MADRID esperará al PROGRAMA PILOTO

Contra el Gobierno, los expertos y sin las CCAA: el negro futuro de la cartilla de Ayuso

Ayuso presentaba ayer más de una decena de medidas en su plan 'Madrid no se para' frente al covid. Pero la 'sorpresa' del polémico pasaporte viral eclipsó todas las demás

Foto: Ayuso presenta la estrategia contra el covid. (EFE)
Ayuso presenta la estrategia contra el covid. (EFE)
Adelantado en

La 'cartilla' covid del Gobierno madrileño tiene un negro futuro por delante. Con la oposición frontal del Gobierno -"ningún organismo internacional contempla este tipo de acciones", dice el ministro Salvador Illa-; sin el aval de unos expertos -los que se han pronunciado lo han hecho en contra y la Consejería de Sanidad guarda silencio cuando se le pregunta por el comité que lo ha recomendado-; y con el resto de CCAA negando que vayan a impulsar una medida similar, la posibilidad de que el 'pasaporte' covid se implante en septiembre o sirva para algo se antoja hoy muy lejana.

Fuentes oficiales del Gobierno de Isabel Díaz Ayuso recuerdan que el ministerio de Illa "tampoco avalaba el cierre de los colegios el 9 de marzo". Sin embargo, en el entorno de la presidenta de la comunidad son conscientes de cómo ha sido recibido el anuncio de la "cartilla experimental covid" en la que quede reflejado si la persona ha pasado la epidemia, tiene anticuerpos, se ha hecho PCR o ha tenido acceso a otras pruebas. "Pedimos que se estudie esta cartilla, que nos permita demostrar quiénes en estos momentos no pueden contagiar ni ser contagiados", ha insistido Ayuso.

La respuesta del ministro Illa ha sido casi inmediata, tras reconocer que el Gobierno de Madrid no había comunicado su intención de poner en marcha la cartilla: "Nosotros no recogemos esto en ninguno de nuestros documentos ni ningún organismo internacional apoya una medida de este tipo. Más claro no puedo ser. Ni la OMS ni ninguno de los documentos que hemos elaborado, ni el decreto ley (de nueva normalidad) ni el plan de respuesta temprana contemplan este tipo de medidas".

Con el Gobierno rechazando de plano la idea, los expertos que se han pronunciado hasta ahora también lo hacen. El virólogo Andrea Crisanti, que dirigió la estrategia de contención de la epidemia en la región de Véneto, la tildó de "estupidez sin precedentes". Santiago Valor, de los laboratorios que han realizado seguimiento de trabajadores sanitarios durante varios meses, avisaba de que "vemos a gente joven con una sintomatología leve que o no desarrolla inmunidad o rápido pierde los anticuerpos". Está la posibilidad de los falsos positivos en test de anticuerpos o quienes, como Alexandar McPhelan, de Georgetown, se posicionan en contra porque "impondrían una restricción artificial sobre quién puede y quién no puede participar en actividades sociales, cívicas y económicas".

Contra el Gobierno, los expertos y sin las CCAA: el negro futuro de la cartilla de Ayuso

Cuando se pregunta al Gobierno de la Comunidad de Madrid por los expertos que han recomendado la cartilla, la respuesta oficial es que "es una decisión del Gobierno de la Comunidad y la presidenta ha estado en permanente contacto el equipo de la Consejería de Sanidad". Cuando se requiere a esta si ha habido un comité que lo haya recomendado, el silencio, de momento, ha sido la respuesta.

Almeida, al rescate

Con el Gobierno y expertos en contra, queda la tercera pata: el resto de las CCAA. El consejero de Sanidad de la Junta de Andalucía, Jesús Aguirre, se ha pronunciado públicamente: no contempla su implantación. Fuentes de la consejería aseguran que "no es conveniente hacerlo aún porque no hay tanta población inmune". Y tampoco tienen constancia de que Madrid les hubiera hecho partícipe de su intención. Pero el recién reelegido presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, se mostraba partidario de una especie "de pasaporte covid o elemento sanitario para facilitar el traslado de unos países a otros" para que "no circulen las personas infectadas y sí las sanas". Eso sí, no se refería al plan de Ayuso sino a la decisión de Londres de que sus nacionales no viajen a España. "El concepto es el mismo", insisten en el entorno de Ayuso.

Fuentes del entorno de la presidenta insisten en que es "un programa piloto" que pretenden probar en verano y cuya validez y eficacia habrá que ir viendo

Quien sí salió al rescate de Ayuso fue el alcalde de Madrid. José Luis Martínez Almeida, al ser preguntado en Telemadrid por cómo valoraba la propuesta de su compañera de partido, dejaba claro que "el planteamiento no es si nos gusta o no, hay que pensar si después de lo que hemos pasado, las miles de muertes, si esta medida es desproporcionada, y no lo es". Sin embargo, y según ha podido saber este medio en fuentes del ayuntamiento, tampoco habían sido informados del anuncio que se iba a hacer en la rueda de prensa. En el PP nacional también ha habido sorpresa: Pablo Casado presentó este martes su plan de medidas contra el covid, con 15 medidas en materia sanitaria, y ninguna de ellas contemplaba la cartilla.

Con el Gobierno y los expertos en contra y sin que el resto de CCAA contemplen su implantación -y con denuncias de consumidores y del Tercer Sector por ser discriminatoria-, lo cierto es que la cartilla puede tener un recorrido más bien corto. En fuentes de la comunidad insistían en que es "un proyecto piloto" que se va "a implementar durante el verano para que comience gradualmente en septiembre" y que "en una epidemia, tener datos siempre es bueno". ¿Y servirán de algo esos datos en una cartilla si ni el Gobierno central ni el resto de las CCAA la aplican? Eso ya se comprobará "a lo largo del piloto".

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
11 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios