Nuevos correos de la crisis en Ceuta: "Marruecos solo admitirá 15 menores al día"
  1. España
Devoluciones

Nuevos correos de la crisis en Ceuta: "Marruecos solo admitirá 15 menores al día"

Un asesor del Ministerio del Interior informó a la Delegación del Gobierno de que ya había avisado a la Fiscalía "para comenzar el retorno"

placeholder Foto: Menores en la frontera entre Marruecos y Ceuta. (EFE)
Menores en la frontera entre Marruecos y Ceuta. (EFE)

Los policías nacionales que acudieron el 13 de agosto a la frontera entre Ceuta y Marruecos para empezar la devolución de menores regresaron con instrucciones claras de las autoridades marroquíes: solo aceptarían 15 menores al día de los cientos que tenía previsto retornar España tras su entrada masiva en mayo. Cuando la Justicia intervino para detener el proceso, apenas se habían repatriado 55.

“Se significa que las autoridades marroquíes han informado a las autoridades de la ciudad que solo admitirán a 15 menores no acompañados diariamente a partir de las 10:00 horas”. Esta información viene recogida en una batería de correos internos sobre la crisis de los menores de Ceuta a la que ha tenido acceso El Confidencial y que muestra que fue Marruecos el que impuso el ritmo de los trabajos.

placeholder Pinche aquí para visualizar el documento al completo.
Pinche aquí para visualizar el documento al completo.

El correo lleva la fecha del viernes 13 de agosto de 2021 y fue enviado a las 18:02. Bajo el asunto 'Entrega menores', lo remite el inspector jefe del puesto fronterizo de El Tarajal y va dirigido a la Fiscalía de menores de Ceuta, la Delegación del Gobierno y a otros mandos policiales, incluido el jefe superior. En la citada comunicación, este policía informa de que se ha completado la primera entrega.

“Por el presente, se informa que siendo las 16:50 horas del día de la fecha se ha procedido a la entrega por parte de las autoridades de la ciudad de Ceuta a las autoridades marroquíes de los primeros 15 menores no acompañados. Se ha entregado hasta el número 19, inclusive, a excepción del número 6, 10, 12 y 13 de la lista adjuntada en el 'mail' anterior”, detalla.

El juzgado llamó al puesto

Este mismo jefe del puesto fronterizo escribió de nuevo a los mismos destinatarios al día siguiente, sábado, 14 de agosto, a las 15:48. Daba cuenta de que entre las 10:00 y las 14:50 se había entregado a otros 15 menores, concretamente hasta el 43 de la lista. Habían quedado sin devolver nueve de los que estaban previstos en el orden del listado. En ese correo, se insistía en que Marruecos solo aceptaba una quincena al día. El domingo se repitió el proceso en apenas dos horas con otros 15 menores, según un oficio policial dirigido a la Fiscalía.

El lunes cambió el asunto del correo. Esta vez se titulaba 'Entrega y paralización de menores' e iba acompañado de otro oficio policial del puesto fronterizo de El Tarajal. Se daba cuenta en este caso de que solo se había retornado a 10 menores porque “a las 11:25 se recibe llamada del [Juzgado] Contencioso Administrativo número 2” de Ceuta.

placeholder Pinche aquí para visualizar el documento al completo.
Pinche aquí para visualizar el documento al completo.

Este es el juzgado al que acudieron varias ONG a denunciar que las devoluciones se estaban haciendo de forma ilegal y sin respetar los derechos de los menores. Sus reclamaciones lograron paralizar de forma cautelar estos trabajos y el juzgado todavía no se ha pronunciado sobre el fondo. Sin embargo, sí avanzó que el retorno de menores se debe hacer conforme a la Ley de Extranjería, la cual establece una serie de requisitos que presuntamente no se estaban cumpliendo.

El oficio policial de ese lunes al que ha tenido acceso este periódico detalla incluso la llamada del juzgado que paró el proceso: “El funcionario señor Alcaraz manifiesta que por orden de su señoría se detengan las entregas a menores a Marruecos hasta que se resuelva el procedimiento, por lo que los últimos cinco menores de la lista no son entregados y se insta a la ciudad a que sean presentados ante el juzgado de guardia, pues han presentado el 'habeas corpus”.

La implicación de Interior

Esta decisión judicial contradijo el criterio del ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, quien primero defendió el modo en el que se estaban realizando estas devoluciones y días después se sacudió la responsabilidad achacando a Ceuta la decisión y la competencia. Otros correos y documentos internos desvelados por El Confidencial muestran que Interior impulsó el retorno de los menores y que el ministro lo autorizó con base en un acuerdo suscrito entre España y Marruecos en 2007 que la Justicia considera una mera declaración.

Foto: Pinche para visualizar el documento al completo.

En otro de los correos inéditos hasta ahora se aprecia el intercambio entre la Delegación del Gobierno en Ceuta y un asesor del secretario de Estado de Seguridad. Este último informa de que ya ha remitido a la Fiscalía un escrito “para comenzar el retorno de menores de Ceuta a Marruecos”. Lleva la fecha del 12 de agosto y lo envió a las 21.17 horas, la noche antes de que empezasen los trabajos.

“Te remito el escrito que hemos enviado desde la Secretaría de Estado a Fiscalía General del Estado para comenzar el retorno de menores”, dice. Iba dirigido a un alto cargo de la Delegación del Gobierno que al día siguiente se lo envió a la máxima responsable, Salvadora del Carmen Mateos. La decisión de entregar a los menores, no obstante, la había dado Interior varios días antes y la Fiscalía consideró insuficiente la información transmitida.

Tras la polémica generada, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, citó al presidente de Ceuta, Juan Jesús Vivas, para afrontar la crisis. De la reunión —sin presencia del ministro Grande-Marlaskasalió el compromiso de retomar las devoluciones, pero aparcando el acuerdo entre España y Marruecos de 2007 propuesto por la ciudad autónoma por primera vez y aceptado por Interior. En su lugar, se ceñirían a la Ley de Extranjería como indicó el juzgado.

Ceuta Fernando Grande-Marlaska Ley de Extranjería Fiscalía General del Estado ONG
El redactor recomienda