Es noticia
Menú
Conducimos el nuevo Qashqai e-Power, el primer Nissan en Europa con esta tecnología
  1. Motor
  2. Pruebas
Rinde 190 CV y homologa 5,2 l/100 km

Conducimos el nuevo Qashqai e-Power, el primer Nissan en Europa con esta tecnología

El sistema e-Power permite disfrutar las sensaciones de un vehículo eléctrico... sin serlo. La propulsión siempre se realiza mediante el motor eléctrico, al que da energía una batería y un inversor, alimentados por el motor de gasolina

Foto: En modo EV es capaz de recorrer entre 2 y 4 kilómetros. (Nissan)
En modo EV es capaz de recorrer entre 2 y 4 kilómetros. (Nissan)

La exclusiva tecnología e-Power de Nissan se incorpora ahora a un modelo tan emblemático para la marca japonesa como el Qashqai, suponiendo un nuevo camino de innovación entre los crossover, un segmento que inventó realmente allá por el año 2007. Así, el nuevo Qashqai, con sus 4.425 milímetros de largo, sus 1.835 de ancho y sus 1.625 de alto, es el primer Nissan que equipa este sistema de propulsión en Europa. En España, no obstante, se conformará con la etiqueta medioambiental Eco, y El Confidencial ha podido conducirlo por segunda vez, pues si en marzo lo probábamos ya en el madrileño circuito del Jarama, ahora lo hemos manejado por carretera, concretamente en Suecia, hasta donde hemos viajado para ver cómo rinde este innovador sistema híbrido en condiciones de tráfico más realistas.

placeholder Este es el primer modelo de la marca que llega a Europa con la tecnología e-Power.
Este es el primer modelo de la marca que llega a Europa con la tecnología e-Power.

''La introducción de la innovadora tecnología e-Power en el nuevo Qashqai reafirma el espíritu pionero de Nissan en el segmento de los crossovers. Para los clientes, e-Power es una puerta de entrada a los vehículos eléctricos y representa un hito importante en la estrategia de electrificación de Nissan'', comentaba Arnaud Charpentier, vicepresidente regional de Estrategia de Producto y Precios de Nissan AMIEO.

placeholder El Qashqai e-Power siempre se mueve valiéndose del motor eléctrico.
El Qashqai e-Power siempre se mueve valiéndose del motor eléctrico.

Lo que le diferencia de otros modelos híbridos es que el sistema está compuesto por una batería de alto rendimiento que se complementa con un motor de gasolina turboalimentado de tres cilindros y 1,5 litros, con la innovadora tecnología de compresión variable y que genera 156 CV, un motor al que se le suma también un generador de energía, un inversor y un motor eléctrico de 140 kW, lo que combinado da un total de 190 caballos al conjunto. De esta manera, el motor de gasolina genera electricidad, que se transmite a través del inversor al paquete de baterías, al motor o a ambos, según el escenario de conducción. Es decir, la diferencia con el resto de híbridos radica en que el motor eléctrico es la única fuente de tracción a las ruedas, por lo que su respuesta es instantánea y lineal, dando como resultado una conducción más suave, digna de un vehículo eléctrico puro, pero sin la necesidad de recargar.

placeholder El cuadro de instrumentos digital y la pantalla central muestran la información clara.
El cuadro de instrumentos digital y la pantalla central muestran la información clara.

Los ingenieros del Centro Técnico de Nissan Europa en el Reino Unido y España colaboraron en el desarrollo de un sistema llamado 'Linear Tune', que gobierna el motor de gasolina y aumenta progresivamente la velocidad de ese 1.5 tricilíndrico, derivado de un motor de Infiniti, para satisfacer las demandas de energía del motor a medida que el coche acelera.

placeholder La zona trasera dispone de un gran espacio para los ocupantes.
La zona trasera dispone de un gran espacio para los ocupantes.

En escenarios de baja demanda de energía, como la velocidad constante con un buen estado de carga en la batería, la relación de compresión estará en el rango más alto, lo que optimiza el consumo y las emisiones. Bajo una alta demanda, para cargar la batería o suministrar energía directamente al motor, se activará una relación de compresión más baja que maximizará la potencia de salida. La transición entre las diferentes relaciones de compresión se da sin que el conductor deba intervenir.

Sensaciones de eléctrico, sin serlo

También dispone de tecnología e-Pedal, ya vista en el modelo 100% eléctrico Leaf, que ha sido diseñada para eliminar la tensión repetitiva de la conducción urbana de parada y arranque. El e-Pedal Step permite a los conductores acelerar y frenar usando únicamente el acelerador, y el sistema debe ser activado primero por el interruptor situado en la consola central y, una vez encendido, el acelerador entregará la aceleración como de costumbre, pero una vez levantemos el pie del mismo, el e-Pedal Step retendrá el Qashqai como si frenásemos, hasta el punto de iluminar las luces de freno y reducir la velocidad progresivamente al mismo tiempo que recarga energía; aunque no es capaz de detener el vehículo por completo, sino que lo frena hasta los 3-5 km/h, y se sigue desplazando a esa velocidad hasta que frenamos 'de verdad'.

placeholder Podemos utilizar el sistema e-Pedal para que al levantar el pie del acelerador, el coche se frene.
Podemos utilizar el sistema e-Pedal para que al levantar el pie del acelerador, el coche se frene.

El sistema e-Power ha sido diseñado para aquellos que se enfrentan a una conducción urbana o suburbana diaria, pero que aún no están preparados para hacerse con un vehículo enchufable, sirviendo este como una transición entre ambos mundos. ''Con la exclusiva tecnología e-Power de Nissan, los clientes se enamorarán de la sensación de una motorización eléctrica, sin la preocupación de la autonomía. En general, el Qashqai e-Power atraerá a los conductores que aún no están listos para un vehículo 100% eléctrico en sus vidas, pero que quieren ser más sostenibles y disfrutar de la sensación de conducir un EV día a día'', comentaba Charpentier.

placeholder La pantalla central táctil es de 12,3 pulgadaso.
La pantalla central táctil es de 12,3 pulgadaso.

Durante la prueba de conducción que hemos realizado por los alrededores de Estocolmo, el nuevo Qashqai e-Power se mostró como un coche racional y que marca las diferencias con los rivales en cuanto a silencio de marcha y confort por su menor ruido. Sin embargo, los consumos que hemos medido en tierras nórdicas no nos parecen plenamente aplicables para el uso corriente que se le dará en España, pues en Suecia la gran mayoría de las carreteras secundarias estaban limitadas a 60, 70 e incluso 40 km/h. Además, las autovías, muchas en obras durante nuestra ruta, están limitadas a 80 km/h, y los núcleos de población a 30 y 40 km/h, por lo que sacarle 5,3 l/100 km, valor que coincide con la cifra homologada en ciclo combinado WLTP, no resultó complicado.

placeholder Una de las cosas que más nos ha sorprendido es el silencio de marcha.
Una de las cosas que más nos ha sorprendido es el silencio de marcha.

Por lo demás, la conducción se siente poderosa, con ese motor de 190 CV bajo el capó, con un tramo de aceleración en el que sucede todo con más 'calma', y que una vez empieza a acelerar de manera lineal, progresa y anda muy bien. Sí nos percatamos de que al ubicarse la batería bajo el suelo, en posición central, pierde bastante altura libre al suelo, lo cual no es ideal para un SUV porque resta movilidad fuera del asfalto. Por contra, el espacio del maletero no se ve afectado, manteniendo los 504 litros de las versiones de combustión interna, y tampoco varía la habitabilidad en la zona de pasajeros.

placeholder La parte central inferior del coche alberga la batería, lo que resta altura libre al suelo.
La parte central inferior del coche alberga la batería, lo que resta altura libre al suelo.

La calidad de construcción está bien, con gran amplitud interior y una posición de conducción bastante agradable, a la que es fácil y rápido habituarse. Una gran pantalla central se suma al cuadro de instrumentos digital y al Head-up Display para darnos multitud de información clara, y las sensaciones son bastante positivas en cuanto a acabados o calidad de rodadura, pues tolera los baches, badenes o imperfecciones sorprendentemente bien. Además, nos ha parecido un coche bastante silencioso, lo cual ratifica esa intención de Nissan de que se sienta como un eléctrico, pero sin la necesidad de enchufarse.

placeholder La capacidad del maletero no se ve afectada, manteniendo los 504 litros.
La capacidad del maletero no se ve afectada, manteniendo los 504 litros.

En septiembre llegará a los mercados europeos, con un precio que en el caso de España arrancará en 39.850 euros para el acabado N-Connecta. Por 42.450 euros, que son 2.600 más, el acabado Tekna suma Head-up Display de 10 pulgadas, ProPilot con Navi-Link, tapicería parcialmente en piel sintética o llantas de aleación de 19 pulgadas, en lugar de las de 18 del nivel básico. Y en lo alto de la gama está el Tekna+, desde 45.200 euros y que añade a lo anterior sistema de audio Bose con 10 altavoces tapicería en piel Nappa Zietaku y suspensión Multilink.

La exclusiva tecnología e-Power de Nissan se incorpora ahora a un modelo tan emblemático para la marca japonesa como el Qashqai, suponiendo un nuevo camino de innovación entre los crossover, un segmento que inventó realmente allá por el año 2007. Así, el nuevo Qashqai, con sus 4.425 milímetros de largo, sus 1.835 de ancho y sus 1.625 de alto, es el primer Nissan que equipa este sistema de propulsión en Europa. En España, no obstante, se conformará con la etiqueta medioambiental Eco, y El Confidencial ha podido conducirlo por segunda vez, pues si en marzo lo probábamos ya en el madrileño circuito del Jarama, ahora lo hemos manejado por carretera, concretamente en Suecia, hasta donde hemos viajado para ver cómo rinde este innovador sistema híbrido en condiciones de tráfico más realistas.

Nissan Tecnología Movilidad del futuro
El redactor recomienda