Zidane pasa de estar ciego con Marcelo a dejar caer al brasileño
  1. Deportes
  2. Fútbol
el daño que se han hecho

Zidane pasa de estar ciego con Marcelo a dejar caer al brasileño

Zinédine Zidane no quiso reconocer que los mejores años del lateral izquierdo ya habían pasado y Marcelo adoptó una posición conformista

placeholder Foto: Marcelo, fatigado, en el partido contra el Shakthar Donetsk. (Efe)
Marcelo, fatigado, en el partido contra el Shakthar Donetsk. (Efe)

El final decadente de Marcelo en el Real Madrid se veía venir, pero Zidane estaba ciego y eligió estirar la carrera de uno de los jugadores que tanto le han dado porque entendía que con su experiencia y lealtad podía seguir sumando en aportación al grupo. Ha quedado demostrado que el francés y el brasileño se han hecho daño. Zidane no quiso reconocer que los mejores años del lateral izquierdo ya habían pasado y Marcelo adoptó una posición conformista desde el momento en el que conoció que el técnico hizo todo lo posible para fichar a Ferland Mendy.

El club también tiene que asumir su parte de responsabilidad por la planificación deficiente que se ha hecho estos dos últimos años con la posición de lateral izquierdo. Tenían a Theo Hernández y lo vendieron al Milan por 20 millones de euros. Después apareció con fuerza la figura de Sergio Reguilón y decidieron traspasarlo al Tottenham por 30 millones de euros. Los 50 millones de euros entre estos dos jugadores se gastaron en Mendy. Marcelo se quedó de suplente, con un contrato de los más elevados de la plantilla (8 millones de euros) y a la espera de entrar en las rotaciones de Zidane.

Theo Hernández (23 años) es hoy uno de los mejores laterales zurdos en la competición italiana. Un cañón por la banda que recupera balones, defiende, asiste y marca. Una apuesta que hizo Paolo Maldini, el director deportivo del Milan, con un jugador al que solo había que darle un tiempo de maduración. Como se ha hecho con Vinicius, que se tiene toda la paciencia del mundo. Theo físicamente es de los mejores que hay en Europa. Sergio Reguilón hizo una temporada extraordinaria en el Sevilla y pudo más el deseo de hacer caja que de quedarse con un chico que había llegado a la Selección española. El plan de Zidane y del Real Madrid con Marcelo ha sido erróneo.

Foto: Cristiano Ronaldo aprieta los puños para celebrar un gol con la Juventus. (Efe)

Era una misión muy difícil. Tremendamente complicada para Zidane y en el Real Madrid tenían la esperanza de que la gestión del entrenador fuera eficaz. Pero Marcelo estaba cuestionado dentro del club desde el día que Solari se hizo cargo del banquillo e informó de la pérdida de energía del brasileño. Era necesario dar un relevo en el puesto para meter a un jugador más joven y apostó por Sergio Reguilón. Ya lo había advertido antes Lopetegui cuando se hizo cargo del equipo y comprobó durante la pretemporada que la velocidad y la recuperación de Marcelo disminuía y que para jugar de lateral, ocupando toda la banda izquierda, no valía solo con la técnica y el talento.

La irrupción de Miguel Gutiérrez

Zidane confiesa que ya no puede hacer más por Marcelo y en el partido contra el Granada ha dado el paso que esperaban en el club. La apuesta por el canterano Miguel Gutiérrez (19 años) es el final de Marcelo (33 años) pese a que le quede una temporada de contrato. Se puede enmascarar con unas molestias del brasileño, como dice Zidane, pero no se puede ocultar la verdad. Marcelo entrenó con normalidad antes de jugar contra el Granada y no viajó al partido porque Zidane valoró que para jugarse la Liga le daba más confianza poner al joven Miguel Gutiérrez.

El partido que hizo el canterano fue completo. En defensa y en ataque, cortando balones, yendo a las disputas y dando una asistencia en el primer gol a Modric. Zidane justificó la ausencia de Marcelo como unas molestias y la elección de no arriesgar. Imposible de creer cuando se está jugando la Liga, tiene la defensa en cuadro y en el banquillo tenía más jugadores que no están en un buen estado físico y tienen molestias. Odriozola tuvo que salir por Marvin y Hazard, otro de los que ha pasado de ser titular en el partido contra el Chelsea en Londres a suplente, jugó la última media hora en Los Cármenes. Granada era un partido para arriesgar teniendo en cuenta que está lesionado Ferland Mendy y Marcelo podía haber estado en el banquillo. Kroos también está con molestias musculares, viajó a Granada y fue suplente por si le necesitaba el entrenador. No hizo falta que saliera el alemán.

Foto: Marcelo en un momento del partido entre el Valencia y el Real Madrid en Mestalla. (Efe)

Lo de Marcelo es un misterio que tiene que resolver el entrenador y el jugador. Si va a jugar alguno de los dos partidos que quedan para acabar la Liga (Athletic y Villarreal) o definitivamente se ha acabado su etapa en el Real Madrid. No parece que vaya a tener otra oportunidad de entrar en el once después del rendimiento que ha dado Miguel Gutiérrez. Pero conociendo la buena relación que tienen Zidane y Marcelo no se puede descartar nada, a no ser que esa relación la haya llevado el entrenador a anteponer lo profesional porque se ha dado cuenta de que con Marcelo no se puede jugar el título de Liga.

Ya es tarde para entender la decisión que ha tomado Zidane con Marcelo porque el brasileño está devaluado y para darle salida solo queda regalarlo a otro club como se hizo con James. Marcelo, uno de los menos utilizados por el entrenador, no puede estar con molestias a estas alturas de la temporada porque no tiene el desgaste físico que otros compañeros. Ahí está Modric, con 35 años, que hizo un despliegue físico tremendo en Granada y tiene muchos más kilometros recorridos que Marcelo. Modric lleva disputados 54 partidos esta temporada entre el Real Madrid y su Selección.

Florentino Pérez ha reconocido que tiene que hacer cambios en la plantilla y se da la circunstancia de que dos de los que no tienen garantizada su continuidad son Sergio Ramos (35 años) y Marcelo. Son los dos capitanes del Real Madrid los que están en los planes de salida del club por edad y para ahorrarse el sueldo. Entre los dos suponen un coste anual en salario de 20 millones de euros y el Madrid tiene fichado al austríaco David Alaba y ha podido comprobar el paso adelante que han dado Militao y Nacho en la fase final de la temporada con buena respuesta en partidos de máxima presión. Ramos y Marcelo, como dicen los dirigentes, están amortizados.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Marcelo Zinédine Zidane Real Madrid Theo Hernández Vinicius Junior Florentino Pérez
El redactor recomienda