regresa tras su afección cardíaca

Vuelve Carvajal: del miedo a un fin anticipado a reconstruir el juego del Madrid

Su participación es fundamental para el funcionamiento de la máquina blanca. Más aún cuando Zidane se encuentra con la baja forma de Modric y Marcelo, los otros motores de su equipo

Foto: Carvajal no juega desde el 23 de septiembre. (Cordon Press)
Carvajal no juega desde el 23 de septiembre. (Cordon Press)

El Real Madrid se reencuentra con la realidad de la competición con un derbi. Así, de sopetón. Un derbi nuevo, porque aunque el aroma rezuma a añejo, estrenar un estadio renueva las sensaciones de toda la vida, con las que hemos crecido un par, por lo menos, de generaciones. A Dani Carvajal ya no le pilla nada de nuevo en esto de jugar contra el Atlético de Madrid. Así de primeras parece todavía como uno de los jóvenes, pero el canterano está viviendo ya su quinta temporada en el primer equipo y el conjunto de Zidane no se puede entender sin su participación, por muy sobresalientes que pudieran llegar a ser sus recambios.

Estos son los que han tenido que hacer de Dani en estos casi dos meses de ausencia del defensa de leganense. Y nadie le puede reprochar nada a Nacho Fernández, mucho menos a Achraf Hakimi. Los dos han cubierto con eficacia el lugar dejado por Carvajal y aun así la ausencia destacaba por encima de otras que ha tenido el Madrid en este tiempo. El puesto de lateral en el Madrid, y en el fútbol global en realidad, ha adquirido una relevancia en el juego de un equipo que solo puede ser comparable al momento en que Cruyff convirtió a sus laterales en carrileros. Un lateral no solo debe defender y saber centrar, sino que ahora necesita entender el juego, participar en el mismo desde un punto de vista organizativo, tanto defensiva como ofensivamente. Carvajal es, junto a Marcelo, el prototipo de lateral moderno.

De esta manera, su participación se antoja fundamental para el correcto funcionamiento de la máquina operada por Zidane. Más aún cuando se juntan numerosas piezas en el engranaje que más que estar ayudando a la correcta actividad del equipo. A partir de la baja forma de Luka Modric, si Marcelo, como sucede, no resulta determinante en la construcción, el Madrid se atasca y no encuentra mecanismos para hacer daño al contrario. Menos aún si Carvajal está ausente. No hay salida por ningún lado. ¿Qué sucede entonces? Que Sergio Ramos y Casilla abusan del balón en largo y el Madrid pierde la iniciativa del juego.

Pero Carvajal ya está bien. Está más que bien. Está sano, que no hay nada en la vida más importante que eso. Todos en el club se estremecieron cuando supieron que lo que aparentemente era un simple virus había afectado al pericardio, una membrana del corazón, provocando una pericarditis al jugador madridista. "Con el corazón no podemos bromear", afirmó con rotundidad Zinédine Zidane cuando se le cuestionó sobre la baja de Carvajal. No era un asunto menor, en absoluto. Cualquier dolencia en el corazón debe tratarse con máximo cuidado y así se hizo. ¿Cuál es el inconveniente mayor? Que cualquier afección cardíaca puede suponer el fin de una carrera deportiva. Y Carvajal se asustó pensando que no iba a jugar nunca más. "Siempre tienes un poco de miedo, porque los temas de corazón dan muchísimo respeto y hay que intentar ser cautos, estar tranquilo y saber que lo importante es la salud", dijo en una entrevista a 'Diario Madridista'.

Carvajal no juega desde el 26 de septiembre en Dortmund. (EFE)
Carvajal no juega desde el 26 de septiembre en Dortmund. (EFE)

Mejor trabajar que tener prisas

Hace casi un mes desde que a Dani los médicos del club le dieron el alta médica. Estaba disponible para volver a los entrenamientos, pero a Zidane no le pareció inteligente aprovecharse del regreso de su jugador para ponerlo de inmediato en funcionamiento. No, esperó. Con sensatez renunció a Carvajal durante estas tres semanas largas para comprobar cada día en Valdebebas que la evolución de su órgano vital era correcta, que no había ninguna célula afectada, que estaba a pleno rendimiento. Carvajal podía haber ido con la selección en estas últimas jornadas internacionales, pero como confirmó Zizou, "era mejor quedarse aquí y trabajar para preparar lo que viene".

El '2' estaba listo desde el 23 de octubre y no ha disputado ni un minuto. Lo empezará a hacer en el Wanda Metropolitano, su estreno y el de todos los madridistas en el nuevo territorio comanche en la ciudad de Madrid. "Para mí era complicado saber que no podía jugar, que estaba de baja y no sentía dolencia", asegura. Si hubiera sido por él, habría jugado hace mucho, nada más volver. Le disminuyeron su entusiasmo los servicios médicos del club, le aconsejaron paciencia para volver bien, al máximo de sus condiciones y, sobre todo, con el corazón totalmente sano. "Me dijeron que tranquilidad, que lo primero era curarse bien, porque estos problemas pueden repercutir en un futuro", dice en la citada entrevista.

Al Madrid le va a venir estupendamente su recuperación. No solo porque va a recuperar a uno de los principales motores de juego del equipo, sino porque retorna en un momento magnífico de forma, después de realizar una "minipretemporada", como él mismo dice. Modric, que también está recuperado de sus "escalofríos", y Marcelo recuperan el trío creativo blanco.

Ficha técnica

Atlético de Madrid: Oblak; Juanfran, Savic, Godín, Lucas; Koke, Gabi, Saúl; Correa, Thomas; y Griezmann.

Real Madrid: Casilla; Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Marcelo; Casemiro, Kroos, Modric, Isco; Benzema y Cristiano Ronaldo.

Árbitro: Fernández Borbalán (C. Andaluz).

Estadio: Wanda Metropolitano.

Hora: 20.45.

Liga

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios