Es noticia
Menú
Vox exige que su sello esté en el futuro Gobierno andaluz y negociará sin prisa
  1. España
  2. Andalucía
la investidura en andalucía

Vox exige que su sello esté en el futuro Gobierno andaluz y negociará sin prisa

El partido de Santiago Abascal no estará en el Ejecutivo de PP y Cs, asegura que ha rechazado entrar con alguna cartera pero sí exige condicionar algunas políticas

Foto: El grupo parlamentario andaluz de Vox posa tras la sesión constitutiva de la XI Legislatura del Parlamento de Andalucía en Sevilla. (EFE)
El grupo parlamentario andaluz de Vox posa tras la sesión constitutiva de la XI Legislatura del Parlamento de Andalucía en Sevilla. (EFE)

Vox abrirá una nueva mesa de negociación con el PP, según confirmaron fuentes de esta formación, para negociar políticas que deberá cumplir el futuro Gobierno andaluz. Solo si incluyen medidas que comprometan a la coalición con Vox para toda la legislatura, los diputados de este grupo darán un apoyo que es decisivo a la investidura de Juanma Moreno, el primer presidente no socialista que tendrán los andaluces.

Vox se estrena como grupo parlamentario

Ese es el mensaje que ya había trasladado Santiago Abascal el día antes de la constitución del Parlamento y el que subrayaron desde su partido al término de la sesión plenaria. De su mano, remarcaron en sus declaraciones, se inauguró una nueva era política en Andalucía. La presidencia del Parlamento quedó en manos de Cs, gracias a los votos de PP y Vox, que tiene una secretaria de la Mesa de la Cámara. Es su estreno en un parlamento español, saben que tienen el foco y piensan usar este escaparate en un año muy electoral para España. El partido descarta, eso sí, entrar en ningún gobierno.

Desde el grupo parlamentario de Vox Francisco Serrano insistió en que ahora toca negociar “sin líneas rojas”, tal y como ya lo han hecho PP y Cs durante las últimas tres semanas. Vox no tiene interés en modificar el acuerdo cerrado por estos dos partidos, 90 medidas, algunas de ellas en contra del ideario de la formación de Santiago Abascal. Su objetivo es, según explicaron, que al margen de ese programa de Gobierno se cierren otras políticas “para toda la legislatura” que permitan hacer visible su sello desde Andalucía para toda España.

Echa a andar la XI Legislatura en Andalucía con Cs en la Presidencia del Parlamento

Decálogo de medidas

PP y Cs quieren que en un plazo de unos 15 días haya una investidura de Juanma Moreno como presidente de la Junta de Andalucía. Vox advierte de que no hay prisa. Su portavoz planteó que será Susana Díaz la primera que se presente a la investidura, algo que el PSOE no ha confirmado, y sugirió que quedan “dos meses” por delante para llegar a un acuerdo.

Foto: Vista general de la sala de plenos del Parlamento de Andalucía en Sevilla. (EFE)

Sobre la mesa, Vox pone su programa electoral, diez puntos, y el decálogo que este partido exhibió como condiciones para apoyar el cambio en Andalucía. Los discursos de los dirigentes de este partido se mueven entre dos aguas. Por un lado, con la seguridad de que habrá gobierno de PP y Cs en Andalucía, porque admiten que llegados a este punto ya no hay marcha atrás y sería muy difícil no cumplir con la palabra de cambio político que han dado a los electores. Por otro, saben que tienen la sartén por el mango, que son imprescindibles para que PSOE y Adelante Andalucía no bloqueen la alternancia y dejan claro que no darán ese apoyo gratis. No serán obstáculo para el cambio, insisten, pero tampoco “una alfombra”, en palabras de Abascal.

Defensa de las autonomías

En el documento de Gobierno pactado por PP y Cs hay medidas que agradan a Vox, como todo el paquete de rebajas fiscales, el desmantelamiento de la administración paralela de la Junta o aspectos en sanidad y educación, admiten desde este partido. Pero hay otras menciones, como la defensa del Estado de las Autonomías, el blindaje de la ley contra la violencia de género, políticas de igualdad o de apoyo a la ley LGTBi, que están en las antípodas de lo que defienden desde estas filas.

El decálogo para el cambio que desplegó Vox, antes de acordar la Mesa del Parlamento, incluye exigencias como eliminar la Consejería de Igualdad y Asuntos Sociales y crear una de Familia y Natalidad o el compromiso de la repatriación inmediata de inmigrantes, competencias del Gobierno de la nación. También piden reducir al mínimo Canal Sur o exigir autorización a los padres para las materias extracurriculares, con el fin, explican, de que dejen de adoctrinar en las aulas.

Foto: Marta Bosquet estará al frente del Parlamento gracias a PP y Vox. (EFE)

Al otro lado, las posiciones vuelven a ser distintas. Juanma Moreno (PP) aseguró que están abiertos a pactar políticas y admitió que se pueden introducir cambios en el documento pactado con Cs. “El diálogo hace florecer las mejores propuestas”, señaló, y pidió “serenidad” y “franqueza” para abordar la negociación que queda por delante antes de la investidura y durante toda la legislatura, admitió. El futuro Gobierno de coalición en Andalucía estará en minoría con 47 de los 109 diputados y necesitará apoyos desde fuera para sacar adelante sus propuestas.

Cs sigue marcando distancias

Ciudadanos no tuvo un discurso tan aperturista ni tan cómodo en la negociación que se abre ahora con Vox. El secretario general, José Luis Villegas, dejó claro que no admitirán modificaciones en el acuerdo de Gobierno cerrado con el PP y que no darán entrada en el Ejecutivo a ningún otro partido. Juan Marín sí acepto que esas medidas acordadas puedan sufrir modificaciones a lo largo de la legislatura, aunque siempre refiriéndose a que abrirán diálogo con todos los partidos del Parlamento, también con PSOE y Adelante Andalucía, para poder sacar adelante sus propuestas.

Foto: Imagen: E.Villarino.

Vox evitó valorar que Cs insista en que no tiene ningún acuerdo cerrado con este partido. Es el PP el que se encarga de negociar con la formación de Santiago Abascal y en la votación de la Mesa del Parlamento, Cs cedió votos al PP y, estos a su vez a Vox, para evitar un apoyo directo. Sí aseguraron desde las filas del partido de Abascal que han rechazado alguna cartera para entrar en el Gobierno andaluz. Así lo dijo Javier Ortega Smith y lo negó su homólogo en el PP, Teodoro García Egea. Ambos, desplazados desde Madrid, son los responsables de la firma en el acuerdo sellado entre ambos partidos en Andalucía.

Vox abrirá una nueva mesa de negociación con el PP, según confirmaron fuentes de esta formación, para negociar políticas que deberá cumplir el futuro Gobierno andaluz. Solo si incluyen medidas que comprometan a la coalición con Vox para toda la legislatura, los diputados de este grupo darán un apoyo que es decisivo a la investidura de Juanma Moreno, el primer presidente no socialista que tendrán los andaluces.

Santiago Abascal Juan Marín Ciudadanos Vox Parlamento de Andalucía
El redactor recomienda