Es noticia
Menú
José Luis Moreno: "Estoy arruinado. Mi hermana y mi sobrina me dan de comer"
  1. España
Declaración en la Audiencia Nacional

José Luis Moreno: "Estoy arruinado. Mi hermana y mi sobrina me dan de comer"

El productor de televisión dio un auténtico espectáculo durante su declaración en la Audiencia Nacional y manejó la sala como si fuera su plató de televisión

Foto: El productor José Luis Moreno, a su llegada a la Audiencia Nacional. (EFE/Emilio Naranjo)
El productor José Luis Moreno, a su llegada a la Audiencia Nacional. (EFE/Emilio Naranjo)

Las tres horas de declaración del productor de televisión dieron mucho de sí. José Luis Moreno se emocionó, incluso lloró un poco; se irritó, levantó la voz y llegó a reprender a un abogado: “Dicen que yo he estafado 35 millones por un minuto y medio de serie. Es falso. Todo lo que quiera darle usted vueltas a eso es hacerle perder el respeto a este señor [señala al juez] y a esta sala”. Esa sala de la Audiencia Nacional de la que habla el productor estaba llena de personas, unas 30, la mayoría abogados. A pesar de ello, José Luis Moreno comenzó su declaración tratando de saltarse las normas anticovid.

Moreno: ¿Me puedo quitar la mascarilla?

Juez: No, no puede. No es cosa mía, es que la llevamos todos los que estamos aquí.

Durante su declaración, su señoría le tuvo que advertir que se la subiera en alguna ocasión más: “Sr. Moreno, súbase la mascarilla que hay bastante gente”, ya que a veces se le caía y otras se la bajaba de forma deliberada.

El primero en comenzar preguntando fue su abogado defensor.

Moreno: ¿A qué me dedico? Llevo 52 años de artista y 48 de productor con aproximadamente 700 formatos diferentes y en todo el mundo (…). Mi familia es pequeña, tengo cuatro sobrinos…

El juez, al ver su tendencia a divagar, le pidió que se centrara.

Foto: Las agendas de José Luis Moreno incautadas por la Guardia Civil.

Moreno: Interrúmpame, soy comunicador y se me escapa. Gracias, señoría, y perdóneme.

Una de las primeras cosas que quiso negar el productor es que utilizase testaferros.

Moreno: Testaferro es una palabra ofensiva. Es molesta. No me acostumbro a las ofensas que estoy recibiendo, es un linchamiento y no lo voy a tolerar. No tengo testaferros, porque no tengo tiempo de soportarlos, nuestro trabajo es de una velocidad, de una intensidad. Yo tengo más de 3.000 programas diferentes hechos en mi carrera y más de 140 millones de contratos que se pueden ver. No me caben los testaferros.

Foto: El productor José Luis Moreno a su llegada este jueves a la Audiencia Nacional. (EFE)

También habló de sus deudas con Hacienda:

Moreno: En 2018, entre Hacienda y la Seguridad Social debía más de cinco millones de euros. Ahora debo poco más de tres millones de euros. Entre 2017 y 2020 he reducido la deuda en un 50%. Si nos hubiera pagado el señor Roemmers lo que nos debe, esa deuda estaría en menos de la mitad. En 2021, incumple Roemmers sus obligaciones de pago. Me debe Roemmers más de 2.800.000 euros. Por eso no he podido pagar a Hacienda. Para mí, Hacienda ha sido una obsesión, pero ya le digo que mi patrimonio, y no he puesto ni testaferros ni nada, supera con mucho la deuda y quedarían seis o siete millones limpios.

Su abogado: ¿Cómo está viviendo ahora?

Moreno: Esa pregunta no se la agradezco nada… Lo están pagando mi hermana y mi sobrina, que han [se descompone y parece que llora en silencio]. Me lo pagan ellas (…). Para poder comprar comida mi hermana y mi sobrina han tenido que hipotecar su casa.

Foto: La expareja del productor José Luis Moreno, Martín Czehmester, a su llegada a la Audiencia Nacional. (EFE/Emilio Naranjo)

También tuvo tiempo para explicar por qué en su agenda aparece la palabra 'mordida', sugiriendo que pagaba una comisión para conseguir un contrato.

Moreno: Mordida es el título de una serie que tengo, que tiene su biblia escrita, basada en un hecho real que se llama lo negro, del negro maduro, y es de un poli famosísimo en México que hizo una fortuna en mordidas.

Poco después carga contra la prensa a la que acusa de haberle linchado.

Foto: José Luis Moreno y Martin Czehmester. (YouTube)

Moreno: Ha habido mucha víctima entre los informadores. Se ha contaminado. A las 48 horas de mi detención, el señor fiscal y el señor juez tenían dos informes a su disposición del valor de la serie, además de 1.900 minutos y el 'making off', que son 1.500 útiles, que significan 35 episodios en minutos. Roemmers lo sabe todo. Me recorrí el mundo enseñándole todo. He estado tres veces Uruguay, cuatro veces en Miami, tres en Baden Baden, cinco en Sicilia, dos en Roma, una en Milán, tres en Uruguay y una en Cannes, que ahí fue desagradable (…). Él vino incluso a un rodaje en Marruecos y, cuando lo vio, me preguntó: "¿Esto da con el dinero que estoy poniendo?". Vio que nadie se estaba llevando nada (…). ¿Sabe qué pasa, señoría? Esto ha acabado con mi vida y el resto de mi familia. He sufrido un linchamiento indecente entre las filtraciones y todo lo demás. No puedo ser normal cuando me han llevado a la guillotina.

Juez: Pues tiene que ser normal en este acto.

Moreno: Se lo ruego mil perdones.

Juez: Está en su derecho de contestar y de no contestar.

Moreno: Es que quiero porque la verdad es única. ¿Que conteste con educación? Tiene usted toda la razón.

Y tras esta promesa siguió la declaración, cuya segunda parte se publica mañana en El Confidencial.

Las tres horas de declaración del productor de televisión dieron mucho de sí. José Luis Moreno se emocionó, incluso lloró un poco; se irritó, levantó la voz y llegó a reprender a un abogado: “Dicen que yo he estafado 35 millones por un minuto y medio de serie. Es falso. Todo lo que quiera darle usted vueltas a eso es hacerle perder el respeto a este señor [señala al juez] y a esta sala”. Esa sala de la Audiencia Nacional de la que habla el productor estaba llena de personas, unas 30, la mayoría abogados. A pesar de ello, José Luis Moreno comenzó su declaración tratando de saltarse las normas anticovid.

José Luis Moreno
El redactor recomienda