YA ROZAN LAS RENTABILIDADES

El bono español borra el diferencial con Portugal tras el desajuste poselectoral

Con el PSOE recabando apoyos para el nuevo gobierno y el PS poniendo fin a la 'geringonça', los mercados recuperan poco a poco sus niveles habituales, tanto en deuda como en prima de riesgo

Foto: António Costa y Pedro Sánchez. (Reuters)
António Costa y Pedro Sánchez. (Reuters)

Apenas han pasado dos semanas desde que el PSOE y Unidas Podemos anunciaron su principio de acuerdo y las dos formaciones ni siquiera han reunido todavía los apoyos necesarios, pero los mercados ya se están recuperando del bache. Prueba de ello, más allá del alza pausada del Ibex 35, es el diferencial entre el bono soberano español y el portugués, que se había invertido en octubre y que, ahora en noviembre, vuelve a rozar su nivel habitual.

El bono español a 10 años cerró el jueves con una rentabilidad del 0,41%, tras más de dos semanas a la baja, mientras que el portugués subió en los últimos días hasta un 0,39%. La rentabilidad del bono portugués había caído por debajo del español en octubre, un fenómeno que no se daba desde 2006. Sin embargo, en las últimas semanas el mercado ha borrado esta situación hasta rozar los niveles habituales.

De hecho, también el diferencial de las primas de riesgo está volviendo a los niveles de antaño, con la deuda española reduciendo el margen con Alemania hasta alcanzar una cifra de 77 puntos, mientras que Portugal se queda en los 76. En octubre, según se acercaban los comicios en España y se resolvían en Portugal, los dos países se cambiaron los papeles por primera vez en una década.

La rentabilidad cotiza de forma inversa del precio, por lo que un pico en el retorno es señal de una caída en la demanda de los inversores. Mientras el país luso celebró unas elecciones que estuvieron en línea con lo esperado en octubre, España se enfrentó en noviembre a sus cuartos comicios en cuatro años, abriendo de nuevo la veda de la inestabilidad.

El Partido Socialista, liderado por António Costa, ha puesto fin con estas elecciones a la ‘geringonça’ — apodo que se le dio al pacto del ganador de las elecciones con el Partido Comunista y que en portugués significa ‘chapuza’ pese a que, durante el último mandato ha conseguido unos resultados económicos esperanzadores—. Esta vez, no obstante, Costa gobernará en minoría.

En España, el PSOE sigue negociando los detalles del próximo Gobierno con Unidas Podemos, mientras que el partido socialista, liderado por Pedro Sánchez, sigue buscando apoyos entre los partidos necesarios para la mayoría, como con Esquerra Republicana de Catalunya.

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios