Es noticia
Menú
Probamos el Nissan Ariya eléctrico, que llega a España en agosto y arranca en 47.900 euros
  1. Motor
  2. Pruebas
Hasta 533 kilómetros de autonomía

Probamos el Nissan Ariya eléctrico, que llega a España en agosto y arranca en 47.900 euros

Más de una década después de que viera la luz el Leaf, su primer eléctrico, Nissan presenta su primer SUV sin emisiones, un modelo de 4,60 metros que llega a España en versiones de tracción delantera y tracción total

Foto: El diseño del Ariya es muy fluido y aerodinámico. (Nissan)
El diseño del Ariya es muy fluido y aerodinámico. (Nissan)

Con el primer Leaf, designado 'Car of the Year 2011' por la prensa especializada europea, Nissan comenzó hace más de una década el camino de los vehículos 100% eléctricos. Y ahora, cuando la firma japonesa ya cuenta en la gama con la segunda generación del Leaf, lanzada en 2018, continúa en esa dirección con el Ariya, su primer SUV eléctrico y que según los responsables de la firma japonesa ha sido diseñado tomando a los clientes como centro de cada decisión, como el generoso espacio para las piernas, una de las cualidades en este Ariya que salieron de las conversaciones con los usuarios del Leaf. Y aunque ya lo habíamos probado en el madrileño circuito del Jarama en marzo, El Confidencial vuelve a conducirlo por segunda vez, esta vez por carretera y pocas semanas antes de que el coche llegue a los concesionarios españoles.

Así es el primer SUV eléctrico de Nissan; el Ariya.

El Ariya se basa en la nueva plataforma totalmente eléctrica CMF-EV desarrollada por la Alianza Renault Nissan Mitsubishi y que, por ejemplo, también emplea el Renault Mégane E-Tech Electric. Su carrocería mide 4.595 milímetros de largo, 1.850 de ancho y 1.660 de alto, con una distancia entre ejes de 2.775 milímetros y una altura libre al suelo de 185 milímetros, correcta para un SUV. Y habrá esencialmente tres versiones: las dos primeras, con tracción 2WD a las ruedas delanteras, llegarán a España en el mes de agosto, una con batería de 63 kWh netos y motor de 218 CV, que anuncia 403 kilómetros de autonomía, y otra con 87 kWh y motor de 242 CV, que aumenta el alcance eléctrico hasta 533 kilómetros. Más adelante, ya a final de año, se sumará a la gama el Ariya e-4orce AWD, con tracción total, la batería grande, una potencia total de 306 CV entre sus dos motores y autonomía de 500 kilómetros.

placeholder En la zaga aparece ahora la palabra Nissan, en lugar del logotipo habitual.
En la zaga aparece ahora la palabra Nissan, en lugar del logotipo habitual.

En lo que respecta al diseño, el Ariya luce una silueta mucho más fluida que, por ejemplo, el nuevo Qashqai, con muchos más cortes, aristas y nervios. Por el contrario, el Ariya monta en el frontal una parrilla frontal en negro, unos faros muy estrechos y un perfil en el que parece haberse apostado más por el espacio interior que por la estética SUV coupé, tan de moda en nuevos modelos de otras marcas. La zona posterior luce unos pilotos muy finos, con una luz que los une recorriendo todo el ancho de la carrocería.

placeholder Los pilotos están unidos entre sí por una tira de luz LED.
Los pilotos están unidos entre sí por una tira de luz LED.

Una de las cosas que nos llamó la atención es que, pese a tratarse de un vehículo eléctrico diseñado desde cero como tal, no tenga un maletero en la zona delantera, elemento cada vez más habitual entre sus rivales. Sin embargo, Nissan explica que han preferido situar el control de climatización en ese espacio, permitiendo así a los diseñadores utilizar toda la longitud de la cabina para crear un piso plano y más abierto, tipo salón. Como resultado, el habitáculo proporciona abundante espacio para todos los pasajeros, una amplitud que ya empieza desde la zona delantera, donde encontramos hasta una guantera deslizante eléctrica central en la zona baja del salpicadero.

placeholder La consola central puede moverse longitudinalmente de manera eléctrica.
La consola central puede moverse longitudinalmente de manera eléctrica.

Los asientos, el volante y la consola central deslizante eléctrica son ajustables según las preferencias del conductor, y como es posible almacenar hasta tres perfiles en la memoria del sistema, cada vez que abramos el vehículo con una de las llaves del vehículo, todo se regula automáticamente a los gustos del conductor asociado a ese perfil. Otra de las novedades que estrena es la consola central ajustable de manera eléctrica, que puede deslizarse hacia delante o hacia detrás, en función de si el conductor prefiere disfrutar de un reposabrazos más confortable y a mano, o si en lugar de eso opta por tener el espacio más despejado en su entorno.

placeholder El suelo de la zona trasera es completamente plano, facilitando el acomodo.
El suelo de la zona trasera es completamente plano, facilitando el acomodo.

El cuadro de mandos principal del Ariya comprende dos pantallas de 12,3 pulgadas, para garantizar que la información importante del vehículo esté siempre a la vista del conductor. Además, también viene equipado con un Head-up Display que proyecta información práctica frente al conductor de una manera más segura, pues evitamos tener que desviar la mirada de la calzada.

placeholder El salpicadero sigue la filosofía del minimalismo, con un aspecto muy limpio.
El salpicadero sigue la filosofía del minimalismo, con un aspecto muy limpio.

Siguiendo con los detalles interiores, el minimalista tablero del Ariya integra los controles de climatización en la propia moldura de madera, pues son hápticos, es decir, responden a la presión del dedo con una sutil vibración para confirmar su correcto accionamiento. Esto se combina a la perfección con una consola central que también añade algunos botones hápticos y la nueva palanca de cambios, que es de un tamaño muy reducido.

placeholder En agosto llegarán las dos versiones con tracción delantera, y después la e-4orce AWD.
En agosto llegarán las dos versiones con tracción delantera, y después la e-4orce AWD.

En cuanto a las ayudas, el Ariya está equipado con un sistema de reconocimiento de voz con comprensión avanzada del lenguaje para ofrecer asistencia en el vehículo. También dispone del planificador inteligente de rutas, que calcula el mejor itinerario en tiempo real según varios factores, como el tráfico, las condiciones de la carretera, la disponibilidad de la estación de carga y la batería restante. La aplicación NissanConnect Services tiene la capacidad de bloquear y desbloquear las pruebas de forma remota, mientras que los sistemas también funcionan a la perfección combinados con Amazon Alexa, creando así una experiencia de usuario personalizada. Asimismo, el sistema multimedia es compatible con Apple CarPlay de forma inalámbrica y con Android Auto mediante cable.

placeholder La distancia entre ejes se ha extendido lo máximo posible para un mayor espacio interior.
La distancia entre ejes se ha extendido lo máximo posible para un mayor espacio interior.

Siguiendo con la tecnología, Nissan equipa al Ariya con elementos de seguridad y asistencia al conductor, destacando el ProPilot con Navi Link. Por ejemplo, el vehículo incorpora cámara de 360 grados, advertencia inteligente de colisión frontal, mantenimiento de carril de emergencia, frenado de emergencia inteligente y tecnología de frenado de emergencia automático trasero.

Nos ponemos al volante

Como primeras impresiones de conducción, a bordo del Ariya 2WD con batería de 63 kWh y motor de 218 CV de potencia, nos ha parecido un vehículo que llama la atención por su espacio interior, y en la parte delantera podemos mover la consola hacia atrás y cambiarnos hasta de asiento, muy cómodamente, sin necesidad de salir del coche. En la zona trasera, el suelo completamente plano permite que viajen tres personas cómodamente, y con un espacio para las piernas y para las cabezas muy generoso. Además, los respaldos tienen dos posiciones de inclinación, para ir más o menos tumbado, lo que también redunda en una pequeña variación en la capacidad de maletero, que cuenta con un volumen de 468 litros en el caso de las versiones 2WD y 415 si se trata del e-4orce AWD, de tracción total.

placeholder Su maletero tiene 468 litros en las versiones 2WD y 415 en la de tracción total.
Su maletero tiene 468 litros en las versiones 2WD y 415 en la de tracción total.

El consumo que obtuvimos tras una conducción extremadamente suave fue de 13,4 kWh/100 km, pero conviene recalcar que la prueba se desarrolló en Suecia, donde las carreteras secundarias están limitadas a 60 o 70 km/h, según el caso, y las autovías tienen muchos tramos limitados a 80 km/h, aunque también hay zonas con limitación de 110 km/h. Es decir, con una conducción más 'real', por carreteras españolas, dicho gasto subirá, y puede servirnos de dato orientativo el gasto medio homologado en ciclo WLTP de 17,6 kWh/100 km. Por su parte, los 218 CV de esta alternativa básica se traducen en una velocidad máxima autolimitada a 160 km/h y en una aceleración de 0 a 100 km/h en 7,5 segundos. O sea, es curiosamente más rápido que el Ariya 2WD con batería de 87 kWh pese a que este rinde 242 CV de potencia, pues anuncia los mismos 160 km/h de punta pero su aceleración hasta 100 km/h se realiza en 7,6 segundos, una décima más.

placeholder La versión que más kilómetros puede recorrer con una sola carga hace 533.
La versión que más kilómetros puede recorrer con una sola carga hace 533.

En cuanto a la velocidad de carga de la batería con corriente alterna, para pasar del 20 al 80% en la de 63 kWh son necesarias como mínimo tres horas y media con un cargador de 22 kWh, mientras que la de 87 kWh completa la operación en cinco. Si se realiza con una carga rápida de corriente continua, que permite alcanzar una potencia de 130 kW, la batería pequeña puede pasar del 20 al 80% en solo 28 minutos, mientras que la grande lo hace en 30.

placeholder Los botones del salpicadero se integran en la madera y son hápticos.
Los botones del salpicadero se integran en la madera y son hápticos.

En el apartado negativo, la posición de conducción no nos ha resultado muy cómoda, pues hasta encontrar la postura más parecida a la óptima tardas un buen rato, y los pedales siempre nos quedan demasiado cerca, pues el ajuste en profundidad del volante debería ser mayor, para permitir retrasarlo más y alejarnos de los pedales. Además, los reposabrazos de las puertas están situados en una posición muy baja, lo que contrasta posturalmente con la posición del reposabrazos central, a una altura bastante mayor, de manera que si apoyas el brazo izquierdo acabas medio torcido.

Con las primeras entregas previstas para agosto, el Ariya tiene en España un precio de salida de 47.900 euros, sin descuentos y antes del posible Moves III, en el caso de la versión Advance 63 kWh 2WD, mientras que la versión inmediatamente superior, el Evolve 87 kWh 2WD, sube a 56.400 euros. Por su parte, el Ariya Evolve 87 kWh e-4orce, que llega a finales de año, coronará la gama con un precio de 59.400 euros.

Con el primer Leaf, designado 'Car of the Year 2011' por la prensa especializada europea, Nissan comenzó hace más de una década el camino de los vehículos 100% eléctricos. Y ahora, cuando la firma japonesa ya cuenta en la gama con la segunda generación del Leaf, lanzada en 2018, continúa en esa dirección con el Ariya, su primer SUV eléctrico y que según los responsables de la firma japonesa ha sido diseñado tomando a los clientes como centro de cada decisión, como el generoso espacio para las piernas, una de las cualidades en este Ariya que salieron de las conversaciones con los usuarios del Leaf. Y aunque ya lo habíamos probado en el madrileño circuito del Jarama en marzo, El Confidencial vuelve a conducirlo por segunda vez, esta vez por carretera y pocas semanas antes de que el coche llegue a los concesionarios españoles.

Nissan Movilidad del futuro Industria automóvil
El redactor recomienda