su documentación estaba en el camión

Alemania trabaja contrarreloj ante otro atentado: busca ahora a un tunecino

La policía confirma que el autor está huido, armado y con capacidad para atentar. La seguridad se ha extremado y nuevas pruebas apuntan a un joven de Túnez que pidió asilo en abril

Foto: Tras el atentado de Berlín, varias ciudades europeas han aumentado las medidas de seguridad. (EFE)
Tras el atentado de Berlín, varias ciudades europeas han aumentado las medidas de seguridad. (EFE)

Nuevo giro en la investigación. La policía alemana busca a un hombre de nacionalidad tunecina cuya documentación se ha encontrado en el interior del camión que este lunes arrolló a decenas de personas en un mercadillo navideño de Berlín dejando 12 muertos. Según informa el diario alemán 'Der Spiegel', la documentación encontrada corresponde a un permiso de residencia temporal con el nombre de Anis Amri, nacido en Tataouine en 1992. El sospechoso podría estar herido, ya que en el interior del vehículo se han encontrado restos de sangre que no pertenecen al conductor polaco.

La policía alemana busca a Anis Amri.
La policía alemana busca a Anis Amri.

La policía tiene registrado al presunto autor del atentado con tres nombres distintos —uno de ellos, Ahmed A.— y ha puesto en libertad a un segundo individuo detenido esta madrugada ante la falta de pruebas. Las autoridades informan de que el tunecino es "peligroso" y se ha organizado un dispositivo de seguridad en el estado federado de Renania del Norte-Westfalia, donde se le facilitó el permiso de residencia tras pedir asilo en Alemania en abril de este año —hasta la fecha, su solicitud aún está en curso—. Fuentes de la investigación apuntan a que Anis A. tiene contactos con una red islamista.

La Oficina del Fiscal General ha anunciado que el Gobierno ofrecerá una recompensa de 100.000 euros a la persona que aporte alguna información que pueda ayudar a capturarlo.

A la espera de que la fiscalía confirme nuevos avances en la investigación, dos funcionarios de alto nivel del Ministerio de Interior alemán han advertido de que lo ocurrido en la capital alemana "es solo el principio, vendrán más", según han declarado al diario 'Bild'. Por el momento, este "atentado terrorista", como así lo calificó la canciller, Angela Merkel, sigue sin esclarecerse. Sin autor de los hechos, es la primera vez que el Estado Islámico reivindica un atentado cuando el atacante está vivo y huido tras la errónea detención de un solicitante de asilo de origen paquistaní. Ante esto, las fuerzas de seguridad de Alemania trabajan sin descanso para dar un giro a una investigación en que la oposición ha puesto el foco de atención para desgastar el Gobierno de Merkel a nueve meses de las elecciones.

Según ha informado el ministro del Interior, Thomas de Maizière, "la policía no anda a oscuras" y espera en las próximas horas ofrecer información acerca del atentado mientras la amenaza a la seguridad ciudadana aumenta, ya que, desde fuentes policiales, se advierte de que el verdadero autor del atentado está en libertad, armado y con capacidad para cometer un nuevo ataque. Cuando ya han pasado más de 36 horas desde su huida, las posibilidades de encontrarle se reducen, aunque los investigadores confían en que se encuentre en el área de Berlín, mientras se analizan nuevos vídeos y fotografías así como "pruebas convincentes" como restos de ADN y huellas dactilares, claves para establecer un punto de partida.

Alemania trabaja contrarreloj ante otro atentado: busca ahora a un tunecino

Un atentado poco sofisticado y ¿con varios autores?

Por el momento, las líneas de investigación se centran en saber si el autor del atentado lo hizo solo o fue dirigido desde el exterior por un grupo, y si el ataque fue o no planeado con antelación, ya que, según ha declarado el fiscal general de Alemania, Peter Frank, el atentado "no es en absoluto sofisticado", sobre todo por el ensañamiento con que el autor del atentado asesinó al conductor polaco del camión, al que acuchilló y disparó varias veces.

Agentes de policía alemanes patrullan en un mercadillo navideño en la ciudad de Dortmund, Alemania. (EFE)
Agentes de policía alemanes patrullan en un mercadillo navideño en la ciudad de Dortmund, Alemania. (EFE)

Mientras la policía analiza las decenas de llamadas recibidas en las últimas horas sobre la identidad del atacante, la seguridad se ha convertido en casi una obsesión en un país que hasta este lunes se había librado del terrorismo islamista. Después de España, Bélgica y Francia, Alemania ha sido víctima de uno de los 'soldados' del Estado Islámico. A la espera de saber si se trata o no de un lobo solitario, las autoridades alemanas han modificado sus protocolos de seguridad, aumentando la presencia policial en lugares públicos como estaciones de tren, metro y autobús, y aeropuertos. Todos los mercadillos navideños de la ciudad, a excepción del atacado, han sido reabiertos tras un día de cierre en recuerdo de las víctimas.

Así, se han colocado bloques de hormigón en varios mercados navideños del país, como en Dresde, bolardos metálicos y se ha prohibido la circulación de camiones en ciudades como Colonia como medida de seguridad. También patrullarán las calles policías con ropa de civil y coches camuflados con agentes en su interior para controlar la entrada y salida de personas. Sin embargo, la medida quizá más visual sean las ametralladoras que portarán desde este miércoles los agentes en las ciudades más importantes del país, algo que parece no ser suficiente para varios miembros del Gobierno de Angela Merkel, que han pedido la intervención del Ejército alemán para garantizar la seguridad en el interior del Bundestag.

Las medidas de seguridad se han extendido a otras ciudades europeas, entre ellas Londres, que desde este miércoles cerrará las calles cercanas al palacio de Buckingham durante el cambio de guardia. También España cambiará sus protocolos de seguridad. Como publica El Confidencial, la Policía blindará contra camiones los accesos a campanadas y cabalgatas con coches patrulla, maceteros, bolardos o 'pilonas' para evitar un atentado como el de Berlín.

El conductor polaco intentó evitar el atentado

Según publica este miércoles 'Bild', el conductor polaco del camión evitó "por todos los medios" que el autor del atentado estrellara el vehículo contra el mercadillo de Navidad. La autopsia del cadáver revela que Lukasz Urban fue golpeado, apuñalado y disparado. De hecho, la elección de ese camión y no otro fue del todo casual. Para hacerse con él, el atacante agredió en varias ocasiones al camionero polaco y le acuchilló hasta en tres ocasiones.

Segundos antes de que el camión se empotrara contra el mercadillo, Lukasz —casado y con un hijo de 17 años— intentó evitar el ataque agarrando el volante desde el asiento del copiloto. Una vez que el vehículo frenó después de llevarse por delante a decenas de personas y provocando la muerte a 12, el atacante le disparó, se bajó del camión y huyó.

Alemania trabaja contrarreloj ante otro atentado: busca ahora a un tunecino

"Tenemos al hombre equivocado"

La peor de las pesadillas para la policía alemana llegó este martes a mediodía. Después de interrogar al único sospecho del atentado —Navid B., un joven paquistaní de 23 años que solicitó asilo a Alemania en diciembre de 2015— durante horas, las autoridades alemanas se encontraron en un callejón sin salida casi 24 horas después del ataque, tras no encontrar ningún indicio de su participación.

Tras negar estar involucrado durante el interrogatorio, las pruebas forenses realizadas durante la madrugada confirmaron que estaban frente al "hombre equivocado". Debido al fuerte impacto del camión, Navid B. debería tener magulladoras y heridas, sin embargo no presentaba ningún moratón ni había restos de sangre en su cuerpo o en la ropa. Tampoco cristales de la luna del camión ni pólvora en sus manos, ya que el autor del ataque disparó al conductor polaco antes de huir.

Alemania trabaja contrarreloj ante otro atentado: busca ahora a un tunecino

Mundo
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
13 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios