Es noticia
Menú
Vox hace cuentas electorales en Andalucía deshojando la margarita: Olona o Gavira
  1. España
  2. Andalucía
DESIGNACIÓN DEL CANDIDATO

Vox hace cuentas electorales en Andalucía deshojando la margarita: Olona o Gavira

El partido de Santiago Abascal tiene en este momento dos candidatos preparados para dar el salto en Andalucía. Una es Macarena Olona, pero gana enteros el portavoz en el Parlamento regional, Manuel Gaviria

Foto: Macarena Olona (Vox) en el centro vestida de blanco. (EFE/Chema Moya)
Macarena Olona (Vox) en el centro vestida de blanco. (EFE/Chema Moya)

Vox tiene en este momento dos candidatos preparados para dar el salto en Andalucía. Una es Macarena Olona, conocida de sobra, portavoz en el Congreso, con mucho tirón electoral y gran presencia mediática. Tiene los focos e inquieta a sus rivales, pero hay otro 'tapado' que está cogiendo posiciones y que, en contra de lo que muchos piensan, es señalado cada vez con más nitidez desde la dirección nacional como una opción más que posible. Es Manuel Gavira, el portavoz parlamentario de Vox en Andalucía desde mayo de 2021.

Ella es de Alicante, cunera en las Cortes por Granada y desde hace no mucho, empadronada en Andalucía. Un gesto claro que la prepara para comenzar a hacer una campaña andaluza en cualquier momento. Una carrera que ella interiorizó desde octubre, cuando dejó claro que sería "un privilegio", que es una "soldado" y que estará donde le pida el partido. Gavira, que había permanecido en un segundo plano hasta hace seis meses, es de Cádiz, abogado y afiliado de Vox desde 2014. Es fácil observar que el partido está promocionando a ambos, cuidando sus redes, proyectando sus videos y sus intervenciones. Olona fue candidata por Granada en 2018 y ni siquiera tenía cuenta de Twitter, donde ahora es una de las más influyentes. Un aviso de que los liderazgos "se construyen", señalan desde Vox.

Foto: La diputada de Vox, Macarena Olona. (EFE/Kiko Huesca)

La decisión sobre quién será el candidato en Andalucía, una plaza clave para el partido, aún no está tomada. Según a quien se le pregunte en el partido pondrá más pros o más contras en un cartel u otro. Olona es "un cañón electoral", según admiten desde dentro y ratifican algunos de sus adversarios. Sin embargo, no todo el mundo ve la operación. Consideran en Madrid que sería sacrificar un activo importante, referente de Vox en el Congreso, que podría sumar sin ser candidata, como diputada que es por Granada y que con la formación de Santiago Abascal “lo que se vota es la marca no la persona”, según señala alguien en el núcleo duro de la formación. Creen que hay riesgos en fiarlo todo a la apuesta andaluza y que aún quedará camino hasta las generales.

El miedo al 'lobo'

Lo que si niegan en las filas de la formación en la extrema derecha es que Olona sea una mala candidata porque tenga el poder de sacar de la desmovilización al electorado de izquierdas. Aseguran, con estudios demoscópicos en la mano, que "el miedo a Vox como catalizador ya no existe". En eso coinciden muchos politólogos, que advierten de que el "cuidado que viene el lobo" de la derecha más ultra ya se vio que no funcionaba en las elecciones de Madrid y que si la izquierda hace una campaña confiada a esa variable se equivocará. Sea así o no, que solo se sabrá cuando se cuenten los votos en urna, lo cierto es que la izquierda andaluza, del PSOE a las otras tres papeletas de izquierda, Unidas Podemos, Adelante Andalucía y, en menos medida Andaluces Levantaos, entona el aviso de que Olona podría ser la próxima vicepresidenta de un Gobierno del PP en Andalucía como mecanismo para activar el miedo en el electorado. "Sería la peor candidata para el PP", admiten en las filas populares. No solo por su tirón sino porque saben que será complicado convivir con ella en un gobierno o negociar una investidura.

Foto: El presidente de Vox, Santiago Abascal. (EFE/Kiko Huesca)

Gavira era un desconocido para muchos hasta hace pocos meses. Es el tercer portavoz de Vox en el Parlamento tras la expulsión del que fue candidato, Francisco Serrano, investigado por un presunto fraude de subvenciones por una ayuda de 2,4 millones de euros que recibió del Ministerio de Industria antes de ser diputado, y tras el relevo de Alejandro Hernández, que no convenció a Vox por considerar sus formas suaves frente al PP. Al contrario que su antecesor, el diputado gaditano sí que tiene todos los parabienes de la dirección nacional. Fue llamativo el desembarco desde Madrid en el debate que tumbó los Presupuestos andaluces en el Parlamento autonómico. Si no era un examen para Gavira lo parecía. Una prueba que, además, el portavoz pasó con buena nota. En Vox están convencidos de que tras unos meses de rodaje, Gavira ha cogido el tono exacto del discurso contra el PP de Juan Manuel Moreno, al que, dicen, "le ha tomado perfectamente la medida".

La decisión, en el aire

Desde la dirección nacional de Vox insisten, pese a que se da por hecho en muchos círculos que Olona será candidata, que "la decisión aún no está tomada". Hasta que no estén convocadas las elecciones no habrá una designación oficial. "Los candidatos los decide el Comité Ejecutivo Nacional de Vox y todavía no lo han hecho", insisten fuentes oficiales del partido."No hay terna de candidatos, pero a día de hoy Vox cuenta en el Parlamento de Andalucía con un gran portavoz, de toda solvencia política", añaden desde el partido.

Vox tiene desde septiembre activada su maquinaria electoral en Andalucía. Desde julio pide elecciones autonómicas y dan por rota las relaciones con el Gobierno de PP y Cs. Los sondeos apuntan que el partido podría subir a una horquilla del 15% de voto y el último observatorio publicado por El Confidencial apuntó a la fortaleza de Vox en la comunidad andaluza, plaza clave para este partido junto a Madrid y la Comunidad Valenciana. Nadie oculta en Vox que la decisión dependerá de lo que digan los sondeos sobre la capacidad de movilización de cada candidato.

Foto: El líder de Vox, Santiago Abascal. (EFE)

El partido puso en marcha tras las elecciones una estrategia para penetrar en el mundo rural, donde calculan que podrían tener un nicho electoral importante para subir de los 12 diputados que obtuvieron en Andalucía en 2018. Olona tiene mucho tirón entre ese electorado más rural, capaz incluso, estiman en el partido, de llevarse exvotantes socialistas. Se vio claramente cuál será el discurso en el mitin que la portavoz de Vox en el Congreso protagonizó en su último mitin en Lepe (Huelva), donde ensalzó la figura política del comunista Julio Anguita. Desde Vox insisten en que su electorado demuestra "una gran fidelidad" y que elegirán el perfil del candidato para completar un discurso único y nacional, que no muta, insisten, según los territorios. "Aquí no existen las baronías ni las cuotas", deslizan dejando claro que prima la marca. Sea Olona o sea Gavira, sí advierten de que "Vox sale a por todas en Andalucía".

En las próximas semanas seguirán en su estrategia de desgaste del PP. Gavira ya ha anunciado que su partido recurrirá el pasaporte covid que el Gobierno de PP y Cs ha pedido que se extienda a la hostelería en las próximas fiestas navideñas. Vox ha logrado además que el próximo pleno del Parlamento debata su ley de concordia, con la que quieren derogar la ley andaluza de memoria histórica. El PP ya se posicionó una vez en contra pese a que fue uno de los acuerdos firmados en la investidura y en sucesivos pactos presupuestarios y que es una de las promesas de Pablo Casado si gobierna. Los populares, que no han desvelado en esta ocasión el sentido de su voto, alegaron en el primer rechazo que hacía falta consenso de todo el Parlamento para sacar adelante una norma sin fracturar aún más a la sociedad. Vox considera que es la prueba de que Moreno incumple su palabra y de que el PP es "una derechita cobarde".

Vox tiene en este momento dos candidatos preparados para dar el salto en Andalucía. Una es Macarena Olona, conocida de sobra, portavoz en el Congreso, con mucho tirón electoral y gran presencia mediática. Tiene los focos e inquieta a sus rivales, pero hay otro 'tapado' que está cogiendo posiciones y que, en contra de lo que muchos piensan, es señalado cada vez con más nitidez desde la dirección nacional como una opción más que posible. Es Manuel Gavira, el portavoz parlamentario de Vox en Andalucía desde mayo de 2021.

Parlamento de Andalucía Santiago Abascal Vox Partido Popular (PP) Pablo Casado Juanma Moreno
El redactor recomienda