Es noticia
Menú
José Luis Moreno se escuda en su trayectoria televisiva ante el juez: "No soy capo de nada"
  1. España
DECLARA COMO IMPUTADO

José Luis Moreno se escuda en su trayectoria televisiva ante el juez: "No soy capo de nada"

"No tengo testaferros porque no puedo aguantarlos", llegó a decir el productor durante su declaración como imputado

Foto: El productor José Luis Moreno a su llegada este jueves a la Audiencia Nacional. (EFE)
El productor José Luis Moreno a su llegada este jueves a la Audiencia Nacional. (EFE)

José Luis Moreno compareció este jueves como imputado ante la Audiencia Nacional. La Guardia Civil le investiga por presuntamente liderar una organización dedicada a las estafas financieras y el blanqueo de capitales, pero el productor negó cualquier irregularidad y se escudó en su trayectoria televisiva. "No soy capo de nada", llegó a decir durante el interrogatorio. Entre los argumentos que esgrimió para ello, "las 3.000 producciones y 150 millones en contratos" que acumula a lo largo de su carrera.

Moreno aseguró ante el juez que no oculta fortuna alguna en el extranjero. que ahora son sus hermanas las que le pagan el día a día y que todavía adeuda más de tres millones a Hacienda, explican fuentes presentes en la comparecencia. En cuanto al entramado de empresas que centran la investigación, redujo su papel en las mismas: "No tengo testaferros porque no los puedo soportar".

Foto: Las agendas de José Luis Moreno incautadas por la Guardia Civil.

Entre los argumentos que esgrimió para justificar los movimientos de dinero al extranjero, destacó el de su asociación con un submarinista de Maldivas que supuestamente le ayudaba a grabar vídeos de buceo: según afirmó, le prestó 300.000 euros porque tenía su barco en mal estado y, a día de hoy, le ha devuelto 70.000. Los investigadores sitúan a este buceador como el encargado de ocultar su dinero y de ayudarle a repatriar fondos en lugares como Hong Kong. Las conversaciones telefónicas, de hecho, desvelan que Moreno estaba construyendo un hotel en Maldivas y que, junto a Londres y Los Ángeles, este era uno de los posibles destinos a los que planeaba fugarse.

La Fiscalía también quiso profundizar en las agendas personales de Moreno y, en concreto, en sus anotaciones sobre reuniones con los exdirectores de Contenidos y Programación de RTVE, Antonio Luis Sevilla y Fernando López Puig. “López Puig. Cerrar contrato director y mordida”. llegó a escribir el productor en una de las hojas. Este jueves, sin embargo, se escudó en que "mordida" era el nombre de una serie en la que estaba trabajando sobre un policía que hizo fortuna a partir de "mordidas".

A su salida del juzgado, él mismo repitió las mismas ideas ante las cámaras. "¿Tengo yo pinta de capo?", respondió a uno de los periodistas. "Me gusta España, me gusta la ley y me gusta lo que he vivido allí. Ha sido un ejemplo". Tras más de tres horas de declaración, el productor se marchó de la Audiencia Nacional cantando 'Contigo aprendí', de Armando Manzanero.

Resplandor y tinieblas

El interrogatorio también abordó 'Resplandor y tinieblas', la serie producida por Moreno sobre la vida san Francisco de Asís. El empresario argentino Alejandro Roemmers financió la misma con 35 millones de euros y, tras personarse como acusación en el caso, ha ido presentando diversos escritos en los que critica que Moreno no concluyó "ni uno solo de los capítulos". La sospecha de Roemmers se centra en que pudo "desviar fondos", pero el productor negó esta tesis ante el juez.

Foto: Foto: YouTube.

Moreno insistió para ello en que fue el propio argentino quien se interesó por contratarle como productor y que, pese a tratarse de una persona fantástica, también era muy influenciable. De esta manera, redujo las desavenencias entre ambos a una cuestión de personalidades, hasta el punto de que quiso quitar hierro al hecho de que Roemmers enviara un perito para evaluar la serie: según explicó, él encargó su propio peritaje y la valoración de la producción ascendió a más de 250 millones. Para justificar los pagos, también repitió la idea de que Roemmers llegó a ofrecerle tres millones de euros para que le ayudara a ganar el Nobel de Literatura y que él lo rechazó.

Czehmester y Aguilera

Más allá de Roemmers, otros dos nombres que se pusieron este jueves sobre la mesa fueron los de Antonio Aguilero y Martin Czehmester. La Guardia Civil sitúa al primero de ellos como el cabecilla de la trama que se encargaba de “conseguir financiación fraudulenta de las entidades bancarias a través de las sociedades que entre ambos dirigían y gestionaban”. Moreno reconoció ante el juez que le proporcionaba financiación, pero aseguró desconocer el origen del dinero.

Foto: Javier Moreno.

Sobre su exnovio, Martin Czehmester, negó que lo utilizara como testaferro y defendió su papel al frente de una de las sociedades investigadas: Youmore TV. Moreno definió esta empresa como su "bebé" y enmarcó su creación en una propuesta de Google para generar ingresos por publicidad con vídeos en Youtube, pero descartó una gestión directa en la misma: "No soy accionista, soy el alma mater". El mensaje de Moreno ante el juez fue claro: "Se ha dicho de mi que soy un monstruo, pero no es cierto".

José Luis Moreno compareció este jueves como imputado ante la Audiencia Nacional. La Guardia Civil le investiga por presuntamente liderar una organización dedicada a las estafas financieras y el blanqueo de capitales, pero el productor negó cualquier irregularidad y se escudó en su trayectoria televisiva. "No soy capo de nada", llegó a decir durante el interrogatorio. Entre los argumentos que esgrimió para ello, "las 3.000 producciones y 150 millones en contratos" que acumula a lo largo de su carrera.

Audiencia Nacional José Luis Moreno