jarro de agua fría en el club

El calvario de Marco Asensio en el Real Madrid y un mensaje de ánimo muy especial

En la planificación del club para esta pretemporada estaba recuperar al mejor Marco Asensio con una perfecta puesta a punto física y mental después de una temporada con fuertes críticas

Foto: Marco Asensio se retira en camilla del estadio FedEx en Maryland tras caer lesionado. (Efe)
Marco Asensio se retira en camilla del estadio FedEx en Maryland tras caer lesionado. (Efe)

Es un fuerte varapalo para el Real Madrid y su grave lesión produce conmoción. La tiene que superar con tesón y ánimo. Los mensajes, algunos tan emotivos como el de Sergio Llull y su novia, son especiales. Marco Asensio tiene que pasar por el quirófano para ser intervenido de una rotura del ligamento cruzado anterior y del menisco externo de su rodilla izquierda. En la planificación del club para esta pretemporada estaba recuperar al mejor Marco Asensio con una perfecta puesta a punto física y mental. Con confianza y en su plenitud de fuerzas es de los que marca las diferencias. Los primeros destellos de esa versión que le hace diferente se estaban viendo, en el inicio de la segunda parte contra el Arsenal, en el estadio FedEx en Maryland.

Hasta que cayó lesionado dio un recital de peligrosidad y liderazgo. Entró al campo, con el marcador en contra (0-2), y niveló el partido. Estaba siendo el mejor desde la banda derecha, sorprendiendo por su velocidad y dinamismo. Salió al campo con hambre y la personalidad que le pide el entrenador. Estaba en todas partes, iba a por todos los balones divididos, pedía la pelota, se la jugaba. Metió al Arsenal en su área. Acabó las jugadas y dio profundidad al juego de ataque. Amenazó con un disparo desde fuera del aérea al poste, peleó por un balón con el portero del que Bale se aprovechó para marcar el primer gol e hizo un buen gol para empatar el partido.

[Las cruces que se hace Zidane y la obsesión por evitar más bochornos]

Asensio iba como un cohete en el segundo partido de la pretemporada hasta que se produjo este contratiempo que tiene hundido al jugador, el vestuario, el entrenador y los dirigentes. Una de las asignaturas que se habían marcado Florentino Pérez y Zinédine Zidane, las dos personas que siempre han creído que el balear es un diamante que hay que ir puliendo, pasaba por convencer a Asensio de que tenía que volver a dar un paso al frente y ser ese futbolista descarado, atrevido y desequilibrante. No podía permitirse el club que su mejor talento en la política de jóvenes de jugadores se quedara en el camino por una mala temporada.

Marco Asensio durante el partido contra el Arsenal. (Efe)
Marco Asensio durante el partido contra el Arsenal. (Efe)

Señalado por un bajo rendimiento

La lesión de Marco Asensio es un jarro de agua fría, como puede ser la de otro jugador, pero en este caso tiene un fondo de preocupación y malestar por las ganas con las que se había propuesto el balear hacer una buena pretemporada. Renunció a la Eurocopa Sub-21 en Italia y recibió críticas (incluso de Del Bosque) por una falta de compromiso con la Selección española de Luis de la Fuente y las imágenes que publicaba de sus vacaciones cuando España estaba compitiendo. Asensio había comunicado al seleccionador y antes a Zidane, que necesitaba descansar y recuperarse de una temporada en la que había rendido por debajo de lo esperado por la mala dinámica del equipo y las lesiones.

El calvario de Asensio empezó el 15 de diciembre de 2018 cuando se lesionó en un partido de Liga contra el Rayo Vallecano en el Bernabéu. A la vuelta de la esquina estaba la disputa del Mundial de Clubes en Abu Dabi y forzó para jugar el partido de semifinales contra el Kashima Antlers. Solari tampoco respetó los plazos y el jugador recayó, a los quince minutos de estar en el campo contra los japoneses, con una lesión más grave: lesión muscular de grado II en el recto femoral derecho. Un infortunio que le hizo estar parado durante casi un mes y medio.

Asensio quedó tocado en lo anímico y volvió cuando se desató la crisis. Antes, le dio tiempo para marcar un gol contra el Ajax en Ámsterdam y demostrar su potencial. Pero la crisis con la eliminación de la Champions en el Bernabéu provocó que se le señalara como uno de los jugadores que más decepcionaron en una temporada nefasta. Asensio necesitaba recuperarse mental y físicamente y la grave lesión en la rodilla izquierda rompe todos los planes.

Ahora tendrá que pasar por el quirófano y llevar una lenta y detallada recuperación para regresar a la alta competición con la seguridad de que no sufrirá un frenazo en su progresión. Tiene 23 años y los especialistas coinciden en que puede recuperar su mejor nivel con mucho esfuerzo, trabajo físico y una buena mentalidad. Le puede servir como ejemplo la grave lesión que sufrió Sergio Llull cuando sufrió, el 9 de agosto de 2017, una rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha. Se le quedó clavada la rodilla en el parqué del Santiago Martín en un partido entre España y Bélgica. Se perdió el Eurobasket. Llull es un ejemplo para Asensio de cómo recuperarse con tesón y una buena mentalidad.

Marco Asensio ha recibido todo tipo de mensajes de apoyo dándole fuerza, de sus compañeros en el Real Madrid, y otros deportistas que le animan a que tenga una buena recuperación y se supere en un momento adverso. Sandra Galar, la novia del balear, ha dejado una emotiva imagen y mensaje de los dos durante sus vacaciones en Maldivas con estas palabras: "Mi amor bonito, tú eres fuerte e imparable, siempre voy a estar contigo, celebraremos juntos los buenos momentos y afrontaremos juntos los malos. Ya te estamos esperando para llenarte de besos. Te amo con todo mi corazón".

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios