EL SECTOR SE HA PARALIZADO

Salas cerradas, rodajes parados, festivales cancelados... El cine funde a negro

Así ha afectado el estado de alarma a la industria del cine español

Foto: Técnicos recogen la alfombra roja del Festival de Málaga, aplazado la semana pasada por el coronavirus. (Efe)
Técnicos recogen la alfombra roja del Festival de Málaga, aplazado la semana pasada por el coronavirus. (Efe)

¿Recuerdan hace tan sólo una semana, cuando la mayor preocupación de la industria del cine español era discriminación positiva sí o discriminación positiva no en las bases para las ayudas a la producción? Qué lejos queda todo aquello ya. Hoy, con todas las salas de cine cerradas, y sin saber hasta cuándo. Al igual que en otros sectores, las medidas se toman al día. Una situación extraodinaria inimaginable días atrás, cuando España miraba a China con distancia y escepticismo. Los primeros síntomas de la gripe del cine aparecieron el 4 de marzo, con el aplazamiento del estreno de 'Sin tiempo para morir', la última entrega de James Bond, hasta noviembre, con toda la inversión en publicidad y portadas hecha y apunto de embarcar a Cary Fukunaga y Daniel Craig en la promoción con la prensa. Dos días después lo hacía el que se preveía como uno de los grandes taquillazos de año, 'Operación Camarón', la última comedia de Carlos Therón. A seis días de su llegada a cartelera, Telecinco Cinema anunció la posposición hasta el 11 de septiembre por miedo a los efectos del coronavirus. Las miradas, desde entonces, en el Festival de Málaga, a una semana de desplegar su alfombra roja. Y a pesar de la insistente llamada a la normalidad, el día 10 llegó el anuncio: cancelación no, pero sí aplazamiento.

Ahora, la sensación generalizada es de incertidumbre. "Ahora mismo no hay nadie, siquiera los exhibidores o el mismo Gobierno, saben cuándo volverá a la normalidad", admite Miguel Morales, distribuidor de Wanda Films. "En China llevan dos meses y pico con las salas cerradas". El miércoles pasado, después de que el Gobierno anunciase el cierre en Madrid de las salas de más de mil butacas —Capitol y Callao— y de la reducción del resto a un tercio de su aforo, empezó a notarse la caída en taquilla. El viernes ya sólo quedaban abiertas cuatro o cinco salas de cine en toda España. El sábado, una. La recaudación en taquilla del Top 20 del viernes pasado apenas sobrepasó los 17.000 euros. El fin de semana anterior, las cinco películas más taquilleras recaudaron —entre los tres días—, 3,4 millones de euros.

Una mujer descansa junto a los cines Callao en Madrid, cerrados por el coronavirus. (Efe)
Una mujer descansa junto a los cines Callao en Madrid, cerrados por el coronavirus. (Efe)

"Nosotros teníamos una película recién estrenada, que era ‘Invisibles’, de Gracia Querejeta", se resigna Morales. "Había entrado muy bien, pero claro, en la segunda semana se ha parado totalmente. ¿Qué va a pasar? No tengo ni idea. Depende del tiempo que dure esta situación, del tiempo que estén cerradas las salas, de si habrá demasiada presión de estrenos a la vuelta…".

Para las distribuidoras independientes, el grueso de los ingresos provienen de las salas. Y, si no hay salas, no hay ingresos. El vídeo bajo demanda todavía es testimonial y las ventas en formato físico han desaparecido, prácticamente. "Hay dos situaciones posibles: que te pille con un estreno a medias o que tengas que retrasar la fecha de estreno", explica Enrique González Kühn, director de Caramel Films. "En el primer caso te has gastado un dineral en promoción, porque la publicidad tienes que hacerla a partir de un mes antes del estreno, ya sea en kioskos, prensa, internet, mensuales… etc. Si te pilla esto en medio va a basura la promoción, va a la basura la película y va a la basura toda la inversión que has hecho en copias y publicidad. Es una ruina. Si tienes la suerte de que no te haya pillado, ¿hasta cuándo va a durar esto? Han cerrado los cines hace una semana. Ponte que abren dentro de dos meses. Dentro de dos meses estrenas, pero es que cobras a 60 días. Con lo cual estás dos meses sin facturar un duro. Para las distribuidoras es un drama".

Rodajes parados

Pilar Benito, productora de Morena Films y presidenta de la Asociación Estatal de Cine, lleva todo el día al teléfono con el Ministerio de Cultura y el ICAA. "Estamos intentando cuantificar las producciones que se han parado. No sólo rodajes, sino también postproducción. Tenemos identificados 32, por ahora. Y eso supone entre 150 y 200 millones de euros", desglosa. "Luego está el caso de los estrenos que se posponen. Es bastante grave, porque la mayoría de ellos no tienen fecha clara y va a resultar un impacto económico de las productoras, distribuidoras y exhibidoras. Todavía no sabemos valorarlo". Sin rodajes y sin fechas de estreno, las productoras no perciben ingresos. Pero siguen haciendo frente a los sueldos de las plantillas. "Según nuestros datos estadísticos, esto sería un coste de 26 millones de euros al mes. En Morena Films, por ejemplo, tenemos 20 empleados. En Vaca Films son 10. El otro 15. Es un problema grave, porque no vamos a echar a la gente, pero hay que ver cómo las empresas no se van a la quiebra".

Isabel Coixet en el rodaje de 'Nieva en Benidorm'. (Zoe Salas Coixet)
Isabel Coixet en el rodaje de 'Nieva en Benidorm'. (Zoe Salas Coixet)

"Otro punto que hay que ver es la relajación de los plazos que hay que cubrir con el ICAA", prosigue. "Estamos en conversaciones para saber si podemos dejar de estrenar en salas y adelantar la ventana de las plataformas —esto es una negociación con el Gobierno y con los distribuidores—, si se va a relajar el dinero que tenemos que gastar en el lanzamiento, que ahora está estipulado en un 15% del presupuesto si cobramos una ayuda, algo que ahora mismo, sin salas, es imposible".

Tiene que haber algún tipo de compensación, aunque es difícil medirlo ahora mismo

Su socio Álvaro Longoria, también presidente del European Producers' Club —una asociación que reúne hasta 130 productores de 30 países europeos—, asegura que esta crisis va a ser "bastante disruptiva a corto plazo" y que hay que "proponer de una forma proactiva las medidas que pensamos que se deben implementar para evitar mayores daños". Longoria pide una mayor protección para los trabajadores 'freelance' de la industria del cine —600.000 en toda Europa—, que si todo se para se quedan sin trabajo y sin ingresos.

Miguel Ángel Silvestre en el rodaje de 'En el corredor de la muerte'. (Movistar )
Miguel Ángel Silvestre en el rodaje de 'En el corredor de la muerte'. (Movistar )

"También existe un gran riesgo para muchas productoras. Por un lado por el retraso en los procesos de películas que ya están en marcha. Y sobre todo porque muchos seguros —aunque en cada país es diferente— no pagan si hay causa mayor, y no todas pueden permitirse parar un rodaje", advierte. "Y las películas que ya estaban en salas o con la promoción en marcha; te has gastado un millón de euros en promoción y no puedes explotarla. Claramente, tiene que haber algún tipo de compensación, aunque es difícil medirlo ahora mismo".

Morena Films no son la productora más afectada. "Teníamos ‘Historias lamentables’ de Javier Fesser, cuyo estreno estaba fijado para el 20 de abril y que no sabemos cuándo se estrenará, y luego ‘Bajo cero’, que también estaba prevista para este verano, pero que tampoco sabemos cuándo la lanzaremos. Pero como nosotros debe de haber miles", recuerda. "Tú calcula que al año en Europa se producen 1.600 películas al año. Si asumimos que el parón es de medio año, son 800 películas que se paran o se retrasan. Eso es un desastre. Ahora lo que hay que hacer es minimizar ese efecto e intentar hacer de la debilidad una virtud. Y si ahora la gente está consumiendo plataformas en casa, lo que hay que hacer es proveer de contenido a esas plataformas".

Si ahora la gente está consumiendo plataformas en casa, lo que hay que hacer es proveer de contenido a esas plataformas

Atresmedia y Mediaset, los dos grandes pesos pesados de la producción audiovisual española, también han tenido que reorganizar calendarios. A Telecinco Cinema sólo le ha afectado el aplazamiendo de 'Operación Camarón'. "Pero, por otro lado, no teníamos ningún rodaje activo ni en ciernes. Justo acabábamos de terminar los rodajes de ‘Way Down’ [Jaume Balagueró] y ‘Malnazidos’ [Alberto del Toro y Javier Ruiz Caldera], y estos siguen en la fase de postproducción. En ‘Tadeo’, que es otro de los proyectos, los guionistas y los ilustradores siguen con teletrabajo".

"En Atresmedia Cine estamos siguiendo todas las indicaciones dadas por el Ministerio de Sanidad y por el Gobierno y velando por la salud de todo el mundo y por el bien común. Empezamos a teletrabajar el miércoles de la semana pasada y a hablar con los coproductores de nuestras películas para darles apoyo", cuenta Mercedes Gamero, su directora general. La semana pasada, tenían dos proyectos en rodaje, que se han tenido que poner en pausa. "También tenemos cuatro películas en postproducción que se iban a rodar en mayo y ahora tenemos equipos reducidos trabajando desde casa para que la gente esté un poco ocupada. De estrenos hemos pospuesto ofrenda a la tormenta, que se estrenaba el 27 de marzo y que era la película de inauguración de Málaga. En principio nos la hemos llevado al 12 de junio, porque parece que el Festival de Málaga podría plantearse fechas muy parecidas, por estar con ellos y seguir un poco con los planes previstos inicialmente".

Para el actor Secun de la Rosa, sí que ha supuesto un mazazo. De la Rosa se encontraba rodando su ópera prima, 'El Cover', cuando el Gobierno empezó a implementar las medidas restrictivas para frenar el contagio del coronavirus. Un musical protagonizado por Álex Monner y Marina Salas que había empezado a rodarse a finales de febrero y que ha tenido que pararse en la tercera semana. Ha sido "sangrante paralizar 'El Cover', mi primera peli. Al ser con música en vivo y artistas españoles e ingleses va a ser duro poder retomarla. Y para el productor una desgracia. Estábamos en Benidorm", ha contestado en Twitter.

Festivales de cine

Al Festival de Málaga, la crisis le ha pillado sin apenas margen de reacción. Desde el certamen no quieren hacer declaraciones, pero confirman que se encuentran "trabajando en recomponer todo después del aplazamiento y deseando —como todos—, que esto pase lo antes posible".

Quien se niega a suspender la edición de 2020 es el Festival de Cannes, lugar santo para la cinefilia y el principal mercado de cine de autor, que el próximo 12 de mayo debería celebrar su 73 edición. Muchos preparan ya el velatorio, pero Thierry Frémaux insiste en que Cannes será "el primer evento planetario cuando se regrese a la vida normal". El 16 de abril se mantiene como la fecha en la que el certamen desvelará su selección oficial. Hasta entonces, cautela. Y un poco de incredulidad. Porque, ¿qué podría suponer que la 'catedral del cine' —por piedad, que alguien renueve esta fórmula— no abriese sus puertas este año?

EL 72 Festival de Cannes. (Efe)
EL 72 Festival de Cannes. (Efe)

Vincent Maraval, cofundador de Wild Bunch y productor de títulos como 'La vida de Adèle', 'Clímax' o 'Sorry We Missed You', no es demasiado optimista. "Si Cannes tiene lugar, no lo hará de la manera de la que estamos acostumbrados. Si ocurre, será un Cannes minimalista, con muchos menos compradores, un mercado muy reducido, sólo proyecciones para periodistas… Los sponsors tampoco estarán. Si tiene lugar, será un festival a pequeña escala. Como tengo el presentimiento de que es difícil que suceda, estamos trabajando con diferentes agentes para crear un mercado virtual donde se puedan proyectar las películas online y para hacer las presentaciones de las películas a los compradores también online. Y también hacer las reuniones a través de Skype o FaceTime".

"Primero en Italia limitaron los cines. Luego los cerraron. La gente se fue a las terrazas, a los bares. En España estamos haciendo lo mismo que Italia pero con 10 días de retraso. Y Francia va con 10 días de retraso respecto a España", dispara González Kühn, para quien Cannes es el proveedor de las compras del año. "¿Por qué existe ‘Parásitos’? Porque primero fue a Cannes, luego le gustó a la prensa, luego ganó el Oscar y tal. Para eso existen los festivales, para que el cine independiente tenga un valor, para que lo vea la prensa y le llegue a la gente y que sepa que existe. Ese cine independiente europeo, asiático o de América Latina que vive de los festivales y del boca a boca". En resumen, en el caso de que no se celebrase la próxima edición de Cannes las distribuidoras no sabrían qué películas podrían gustar, qué películas tendrían opciones para los Oscar. En definitiva, qué películas comprar.

Podría parecer que el Festival de San Sebastián está frotándose las manos ante la idea de una hipotética cancelación del certamen francés, pero no es así. "Va a ser un año muy complicado para todos. Muchos piensan que si no se produce Cannes habrá más películas para los festivales de otoño. Pero no es tan sencillo, porque habrá una acumulación al final del trimestre que va a acarrear muchos problemas. Muchas películas tendrán que esperar al año que viene. Para nosotros lo ideal es que Cannes tuviera lugar, aunque parece que va a ser difícil", lamenta José Luis Rebordinos, director de San Sebastián. "Nos afecta a medio plazo porque, para nosotros, es muy importante porque de ahí llenamos algunas de nuestras secciones, como Perlak o Zabaltegui. Tendremos que cambiar el chip si Cannes no se produce y tendremos que ver las películas con una relación más directa con productores, directores y distribuidores de ventas internacionales. Tendremos que ir adaptándonos a ver más películas por link que por proyección".

Penélope Cruz en el Festival de San Sebastián. (Efe)
Penélope Cruz en el Festival de San Sebastián. (Efe)

Rebordinos deja claro que la cita en Donostia no peligra. "En principio todo apunta a que en septiembre todo esto tendría que haber terminado, no por el bien del Festival, sino por el de los seres humanos. Todo apunta a que, como muy tarde, a finales de verano la situación estará más normalizada". Mientras tanto, su equipo sigue trabajando, pero desde casa. "Lo importante es que muera la menor gente posible y que todos sigamos las indicaciones que nos están dando para que se minimicen los riesgos para la salud, que es ahora mismo lo más importante por encima de los festivales y del factor económico".

Marzo, el agosto de las plataformas

Las únicas que parecen sacar ventaja de la cuarentena obligada son las plataformas de contenidos de entretenimiento. Sin poder salir a la calle, sin retransmisiones deportivas y con la saturación informativa del monopolio coronavirus, las opciones de consumo audiovisual parecen limitarse a los catálogos en 'streaming'. "La gente se cree que aquí estamos tirando cohetes, pero tampoco", explica Juan Carlos Tous, cofundador de Filmin. "Hemos aumentado hasta un 70% el tráfico —gente que entra en la página y mira el catálogo— del viernes a aquí y, en cuanto a consumo de películas hemos aumentado un 40%, aunque principalmente entre gente que ya estaba suscrita; no hemos tenido tantos suscriptores nuevos como cree la gente".

Filmin: "Del viernes a aquí hemos aumentado un 40% en consumo de películas de nuestro catálogo"

Según Tous, el cambio viene de un suscriptor que ve más títulos de lo habitual en su rutina. "Antes un suscriptor de Filmin veía, a lo mejor, una película un viernes y la siguiente una semana después. Ahora ven una el viernes, una el sábado y una el domingo. O el domingo dos. Por eso estamos encontrando que hay muchos suscriptores que nos piden más películas de tal colección. Es que a lo mejor se han visto tres Hitchcock el fin de semana. La gente está pidiendo más".

Muchos distribuidores han confesado su miedo a que, después de varios meses de inactividad en las salas, el público haya perdido la costumbre de ir al cine. Que a un sector que estaba ya de por sí tocado, la crisis del coronavirus acabe clavándole la puntilla. "Esto nos lo dirá el tiempo, pero puede que nosotros hayamos ganado gente y el cine la pierda, porque han visto que tenemos unos catálogos de la hostia", afirma Tous. "Si esto dura quince días, no pasa nada. Pero si esto se extiende en el tiempo, no creo que vuelva a ser igual".

Cultura

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

Lo más leído