CIERRE DEL GRIFO FINANCIERO

Andalucía pide una cita bilateral para su liquidez como Cataluña para la investidura

El Gobierno de PP y Cs defiende que no es responsable del desvío del déficit en 2018 y pide al ministerio que calcule el daño que tendría para Andalucía cerrar el grifo de los mercados

Foto: El presidente de la Junta, Juanma Moreno, y el consejero de Hacienda, Juan Bravo (i). (EFE)
El presidente de la Junta, Juanma Moreno, y el consejero de Hacienda, Juan Bravo (i). (EFE)

El Gobierno andaluz de PP y Cs sabía desde octubre que el desvío del déficit de 2018, heredado del anterior equipo socialista, iba a impedirle seguir en los mercados captando financiación de forma privada y al margen del Fondo de Liquidez Autonómica del Ministerio de Hacienda. Todo ocurre bajo la atenta mirada de Bruselas, recuerda.

Así lo expresó el consejero andaluz de Hacienda, Juan Bravo, en una intervención en el Parlamento andaluz ('Diario de sesiones', 9 de octubre): “El incumplimiento del Gobierno anterior podría poner en peligro el retorno a los mercados, que tan buenos resultados nos ha dado en el año 2019. Fíjese, limitaría la capacidad de actuación de un Gobierno como consecuencia de los graves errores cometidos por el Gobierno anterior. En este punto, y dado el incumplimiento de las reglas fiscales, no cabe otra opción —o así lo entendemos nosotros— que esperar la colaboración y cooperación del Gobierno de la nación”. Ya hace dos meses, pedían negociar este punto.

El Gobierno andaluz sabía que iba a ser reconducido al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) y que no podría captar crédito privado. Es lo que el ministerio le comunicó oficialmente por carta el pasado 5 de diciembre, siete días antes de aprobar sus Presupuestos de 2020. Andalucía quiere negociar y pedirá una reunión bilateral con el Gobierno de la nación, según fuentes de la Consejería andaluza de Hacienda.

“Esto tiene una vertiente política”, insisten desde el Ejecutivo autonómico, donde lamentan que nadie desde el ministerio haya descolgado el teléfono para llamar a Andalucía. Y partir de ahora, ¿qué? El Gobierno andaluz tiene este martes su reunión habitual del Consejo de Gobierno y verá qué medidas puede adoptar. “Lo lógico es un análisis técnico de todo el proceso y pedir una cita al ministerio. Habrá una petición por carta al Gobierno para pedir negociar de forma bilateral. Lo que ellos no han hecho con nosotros. Esto no puede quedarse solo en el pimpampum a través de los medios. Lo lógico es sentarnos y negociar, o al menos intentarlo”, señalan fuentes de la Consejería de Hacienda. “Es sorprendente que estando un Gobierno en funciones sea ahora cuando se haga. No parece muy acertado”, señalan. Toda la escenificación coincide con las negociaciones para la investidura de Pedro Sánchez y el independentismo catalán de telón de fondo.

1.900 millones en 2020

Tras levantarse el veto en 2018, por el cumplimiento de los objetivos de estabilidad en 2017, Andalucía pudo de nuevo financiarse con fondos privados y entidades bancarias. Emitió deuda por valor de 600 millones con éxito. Después, el Gobierno de PP y Cs colocó en 2019 un total de 1.200 millones de euros también de forma exitosa y planeaba obtener 1.900 millones en 2020. Con el cierre del grifo desde el ministerio, solo le quedaría acogerse al FLA para evitar la asfixia.

La Junta desveló la misiva del Gobierno en la antesala de la negociación de Pedro Sánchez con Cataluña para obtener el apoyo de ERC a su investidura y cuando el presidente en funciones abre una ronda de contactos telefónicos con los presidentes autonómicos. Desde Andalucía, insisten en que cabe la posibilidad de no cerrar el grifo del crédito privado por el desajuste del déficit del segundo semestre de 2018 y reclaman que se tenga en cuenta el que sí es responsabilidad del Gobierno del cambio, el de 2019, y no el que heredó del PSOE. “Se puede incluso mantener en paralelo con el FLA”, aseguran, “conviviendo ambos mecanismos de financiación”.

Desde el ministerio, replican que no es potestativo sino que el decreto del anterior ministro, Cristóbal Montoro, de 2014, deja claro que solo se podrá emitir deuda si no hay desvío o se cumple la regla de gasto. “No es una decisión arbitraria”, subrayan, aunque el desvío sea de una sola décima. "Bruselas aprieta". Aseguran que bastará con volver a reconducir el déficit en 2019, los datos se conocerían la próxima primavera, para que Andalucía pueda salir de nuevo del Fondo de Liquidez Autonómica como mecanismo de inyección de crédito bajo la tutela del Estado y volver a los mercados. Sin embargo, desde la Junta aseguran que "sería difícil recuperar el prestigio y esto haría un gran daño a la comunidad" para cumplir sus planes.

Plan de ajustes

Sobre los recortes pendientes, el ministerio insiste en que no hay que poner en marcha un nuevo plan de ajustes sino que servirá, una vez que se apruebe, el Plan Económico Financiero que se solicitó de forma oficial el 17 de mayo, que Andalucía entregó el 3 de julio y que se informó por la autoridad independiente de responsabilidad fiscal AiREF el pasado 7 de agosto. Ese plan de ajustes, indican desde el Gobierno en funciones, “está pendiente de cerrar definitivamente y se siguen haciendo correcciones”. Desde Madrid, niegan que la comunidad esté intervenida, algo que solo ocurre, insisten, cuando se retienen las entregas a cuenta. “Solo Cataluña está sometida a un control reforzado de su gasto público”, subrayan desde el ministerio.

Sobre ese plan de ajustes, la AiREF consideró “factible” que Andalucía vuelva a cumplir el déficit en 2019 siempre que se “neutralice el impacto” de la recaudación del IVA y se dé toda la información al respecto. Eso sí, la autoridad fiscal independiente considera que, con los Presupuestos de 2020, “vuelve a existir un riesgo alto de incumplimiento de la regla de gasto”. Esto no tendría nada que ver con la emisión de deuda en los mercados privados.

Reunión del CPFF

En cualquier caso, es en el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), el órgano que reúne al Gobierno con las comunidades, donde debe aprobarse ese plan de ajustes. La Junta lleva meses pidiendo esa convocatoria. La Junta de Andalucía defiende además que ha respondido a cada requerimiento que se le ha hecho desde el ministerio y denuncia la “deslealtad” de la ministra Montero.

El ministerio niega tajantemente que sea una “intervención” de las cuentas autonómicas. Desde Andalucía, fuentes de la Consejería de Hacienda aseguran que es "el concepto", “que la Junta no pueda hacer lo que quiere, que es salir al mercado, ¿es intervenir mi voluntad o no?”, preguntan. Recuerdan además que el Gobierno ofreció a Andalucía, el pasado verano, acogerse a lo que se llama 'el extra FLA', es decir un mecanismo de financiación aún más extraordinaria para apagar fuegos cuando saltan las alarmas. Al que se acogieron Murcia o la Comunidad Valenciana, y que Andalucía lo rechazó “de manera verbal y por escrito”. “En el momento en que no podemos hacer lo que queramos, nos están interviniendo”, señalan desde la Consejería de Hacienda.

Costes de sentencias judiciales

El Gobierno andaluz descarta incluir entre sus medidas de ajuste la reforma fiscal. Fue una promesa del PP bajar impuestos y el Ejecutivo de Moreno Bonilla no quiere revertir esas rebajas impositivas que van en el Presupuesto autonómico. La AiREF sí que recomendó a Andalucía y Madrid aplazar esas rebajas fiscales. “Están defendiendo que no podemos bajar impuestos y es todo lo contrario de lo que queremos. La intervención se produce cuando no nos dejan actuar de manera libre”. “Siempre dentro del respeto a las reglas, porque siempre intentamos cumplir el cumplimiento total del déficit y la regla de gasto”, insisten desde el Gobierno de Andalucía.

El Presupuesto de 2018 de Andalucía no cumplió ninguna de las tres reglas de la estabilidad financiera (déficit, regla de gasto y límite de gasto). Los gastos “sobrevenidos”, por ejemplo, por sentencias judiciales en contra de la Junta, desviaron las cuentas del déficit. El Gobierno de PP y Cs defiende que eso fue obra del PSOE y de la entonces consejera de Hacienda, hoy ministra en funciones, María Jesús Montero. Esta asegura que cuando se fue, en junio de 2018, sí se cumplía el déficit. La guerra está abierta.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios