Repsol contrata a JP Morgan para sacar a bolsa en junio sus renovables por 4.000 M
  1. Empresas
VENDERÁ HASTA UN 49%

Repsol contrata a JP Morgan para sacar a bolsa en junio sus renovables por 4.000 M

Es el banco elegido por la petrolera para transformarse en compañía verde, como están haciendo la mayoría de las multinacionales que hasta ahora centraban su negocio en los combustibles fósiles

placeholder Foto: Logo de Repsol. (Reuters)
Logo de Repsol. (Reuters)

Josu Jon Imaz tiene prisa por transmitir al mercado que va a ejecutar cuanto antes las medidas principales de su plan estratégico 2021-2025, presentado el pasado mes de noviembre. El consejero delegado de Repsol ha contratado a JP Morgan para dirigir la salida a bolsa o venta de su división de energías renovables, que podría tener un valor bruto de 4.000 millones de euros. La operación se pretende implementar en junio para recuperar la confianza del mercado y evitar una bajada de 'rating'.

Según han confirmado fuentes financieras, JP Morgan es el banco elegido por la petrolera para transformarse en una compañía verde, como están haciendo la mayoría de las multinacionales que hasta la fecha centraban su negocio en los combustibles fósiles. El banco estadounidense se ha impuesto a competidores como Goldman Sachs, Citi, Bank of America y Morgan Stanley, que también habían pujado por la que puede ser la salida a bolsa más grande del mercado español en 2021.

Foto: La vicepresidenta cuarta del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera. (EFE)

Fuentes próximas a la operación subrayan la peculiar elección de JP Morgan. Por una parte, el grupo dirigido en España por Ignacio de la Colina es propietario indirecto de más de un 6,9% de la petrolera, participación heredada de Sacyr, que en los últimos dos años ha confeccionado contratos de derivados para disminuir su riesgo en el caso de que la acción de Repsol cayese, como así ocurrió en 2020 (un 35%). El bróker americano hacía de contrapartida de la constructora, dueña del 8% de la energética, y encajó las pérdidas de esta apuesta teniendo que recomprar acciones en mercado.

Por otra, el equipo de análisis de JP Morgan valoró negativamente el nuevo plan estratégico lanzado por Imaz al detectar debilidades en su argumentación. Por ello, el banco recomendó a sus clientes vender acciones de Repsol, dadas las malas perspectivas del beneficio por acción para 2021 y 2022, las dudas sobre la recuperación de los precios del refino y precisamente el negocio de renovables. "Su cartera de proyectos de renovables está bien situada, pero por debajo de las expectativas", señaló en un informe elaborado en diciembre.

En un informe emitido el 8 de enero, JP Morgan coloca a Repsol en la zona media de la transición energética entre las petroleras mundiales

En un nuevo informe emitido el 8 de enero, JP Morgan coloca a Repsol en la zona media de la transición energética entre las petroleras mundiales, desde su negocio fósil al verde, cuestión clave, ya que muchos fondos de inversión solo compran acciones de compañías comprometidas hacia la descarbonización y con una guía clara de emisiones cero. Su actual precio objetivo es de ocho euros por título, por debajo de la cotización actual de la compañía.

Según las primeras valoraciones preliminares, la división de energías renovables de Repsol tendría una capitalización de entre 3.000 y 4.000 millones de euros. El plan inicial de Imaz es colocar en bolsa un máximo del 49% de la filial, por lo que el grupo podría obtener entre 1.500 y 2.000 millones de euros por la venta. Unos ingresos que la multinacional española destinaría a financiar su plan de inversiones de 18.300 millones para los próximos cuatro años y que no puede traducirse en un incremento de la deuda.

Foto: (Reuters)

Las agencias de 'rating' tienen bajo vigilancia la solvencia de Repsol, que se ha comprometido a no incrementar su pasivo hasta 2025, decisión que se ha traducido de momento en un recorte del dividendo del 40%. Aunque la compañía mantiene unos 9.000 millones de liquidez, Moody´s tiene perspectivas negativas en su 'rating', mientras que en los próximos meses tendrán que actualizar su calificación tanto Fitch como Standard & Poor´s.

'Boom' por lo verde

El principal activo que integrará esta filial es el negocio de bajas emisiones que adquirió de Viesgo en 2018. Entonces, se hizo con 2.350 MW en renovables más la comercializadora cántabra, por 733 millones. Y suma otros activos que ha ido adquiriendo en estos años, como la compra de 850 MW a Forestalia. Sin embargo, Repsol se quedó fuera de la última subasta verde realizada por el Gobierno hace apenas una semana, al no querer pagar los precios competitivos a los que entraron rivales como Capital Energy, Solaria, Iberdrola o Naturgy.

"La compañía ha indicado que le gustaría escindir o vender parcialmente su negocio renovable en los próximos 18 meses. Vemos esto como un buen camino para desbloquear valor para la matriz y vemos la carrera de una potencial salida a bolsa como un beneficio para el precio de las acciones de Repsol", afirma Barclays en un reciente informe, en el que valora esta división en 4.000 millones.

Foto: Foto de banderas de Repsol. (Reuters)

Las perspectivas de Citi, uno de los históricos bancos de cabecera de Repsol, tasan la subsidiaria por debajo. En concreto, le otorgan un valor de 3.000 millones de euros. El banco estadounidense estima un ebitda de 50 millones de euros en 2020 para este negocio, cifra que se incrementará hasta más de 300 millones en 2025, en un contexto de absoluta euforia por el sector renovables tanto en España como en el resto del mundo.

Las petroleras mundiales han tomado el camino de la transformación tras uno de los peores años de su historia. En los últimos días, British Petroleum anunció pérdidas récord de 16.800 millones. Exxon, los primeros números rojos de su historia, con un agujero de 22.400 millones de dólares. Y Chevron, más de 5.400 millones. Repsol se anotó unas minusvalías de 2.578 millones en los nueve primeros meses de 2020.

Repsol Josu Jon Imaz Multinacionales Venta Moodys JP Morgan
El redactor recomienda