que no se despistara. Era una medida para quedar internado, no desviarse y echar a perder el potencial futbolístico que intuían los técnicos del club blanco.

Raúl de Tomás Brasero, el padre, fue futbolista y llegó a jugar en varios equipos de la Segunda División B. Era una época complicada en el fútbol modesto. Se ganaba poco dinero y eran frecuentes los impagos a los jugadores. El padre hizo muchos sacrificios, conoció desde dentro las dificultades para hacer una carrera, ascender y no desaprovechar las oportunidades. Su hijo tenía que entrar en ese internado y olvidarse de la vida descontrolada del barrio. El padre y la madre, de origen dominicano, educaron a Raúl y su hermano (Rubén) en los valores del esfuerzo y la humildad. “Cuando se pasa mal, siempre se crece. Por eso Raúl ha madurado mucho. Le decía: 'No pienses nunca que has llegado a tu techo. Es la mejor manera de alcanzar las grandes metas”, manifestó el padre a EFE cuando fichó por el Espanyol. El padre trabaja hoy en una autoescuela.

placeholder Raúl de Tomás celebra el gol marcado contra el Real Madrid en Cornellà. (EFE/Alberto Estévez)
Raúl de Tomás celebra el gol marcado contra el Real Madrid en Cornellà. (EFE/Alberto Estévez)

La etapa del Real Madrid, desde alevín hasta solo jugar un partido con el primer equipo de Ancelotti en 2014 (en Copa del Rey contra el Cornellà), marcó a RDT. Para bien. Primero fue Míchel el que le apartó de lo que podía perjudicar su formación futbolística y personal, después fueron llegando los progresos, porque puso de su parte, y así consiguió jugar en el Castilla de Zidane. Fue el entrenador francés el que un día le metió en su despachó y le hizo mirar por la ventana el entrenamiento del primer equipo. Le comentó lo mismo que Míchel. Si conseguía estar centrado, tendría sitio en la élite del fútbol español. “No te despistes”, le dijo Zidane.

La apuesta de Rufete en el Espanyol

Raúl de Tomás ha sentido la cercanía, el apoyo y los buenos consejos de entrenadores, educadores y, por supuesto, su familia. Esta es la palabra clave y a la que más se refiere en estos días en la concentración de España. RDT rinde mejor donde hay un ambiente familiar. Tiene una personalidad fuerte, un carácter especial y cuando identifica una atmósfera familiar lo da todo para no defraudar. Esta es su situación ideal y la que se da en el Espanyol. “Cuando un jugador rinde en el campo, es porque tienes el apoyo personal. Funcionas cuando ves que todos están unidos. Estar en el Espanyol es un privilegio, un orgullo, y aquí me hacen sentir feliz y eso es muy importante para mí”, declara RDT al canal oficial del club en el momento de conocer que es citado por primera vez para la Selección absoluta. Es un triunfo personal y de su club. La convocatoria lleva aparejada una subida de la cláusula de rescisión. Si juega un minuto con España, RDT pasará de costar 60 a 70 millones.

En el Espanyol, está otra de las personas que marcan la trayectoria profesional y personal de Raúl de Tomás. Es Francisco Rufete, el director deportivo, que apostó por él cuando no jugaba en el Benfica e insistió en que había que ficharlo por todo el potencial que tenía que dar. El precio que pagó el Espanyol fue de 22 millones de euros. La contratación más cara de la historia del club ‘perico’. Llegó en enero de 2020 para evitar el descenso y no lo consiguió. Otro palo, el descenso de categoría, que se unió a las dudas de su continuidad. La gestión personal de Rufete fue comprometer a Raúl de Tomás. Sintió que le valoraban, que era intocable y necesario para el proyecto del club. Se quedó y consiguió el ascenso tras ser el máximo goleador de Segunda con 23 goles.

Foto: Gareth Bale sonríe en un entrenamiento con la Selección de Gales. (Reuters/John Sibley)

Raúl de Tomás necesita un club que le arrope, que le cuide, con ambiente familiar, de unión y donde se sienta importante. Le sucedió en el Rayo Vallecano, club con el que brilló tras dos cesiones grises (Córdoba y Valladolid) y con el que consiguió el ascenso a Primera División. Vallecas era su casa, donde le consideraban una figura, un ídolo, como sucede hoy en el Espanyol. Ese ascenso a Primera con el Rayo significó que el Real Madrid le repescara para hacer la pretemporada. Volvía al club de sus amores, pero RDT ya sabía lo que necesitaba. Jugar y no estar en la grada. “No quiero estar parado”, dijo y se fue a Portugal. En el Benfica no encontró ese club a su medida, el hábitat para sacar su potencial, y la llamada de Rufete significó un desafío.

El pozo de la Segunda División

Han sido el Espanyol, su director deportivo y ahora el entrenador Vicente Moreno los que encuentran los mecanismos para que se vea la mejor versión de RDT. Han conseguido el premio. Luis Enrique cuenta con él para la Selección. “Nunca le perdí de vista. Su éxito en España, en el Rayo, le llevó a Portugal. Había muchas expectativas en el Benfica con el fichaje de Raúl, lo querían para la Champions… Pero no contaron mucho con él y pedí su fichaje. El Espanyol se jugaba mucho. Él también, porque venía a mitad de temporada. Arriesgó. Había que evitar el descenso y no se consiguió. La situación pasó a ser compleja. El club gastó mucho dinero en su fichaje y todo parecía negativo. Hablamos, con sinceridad, cara a cara, con franqueza, y le demostramos que creíamos en él. Demostró ser un grandísimo profesional y se comprometió con el Espanyol para subir a Primera División. Trabajamos mucho para que tenga un contexto favorable en el Espanyol, y eso lo agradece”, comenta Rufete a El Confidencial.

“Es muy competitivo. Tiene muy claro que su profesión es ser delantero y es muy exigente con la finalización, con el gol, pero también con hacer más cosas, como jugar bien. Para llegar a la Selección absoluta ha tenido que trabajar mucho y todos hemos pasado momentos complicados. Es un grandísimo profesional y solo teníamos que ayudarle para que él tuviera un contexto favorable en el Espanyol. No ha sido fácil, porque lo tuvimos que gestionar desde la Segunda División. Sin embargo, ahí está el premio después de tanto esfuerzo. Es feliz en el Espanyol. Dice que es su club y esto es muy importante por todo el trabajo realizado. Empieza a estar en la historia de los grandes delanteros del Espanyol. Hemos tenido a Rafa Marañón, Tamudo… La historia del Espanyol tiene grandes delanteros y ojalá Raúl pueda dejar huella”, declara Rufete.

placeholder Morata y Raúl de Tomás, en un entrenamiento con la Selección española. (EFE/Juanjo Martin)
Morata y Raúl de Tomás, en un entrenamiento con la Selección española. (EFE/Juanjo Martin)

“Se siente cada día más importante. Le gusta ser un líder y la afición le tiene en un altar. Se podía haber ido al bajar a Segunda División y decidió quedarse, pese a tener mejores ofertas. Se sentía en deuda por no haber conseguido la permanencia y este tipo de gestos es lo que hace que se meta a la afición en el bolsillo. Está feliz en Barcelona, muy identificado con el Espanyol, y quiere seguir creciendo en este equipo”, confirma José Manuel Oliván, periodista de Radio Marca que cubre a diario la información del Espanyol.

Raúl de Tomás atraviesa su mejor momento profesional. Después de pelear mucho, ha llegado la llamada de España y sus goles los necesita Luis Enrique para lograr la clasificación para el Mundial de Qatar. En este largo camino, complicado, duro, incierto, han influido profesionales que han sido muy sinceros con él. Le han mirado a la cara, le han dicho verdades, lo que necesitaba para crecer profesional y personalmente. RDT agradece que estuvieran pendientes de él.

Es tímido fuera del terreno de juego y explosivo dentro. Tiene un entrenador personal (Pablo) con el que lleva un plan diario de preparación física y nutrición. Otro cómplice y consejero, y la persona que le dijo que se pusiera las siglas RDT en la camiseta. Entre sus aficiones, están los caballos (tiene dos y uno es de competición) y el boxeo. Y con el paso de los años descubre que la meditación diaria es otra de las facetas clave en su vida para encontrar el equilibrio personal y profesional.

España se juega el primer puesto del grupo que da acceso directo al Mundial de Qatar en los partidos contra Grecia y Suecia. Dos finales para evitar la repesca que se jugaría en el mes de marzo. Sería una deshonra quedar segundos después de alcanzar las semifinales en la Eurocopa y ser finalistas en la Liga de Naciones tras ganar a Italia, la actual campeona de Europa. El grupo no es el de la ‘muerte’.

Madrid
El redactor recomienda