En uno de los países con mayor tasa de suicidios del mundo, más de 25.000 personas han experimentado ya su propia muerte. Una funeraria de Corea del Sur ha puesto en marcha un programa gratuito que permite a los participantes experimentar su propio funeral para ayudarles a valorar la vida. En una sesión de dos horas y media, los asistentes, tras una charla con vídeos motivacionales, escriben su testamento y son encerrados en un ataúd durante 10 minutos.
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios