temperaturas máximas

Cuidado con la ola de calor y el coche: todo lo que debes tener en cuenta si conduces

Durante una ola de calor hay que beber agua de manera abundante, incluso dentro del coche: esta es una de las recomendaciones para quienes usan el coche en plena ola de calor

Foto: El odioso tráfico de una gran ciudad como Madrid. (iStock)
El odioso tráfico de una gran ciudad como Madrid. (iStock)
Autor
Tiempo de lectura5'

Con 32 provincias en alerta y dos del norte de España "en riesgo extremo", la ola de calor de esta semana, la primera del verano, no hay que andarse con chiquitas. La drástica subida de las temperaturas, que ha arrancado este miércoles a causa de una ola de aire africano, dejará cifras récord en algunas provincias, que alcanzarán e incluso superarán los 40 grados. Existen una serie de recomendaciones para olas de calor como la que sufrimos estos días, como beber agua constantemente, no exponerse directamente al sol y evitar las horas centrales, consejos que cada año se repiten cuando se dan este tipo de circunstancias ambientales. Sin embargo, no solo hay que tener ciertos cuidados con el cuerpo de uno (y de personas dependientes), sino también de las cosas que nos rodean; entre ellas, la del vehículo, especialmente si se usa a diario.

Este coche es un horno mortal: las consecuencias de conducir en verano

Desde Mutua Madrileña han creado un decálogo de consejos para que el coche sufra lo menos posible en una ola de calor, y también para evitar problemas en las personas que viajan dentro del mismo. Estas son las 10 recomendaciones para que estos días no afecten al vehículo, al conductor ni a sus acompañantes:

1. Vigila la temperatura del motor...

Ante una ola de calor, el mayor riesgo que sufre el vehículo es que se sobrecaliente el motor. Desde la aseguradora recomiendan controlar la temperatura del mismo: "cuando ésta se aproxima a la zona de alerta roja conviene no parar el motor de golpe. Sí que es útil, sin embargo, apagar el aire acondicionado y abrir las ventanillas", de este modo el motor puede comenzar a enfriarse al tener menos cargas que soportar.

2. ...y el sistema de refrigeración

Aire acondicionado de un coche. (Pixabay)
Aire acondicionado de un coche. (Pixabay)

El nivel bajo de refrigerante y el envejecimiento del líquido pueden provocar una mala refrigeración del vehículo, por eso es importante controlarlo. Además, para mayor comodidad de conductor y pasajeros "es fundamental revisar el funcionamiento del aire acondicionado".

3. Verificar el nivel de aceite

Un nivel muy bajo de aceite es perjudicial ante las temperaturas elevadas, y hace que el sistema pierda eficacia. Esto, a su vez, puede generar complicaciones añadidas.

4. Controlar la temperatura

Muchas veces, subirse al coche es casi una alegría, cuando éste no tiene la misma temperatura que el exterior. No obstante, desde Mutua Madrileña recomiendan bajar las ventanillas al subirse al vehículo para igualar la temperatura del exterior y del interior antes de poner el sistema de climatización en marcha. Con esta práctica se evitan sobrecargas de uso y se alarga la vida de los elementos de climatización.

Esta es la temperatura a la que debes poner el climatizador de tu coche

5. Cuidado con los frenos

Otro de los aspectos que hay que cuidar especialmente en periodos de altas temperaturas es el líquido de frenos: hay que comprobar su estado y nivel, ya que con mucha temperatura los frenos pierden eficacia.

6. Ojo con el aire acondicionado

Cuando uno ya tiene el coche fresquito puede tener la tentación de dejarlo encendido mientras tiene que hacer una parada técnica para tomar café, o estirar las piernas durante un viaje. No obstante, no se recomienda dejar el coche en marcha al ralentí con el sistema de climatización en uso, ya que se puede descargar la batería del vehículo.

7. Evitar las horas centrales

Esta es una recomendación para todos los aspectos: igual que se recomienda no salir a la calle en las horas centrales de calor, ni exponerse directamente al sol en las horas en las que es más fuerte, también se recomienda no circular en estas horas, porque además de sufrir el motor se pueden sobrecalentar los neumáticos. En estas condiciones de altas temperaturas hay que verificar el estado y presión de las ruedas y ponerlas a punto para evitar incidentes, ya que con mucho calor hay más propensión a sufrir pinchazos y reventones.

El neumático Bridgestone 'Allseason' ayuda a su buena tracción.
El neumático Bridgestone 'Allseason' ayuda a su buena tracción.

8. No dejar a nadie dentro del coche

Esta es una recomendación que se repite una y otra vez. El pasado mes de octubre (ni siquiera en pleno verano) murió un bebé de año y medio en Madrid después de que su padre la dejara olvidada dentro del coche, y el año pasado un perro corrió la misma suerte al quedar encerrado en el vehículo a pleno sol en Fuenlabrada (también Madrid). Jamás se debe dejar a nadie dentro del coche, ni siquiera con las ventanillas abiertas, y especialmente cuando se trata de menores, personas de edades avanzadas o animales.

9. Bebe y bebe, pero nunca alcohol

Al igual que ocurre fuera del coche, durante una ola de calor hay que beber agua constantemente. No hay que esperar hasta tener sed, sino que hay que beber abundantamente líquido, especialmente agua u otros líquidos como zumos de frutas, evitando las bebidas con cafeína o mucho azúcar y, por supuesto, el alcohol. Además, si conduces con niños o personas mayores en el coche, lleva siempre agua suficiente.

10. Aparca a la sombra

Aunque no siempre es fácil, es recomendable estacionar el vehículo en un lugar con sombra y proteger el interior con un parasol. La incidencia directa del sol sobre el interior del coche puede provocar daños y deformidades.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios