PREOCUPACIÓN EN EL PNV POR EL CASO VILLAREJO

Iberdrola amplía la investigación a los pagos por 'Servicios Especiales' a detectives

Iberdrola ha decidido ampliar el informe 'forensic' con el que quiere saber con detalle cuáles han sido las relaciones de la compañía con el clan policial dirigido por el excomisario Villarejo

Foto: Sede de Iberdrola. (Reuters)
Sede de Iberdrola. (Reuters)
Adelantado en

Iberdrola ha decidido ampliar el informe 'forensic' con el que quiere saber con detalle cuáles han sido las relaciones de la compañía con el clan policial dirigido por el excomisario José Manuel Villarejo. Según han confirmado distintas fuentes próximas a las eléctrica, la compañía, que ya tenía casi cerrado el citado documento, ha decidido extenderlo varias semanas para saber a qué se corresponden las facturas incluidas bajo el epígrafe ‘Servicios Especiales’. Confían en poder tenerlo concluido para el consejo de administración que se celebrará a finales de noviembre.

La investigación, la tercera desde que Iberdrola tuvo conocimiento de los pagos a las empresas de Villarejo, la está llevando Dolores Herrera, responsable de Cumplimiento, que hasta hace unas semanas desconocía la existencia de este departamento. Pero las facturas que están dentro de esa caja denominada ‘Servicios Especiales’ también las ha solicitado para su revisión José Sainz Armada, director general financiero y de recursos del grupo energético, además de hombre de gran confianza del presidente, Ignacio Sánchez Galán.

Sainz Armada, un especialista en números, se ha hecho cargo del departamento de Seguridad, por lo que hace un par de semanas reunió a los tres máximos responsables en el área tras el despido de Antonio Asenjo, el jefe del área hasta la publicación de las grabaciones con Villarejo. El director financiero juntó a Francisco Blázquez, director de seguridad de España y Portugal, a Rosa Kariger, encargada de ciberseguridad, y Enrique Victorero, encargado de los asuntos internacionales para pedirles máxima colaboración en el esclarecimiento de los hechos.

La semana pasada, Sainz Armada fue más allá y pidió todas las facturas incluidas bajo el epígrafe ‘Servicios Especiales’, operaciones que recaían sobre Francisco Blázquez y en las que se incluye todo tipo de encargos a otros detectives y que la compañía no puede justificar presuntamente. Blázquez era la persona más cercana a Asenjo y, como el directivo despedido, procedía de Prosegur. Aunque Iberdrola asegura que Asenjo está fuera de la compañía, el policía sigue al frente del organigrama oficial al no haber firmado aún su finiquito.

No obstante, fuentes de Iberdrola aseguran que no se ha descubierto ningún pago que asocie a estos denominados ‘Servicios Especiales’ con Villarejo o parte de la trama policial vinculada al excomisario, en prisión desde hace más de dos años. La investigación se ha centrado en las empresas Clavenna y Quark 2001, una de las cuales recibió pagos hasta hace apenas unos meses, así como Vip Car Spain e Inviseg, después de que el juez de la Audiencia Nacional decidiese abrir una pieza separada dentro del caso Tandem. Detrás de las primeras estaba Florentino Campos, un detective ajeno a la empresa que se jubiló hace apenas un año.

Las mismas fuentes indican que por estas facturas también se ha interesado Julián Martínez Simancas, secretario del consejo de administración, exresponsable de los servicios jurídicos y el mayor protector de Galán. Simancas ha querido saber de primera mano a qué obedecen estos pagos y cómo se podrían justificar ante la inquietud de algún miembro del consejo de administración por las consecuencias de la relación con Villarejo.

El papel del PNV

Hasta el momento, el que más ha exigido el esclarecimiento de los hechos es Xabier Sagredo, consejero con calificación de independiente, pero vinculado directamente con Kutxabank -es presidente de la fundación de la antigua caja-, accionista histórico de Iberdrola. Sagredo, como presidente de la comisión de Auditoría, considera que los abogados de la empresa no le dieron toda la información necesaria en las dos investigaciones iniciales que él tuvo que visar y en las que no se descubrió nada irregular.

Sede de Iberdrola en Bilbao. (EFE)
Sede de Iberdrola en Bilbao. (EFE)

El papel de Xagredo es muy relevante. No solo por ser el máximo responsable de auditoría, sino porque es el consejero con una relación más cercana con el Partido Nacionalista Vasco (PNV), una fuerza viva de Iberdrola. En el entorno euskaldún es conocida su relación con Iñigo Urkullu, actual lendakari del Gobierno vasco, al que ya ha comunicado la situación actual del caso Villarejo.

Porque el escándalo de las contrataciones con el excomisiario es la segunda vez que salpica a una empresa con sede en Bilbao. La primera fue BBVA, cuyo nuevo presidente, Carlos Torres, ha hecho varios guiños al inquilino de Ajuria Enea tras hacerse públicas las grabaciones encargadas por el banco para espiar a competidores y periodistas. Incluso le cambió la marca comercial a la entidad, resaltando el antiguo BBV, siglas de Banco Bilbao Vizcaya, en detrimento de la A de Argentaria.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios