sustituirá a fg como presidente ejecutivo

Torres hereda como presidente el reto de diluir el riesgo emergente de BBVA

El banco cae un 20% en bolsa en 2018 en el momento de elección oficial de Carlos Torres. El mercado castiga la exposición a Turquía y no premia la mejoría de los resultados

Foto: Francisco González y Carlos Torres. (Reuters)
Francisco González y Carlos Torres. (Reuters)

“Claramente no, la cotización no refleja la evolución de los resultados”, aseguró Carlos Torres Vila (1966, Salamanca), todavía consejero delegado de BBVA, en abril. Cinco meses después, la acción está mucho más castigada, pero de arranque el futuro sucesor de Francisco González (1944, Lugo) ha conseguido superar el primer reto: superar la oposición del BCE para desempeñar el rol de presidente ejecutivo, cargo que ocupará desde el 1 de enero.

Torres hereda como presidente el reto de diluir el riesgo emergente de BBVA

Torres ha abanderado la digitalización del banco desde que fue nombrado consejero delegado en mayo de 2015. Durante el año anterior, había liderado la unidad de banca digital, tras incorporarse a BBVA en 2008 como director de Estrategia y Expansión. Este proceso ha servido para asociar la marca de BBVA a transformación y a elevar la eficiencia del grupo, en un entorno de tipos de interés al 0% que eleva la importancia de ajustar costes.

Por otro lado, Carlos Torres también ha sido un hombre clave para la expansión de BBVA en Turquía, como en su día José Ignacio Goirigolzarri —ahora presidente de Bankia— para asentar el grupo en México. La diversificación geográfica (España supone el 23% del beneficio) ha permitido a BBVA mejorar sus resultados, pero a su vez ha resultado un acicate para el rumbo de su cotización en el mercado.

De hecho, este es el gran reto del futuro presidente ejecutivo, conseguir que las cifras trimestrales se trasladen a la cotización y frenar la destrucción de valor. En el acumulado del año, BBVA cae un 20%, lo que sitúa al banco como el peor entre los que forman parte del Ibex 35, y entre los 10 peores del Euro Stoxx 600 Banks, que aglutina a seis centenares de entidades financieras cotizadas europeas.

La destrucción de valor para el accionista viene de lejos, y es común al resto del sector, castigado en la última década primero por la crisis financiera y después por los tipos bajos o el euríbor en negativo, un entorno que constriñe al mínimo la rentabilidad de la actividad tradicional de captar y prestar dinero. En el periodo de González como presidente único, que arrancó en diciembre de 2001 con la dimisión de Emilio Ybarra, la acción cae un 14% ajustando la cotización por ampliaciones y dividendos, según Bloomberg, mejor que el Euro Stoxx Banks, que cae un 59%, y peor que Banco Santander, que sube un 28%.

Hasta el inicio de la crisis, BBVA y el índice sectorial europeo tuvieron un comportamiento muy similar. En los rebotes posteriores, el banco español tuvo mejor comportamiento, pero en los últimos años ha borrado esta brecha. De hecho, desde que Carlos Torres sustituyó a Ángel Cano como consejero delegado en mayo de 2015, las acciones de BBVA pierden un 27%, el Euro Stoxx Banks se deja también un 27% y Santander pierde un 20%.

Esto ha llevado al banco a que cotice con el PER (veces que se repite el beneficio por acción en el precio) más bajo desde 2011. En este caso, coincide con su gran competidor español, Banco Santander. Ambos cotizan además por debajo del valor en libros. La diferencia es que BBVA sí ha conseguido volver a superar el coste del capital con su rentabilidad (ROE), lo que en otras entidades implica valoraciones más altas.

Sin embargo, la experiencia internacional que permite este hito también se vuelve en contra, especialmente la apuesta por Turquía que ha liderado Carlos Torres y de la que tendrá que convencer al mercado, después del castigo sufrido los últimos meses con los desplomes continuos de la lira.

BBVA tiene un 49,85% de Garanti, posición que no planea aumentar, según las últimas intervenciones de Torres ante analistas. Para construir esta participación, el banco desembolsó 7.000 millones de euros (con el cambio en cada momento de la lira) en tres tandas. Sin embargo, está valorada en 4.400 millones en libros y en 2.000 millones de euros a los precios actuales de mercado.

La sangría de la lira y, como derivada, de BBVA se frenó a finales de agosto con el endurecimiento monetario del banco central de Turquía. Pero la crisis sirvió para poner de manifiesto la percepción tan negativa que puede llegar a tener el mercado sobre los mercados emergentes, amenazados por el ciclo de subidas de tipos de la Reserva Federal (Fed). México, que era la otra gran preocupación con la llegada al poder de Andrés Manuel López Obrador en agosto, no ha añadido presión a la cotización.

Negocio en España

BBVA tiene la tercera posición en España, tras Santander (con Popular) y CaixaBank, en cuota de mercado de depósitos. La entidad ha acelerado la dinámica general de reducir la dependencia de los depósitos para crecer en recursos de clientes fuera de balance, como seguros, planes de pensiones o fondos de inversión.

De hecho, BBVA ha liderado la captación de dinero en fondos durante los últimos años junto a CaixaBank, y ha arrebatado el segundo puesto del 'ranking' a Santander AM. El fondo más vendido del año, el Quality Inversión Conservadora, ha batido todos los récords, al superar los 11.000 millones de euros bajo gestión.

Este ejemplo pone de manifiesto el esfuerzo comercial de la red para maximizar la ratio de desintermediación (dinero en fondos frente a dinero en fondos y depósitos). El banco ha lanzado el servicio de carteras BBVA Invest y un supermercado de fondos para continuar con esta tendencia. La meta de crecimiento por esta vía también estará apoyada por la digitalización que abandera Torres.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios