La tasa de ocupación de las UCI por covid supera ya el 40% en Cataluña y C. Valenciana
  1. España
  2. Andalucía
CRECE LA PRESIÓN HOSPITALARIA

La tasa de ocupación de las UCI por covid supera ya el 40% en Cataluña y C. Valenciana

Los casos se disparan en Andalucía, Castilla y León y Comunidad Valenciana, donde ha habido el récord de muertes registradas en un día, 92 fallecidos. Los datos anticipan una evolución negativa

Foto: Dos profesionales sanitarios trasladan a un paciente en el hospital de Bellvitge. (EFE)
Dos profesionales sanitarios trasladan a un paciente en el hospital de Bellvitge. (EFE)

La tercera ola de covid en España ya no es una amenaza sino una contundente realidad. El conteo de casos y la evolución de la incidencia en las comunidades autónomas arrojan un panorama que los propios gobiernos consideran preocupante, sobre todo en cuanto a la presión en hospitales y cuidados intensivos.

La ocupación de camas UCI supera ya el 40% de pacientes covid en la Comunidad Valenciana (43,25%) y Cataluña (41,25%), es justo ese el porcentaje en La Rioja (40%) y se acercan a él Baleares (38,76%) y Madrid (35,12%). Muy por encima del 25% que dispara las alarmas. La media del país en ocupación en cuidados intensivos es del 26,97%. En total, según las cifras del ministerio, hay 17.645 hospitalizados. En números absolutos de pacientes covid en un hospital, encabeza la lista Cataluña (4.051), seguida de la Comunidad Valenciana (3.264), Madrid (2814) y Andalucía (1767), aunque en esta comunidad la presión en UCI es de las más bajas del país (16,56%).

A nivel nacional, el 26,97% de ocupación de las UCI por pacientes de covid-19 es el dato más alto desde el 26 de noviembre, cuando era del 28,44%. El número actual de enfermos de coronavirus en los hospitales españoles, 17.645, aún está lejos de los 21.051 que se alcanzaron en la segunda ola, pero seguirá creciendo en los próximos días.

La curva se dispara

Algunos gobiernos regionales, como el de Galicia, han hecho autocrítica y admiten que las restricciones debieron mantenerse de forma más severa durante las pasadas Navidades. En otros casos, como Andalucía, el consejero de Salud, Jesús Aguirre, admite la preocupación, pero denuncia el “desmadre” que asegura que se ha producido en algunos rincones de la comunidad. Los datos hablan con claridad y obligan a las comunidades a extremar las precauciones.

En Andalucía, ya se endurecieron las medidas que habían regido durante las fiestas y se volvió al cierre perimetral de la comunidad y al cierre de la hostelería a las 18:00, salvo cafeterías que pueden abrir hasta las 20:00, como los comercios o los gimnasios. El Gobierno admite que en cualquier momento pueden adoptarse nuevas restricciones. De momento, está permitida la movilidad entre provincias y las clases son presenciales, también la universidad, con polémica por la petición de los alumnos de que los exámenes puedan realizarse de forma telemática.

Las Navidades ponen en riesgo extremo toda España

En la comarca del Campo de Gibraltar permanecer cerrados ocho municipios, junto a otro en Córdoba, Aroña. La variante británica del virus, con una mayor tasa de contagios y más rapidez al propagarse, encendió las alarmas del Gobierno andaluz. El consejero de Salud consideró que los ciudadanos han tenido un comportamiento “impecable” en la mayoría de los casos y que se han vigilado de forma muy positiva el cumplimiento de las normas. Sin embargo añadió que “hay zonas, pueblos o algunos actos” donde ha existido “un desmadre” y, como consecuencia, sostuvo, se está produciendo un número importante de nuevos casos en zonas muy delimitadas, aparte de la evolución al alza de los contagios que se observa de forma general en toda la comunidad como en el resto del país.

“La situación de esta tercera ola nos preocupa”, señaló el consejero de Presidencia, Elías Bendodo. Cuando la comunidad aprobó una desescalada ante las Navidades, Andalucía registraba una tasa de 153 casos por cada 100.000 habitantes, cifra que el pasado 26 de diciembre llegó a 134 casos y que hoy supera los 300. “Toca ser prudente y extremar las preocupaciones. Si la evolución de hospitalizaciones continúa al alza en los próximos días habrá que seguir endureciendo las medidas”, anticipó Bendodo. El número de hospitalizados en UCI se ha superado por encima del dato más elevado del pasado marzo, con 24 nuevos ingresos en cuidados intensivos en un solo día. En total en la comunidad hay 1.535 ingresados, 269 de ellos en la UCI.

Mal arranque

El arranque del año ha sido especialmente negativo en términos epidemiológicos en la Comunidad Valenciana. La autonomía, que fue capaz de aguantar mejor que otros territorios la primera y la segunda ola de coronavirus, está viendo cómo se desborda la curva de contagios con una incidencia acumulada que ya supera el 500 por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, cifras de hospitalizados que algunos días rebasan el mayor el pico de marzo del año pasado y un 40% de las camas UCI destinadas a pacientes covid. La tasa de positividad sobre pruebas realizadas supera al 28%, el porcentaje más alto de España.

Los hospitales valencianos no estuvieron tan saturados en la segunda ola como lo están ahora. El pico de ocupación en noviembre fue del 31,54%, porcentaje que superó la semana pasada. Sus 468 pacientes de covid-19 en UCI son más de los que tiene la Comunidad de Madrid. La Conselleria de Sanidad ha tenido que reactivar los acuerdos con clínicas privadas para desviar enfermos en algunas áreas de salud, ha habilitado los hospitales de campaña para contagiados leves y se prepara para un mes de enero crítico con las bolsas de personal sanitario ya agotadas. Las operaciones quirúrgicas no urgentes han sido suspendidas.

La conclusión general es que la Navidad ha tenido un efecto muy pernicioso para la evolución de la enfermedad. La mayor parte de los brotes tiene un origen social y han comenzado a aflorar las críticas a la estrategia del ‘president’ de la Generalitat, Ximo Puig, por haber sido demasiado laxo con las restricciones durante los días festivos, si bien la autonomía lleva desde mediados de diciembre con un toque de queda desde las 23 horas (adelantado la semana pasada a las 22:00) y limitaciones de aforos y reuniones sociales. Con más de 3.200 fallecidos desde el inicio de la pandemia, los muertos crecen a un ritmo diario por encima de medio centenar. La actualización de este martes era de récord: 92 muertos por covid y 4.664 nuevos positivos.

Turnos para la vacunación

También quedó en evidencia que Sanidad no planificó turnos extraordinarios para arrancar a tope la vacunación durante las fiestas, si bien ha corregido el retraso y la campaña se sitúa ahora en niveles superiores al 93% de inyección de la primera dosis de las vacunas que envía al Ministerio de Sanidad, la mejor cifra de España. Cerca de 60.000 personas han sido ya inmunizadas, la mayor parte residentes en geriátricos y personal sociosanitario. El conseller de Educación, Vicent Marzà, ha reclamado que el personal docente sea el siguiente colectivo en ser vacunado para garantizar su salud con los colegios e institutos abiertos.

El gobierno autonómico afronta dividido ese panorama de urgencia. Ximo Puig y los 'consellers' socialistas, como la de Sanidad, Ana Barceló, descartan por ahora un confinamiento casi completo, como reclama Compromís con colegios y centros laborales abiertos. Unidas Podemos va más allá y está exigiendo un cierre total para frenar en seco las transmisiones.

Foto: Multitud de personas hacen cola para realizarse una PCR en un laboratorio de Barcelona, el 4 de enero. (EFE)

Puig adelantó la semana pasada el toque de queda a las 22 horas, decretó el cierre de la hostelería a las 17 horas y confinó la actividad comercial en 26 municipios, los que tienen la incidencia más alta, pero evita por ahora solicitar al Gobierno de Pedro Sánchez un cerrojazo como el de la primera ola por las consecuencias sobre la actividad económica. “Tenemos que ser más autoexigentes. Cualquier relajación puede ser definitiva. La ciudadanía es inmensamente corresponsable. Nuestras restricciones son las más elevadas que hay en el país. No hay una relación directa entre restricción y número de casos. Todo es de una complejidad muy grande” señaló.

Las asociaciones empresariales y patronales están presionando mucho contra el confinamiento completo y exigen compensaciones para los sectores afectados. El barón socialista ha contestado este martes con la creación de un fondo de 120 millones de euros compartido entre la Generalitat (50%), diputaciones (30%) y ayuntamientos (20%) del que podrán beneficiarse más de 30.000 negocios ligados a la hostelería, el ocio, el comercio o el turismo.

Sin excepciones

Castilla y León registra el peor dato atendiendo a la evolución de la incidencia acumulada de covid, quintuplicando el dato registrado en Navidades. Con 285 casos, supone que la cifra se ha “disparado” un 65% respecto al pasado domingo.

En Extremadura también se están superando los registros de hospitalizaciones y fallecidos, con diez nuevas muertes y una cifra de nuevos contagios por encima del millar. La presión hospitalaria crece con 471 pacientes, 50 en UCI. En Cataluña, la Generalitat ha solicitado al Gobierno que decrete por obligación el teletrabajo para tratar de frenar los contagios. Con más de 7.000 nuevos casos y 87 fallecidos, la comunidad catalana arroja un balance pésimo y lo que más preocupa es la presión asistencial en los hospitales. La incidencia acumulada está por encima de los 500 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días y hay 4.051 pacientes en hospitales, 568 en UCI.

Foto: Dos profesionales sanitarios trasladan a un paciente en el hospital de Bellvitge. (EFE)

En Galicia, están prohibidas las reuniones de más de cuatro personas y también se anota ya un importante incremento de las hospitalizaciones. La comunidad anotó su segundo peor dato de nuevos contagios (844) desde el inicio de la pandemia. El comité de expertos prevé más restricciones para las ciudades mayores, donde la incidencia está desbocada. En Murcia, se ha decretado el cierre de bares y restaurantes en 36 municipios, que afectan al 90% de su población. La curva epidémica muestra un crecimiento alarmante, admite el Gobierno, con una incidencia acumulada de 516 casos y un aumento de ingresos en hospitales del 76%. Baleares rozó en su último balance el medio millar de muertos por covid, con 113 pacientes en cuidados intensivos, cerca de su récord del pasado abril (115).

Castilla y León Noticias de Andalucía Coronavirus Hospitales Navidad Noticias de Comunidad Valenciana
El redactor recomienda