Es noticia
Menú
La inflación no da tregua al euríbor y el mercado ya apunta al 3% hasta 2028
  1. Mercados
SE DESCUENTAN MÁS SUBIDAS DE TIPOS

La inflación no da tregua al euríbor y el mercado ya apunta al 3% hasta 2028

El mercado vuelve a inflar la previsión para el interbancario, que encarece cada mes las hipotecas. El discurso más suave del BCE queda olvidado con los datos de inflación

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

Se acabó la tregua. El mercado vuelve a apostar por subidas del euríbor hasta superar el 3% en los próximos meses y, según las estimaciones actuales, permanecería en torno a esa cota durante 2024. Los nuevos datos de inflación en la eurozona han vuelto a alejar las expectativas de que haya un punto de inflexión.

La inflación se ha situado en octubre en el 10,7% en la eurozona. Además de estar desorbitadamente por encima del objetivo del 2% que persigue a medio plazo el Banco Central Europeo (BCE), y dejar la inflación española 3,4 puntos por debajo, supone un incremento de 0,9 puntos respecto a septiembre. Además, la inflación subyacente, sin energía ni alimentos frescos, sube dos décimas hasta un récord del 5%.

Foto: Descuentos por liquidación en una tienda de Berlín, Alemania. (Getty/Sean Gallup)

Esta estadística entierra los mensajes positivos que deslizó el BCE en torno a mejores perspectivas con la inflación y vuelve a presionar al alza las expectativas de más subidas de tipos y, con ello, del euríbor. El interbancario apunta al 3% en los próximos meses y, según la curva actual de proyecciones que marca la cotización de los futuros, no recularía, al menos, hasta 2028. El mercado ve alejarse un potencial punto de inflexión con el crecimiento de los precios que, en medio de las previsiones de recesión, aunque sea técnica sin llegar a una crisis prolongada, permita al banco central suavizar el endurecimiento monetario.

Por ahora, los tipos de interés oficiales del BCE se han situado en el 2% tras dos subidas consecutivas de 75 puntos básicos. Había dudas el jueves sobre los próximos pasos, pero esta semana el mercado cree que seguirá elevando el precio del dinero ante la presión que supone el nuevo dato de inflación y, también, que está más retrasado en el ciclo de subidas que la Reserva Federal (Fed). Si bien en Estados Unidos los precios presionan en mayor medida, todo lo que sea mayor endurecimiento monetario de la Fed implica importar inflación para la eurozona a través del tipo de cambio.

Así, el BCE sigue por detrás en la curva de tipos que marca el mercado. Y el euríbor es un reflejo de ello. "El principal motivo por el que el euríbor a 12 meses sigue subiendo son las expectativas que las entidades bancarias tienen de la evolución de los tipos fijados por el BCE para los próximos meses. Esta expectativa viene de una proyección de inflación elevada hasta al menos marzo de 2023, de la reducción de la liquidez disponible en el mercado por el cambio de política del BCE, y de un aumento de los riesgos", explica Alberto Valle, director en Accuracy, firma que eleva al 45% la probabilidad de que el interbancario cierre el año entre el 3% y el 3,5%.

El euríbor finaliza octubre en el 2,6%, lo que supone la cota más alta desde diciembre de 2008. Sin embargo, la semana pasada el BCE permitió una tregua, con un discurso "más dovish, que tiró hacia abajo los diferenciales y las rentabilidades de las rentas fijas más significativas, pero había que esperar a la inflación subyacente en Europa", explica Fernando Rojas, experto en análisis del sector financiero.

Las expectativas del mercado han bailado en los últimos días, como se observa con el futuro del euríbor a tres meses, que se usa como aproximación de las previsiones de los inversores. El jueves, el mercado vio al euríbor por debajo del 3% en diciembre de 2023 por primera vez en varias semanas, pero este lunes ha vuelto a escalar hasta superar este umbral.

Foto: Un turista pasea por las calles de Barcelona. (Unsplash)

Los inversores vuelven a ver al euríbor por encima del 3% durante varios años. Lo significativo, además, es que está cerca también de este nivel en diciembre de 2024, lo que implicaría que quedan dos años de inflación elevada y tipos de interés luchando por reducirla. De hecho, en diciembre de 2025 el euríbor se situaría en el 2,9%, cerca de este 3%. Lo mismo ocurre con los futuros a 2026 y 2027, con lo que no habría descensos, según la curva de expectativas del mercado, al menos hasta 2028.

El BCE quiere retirar liquidez y encarecer el crédito para que haya una reducción de la demanda y, por esta vía, combatir el crecimiento de los precios. El problema que tiene es que no puede incidir en el shock energético derivado de la guerra de Ucrania. Además, cada vez más inversores y expertos temen que se pase de frenada y aboque a la economía a un escenario de recesión e inflación.

Se acabó la tregua. El mercado vuelve a apostar por subidas del euríbor hasta superar el 3% en los próximos meses y, según las estimaciones actuales, permanecería en torno a esa cota durante 2024. Los nuevos datos de inflación en la eurozona han vuelto a alejar las expectativas de que haya un punto de inflexión.

La inflación se ha situado en octubre en el 10,7% en la eurozona. Además de estar desorbitadamente por encima del objetivo del 2% que persigue a medio plazo el Banco Central Europeo (BCE), y dejar la inflación española 3,4 puntos por debajo, supone un incremento de 0,9 puntos respecto a septiembre. Además, la inflación subyacente, sin energía ni alimentos frescos, sube dos décimas hasta un récord del 5%.

Banco Central Europeo (BCE) Euríbor Inflación Tipos de interés
El redactor recomienda