ahorro e inversión

La volatilidad, enemiga de la rentabilidad a corto plazo, pero aliada a largo plazo

La volatilidad ofrece a los pequeños y grandes ahorradores varias oportunidades para comprar acciones baratas con potencial de crecimiento en un horizonte temporal amplio

Foto:

Para el ahorrador, volatilidad es, erróneamente, sinónimo de riesgo. Si tenemos en cartera un activo con fuertes movimientos, puede ocurrir que tengamos que vender nuestra posición en una gran oscilación a la baja. Por lo tanto, la posibilidad de incurrir en una pérdida del capital invertido es mayor que en otro activo con menor volatilidad.

En cambio, para un profesional de la inversión estos vaivenes son una ventana enorme para obtener beneficios a futuro. “A corto plazo es incómodo, pero a largo plazo es bienvenido”, explican desde Bestinver, ya que les ofrece oportunidades para comprar acciones baratas con potencial de crecimiento en un horizonte temporal amplio, aprovechando esas oscilaciones en fases de bruscas caídas en los mercados para entrar. Una entrada que, de otro modo, sería más difícil de encontrar. “La volatilidad es el precio a pagar por la rentabilidad a largo plazo con un retorno atractivo”, explica Beltrán de la Lastra, presidente y director de inversiones de Bestinver.

Y en momentos como el actual, las oscilaciones marcan el día a día de los mercados debido al final de los vientos de cola (cambio de política monetaria, encarecimiento del petróleo y fin de la demanda embalsada) y a las incertidumbres geopolíticas (proteccionismo de Estados Unidos, ralentización de China, Brexit e Italia), provocando que el rojo tiña las Bolsas. En 2018, ningún fondo de inversión nacional de renta variable a un año cerró en verde, y las perspectivas para el actual ejercicio son las mismas. Por el contrario, cuanto mayor es el horizonte temporal, menos impacta la volatilidad. Así, a tres años, el 65,5% de los fondos cerró en negativo, a 5 años, el 18%, y a 10 años, ninguno, según el comparador Vdos.

Las ventajas del largo plazo

“El largo plazo permite no escuchar el ruido de los mercados”, dice Paula Mercado, directora de análisis de Vdos, pero para ello “hay que seleccionar fondos que inviertan en compañías atractivas desde el punto de vista de los fundamentales”, añade. Esto es: empresas con un flujo de caja y un modelo de negocio sostenido en un sector en crecimiento y con un equipo gestor fiable. Y son los negocios ya asentados en el mercado, con recorrido histórico, los que ofrecen esta posibilidad.

“Si la óptica del inversor es claramente de largo plazo, será irrelevante que los precios atraviesen caídas bruscas ante situaciones concretas. Con paciencia, a largo plazo este ruido desaparecerá y el mercado acabará poniendo en precio el valor de la compañía. Y si no lo hacen las cotizaciones, lo hará otra empresa competidora que le lanzará una OPA”, explican en la gestora independiente, exponente del llamado value investing (inversión en valor), consistente en comprar acciones a precios bajos de negocios con gran proyección a largo plazo.

Por otra parte, si se diversifican en el tiempo las inversiones, la volatilidad compensa fases en las que se ha comprado caro y facilita la rotación de la cartera. Vender activos con unos precios donde los movimientos del mercado los han llevado a niveles sin margen de seguridad y cambiarlos por otros que han sido castigados y tienen potencial de crecimiento.

¿Cómo se distribuye la inversión de tus ahorros e inversiones en dinero que guardo a...? Fuente: Encuesta Observatorio Bestinver/ IESE
¿Cómo se distribuye la inversión de tus ahorros e inversiones en dinero que guardo a...? Fuente: Encuesta Observatorio Bestinver/ IESE

Sin embargo, pese a los beneficios del largo plazo en los ahorros, el pequeño inversor se muestra intolerante a la incertidumbre y sigue invirtiendo a corto y medio plazo, influido por los consejos del banco, donde mayoritariamente el ahorrador contrata algún producto de inversión, tal y como refleja la encuesta del Observatorio de Ahorro e Inversión en España 2018 impulsado por Bestinver y la escuela de negocios IESE.

El Confidencial, en colaboración con Bestinver, gestora independiente especializada en fondos de inversión y planes de pensiones, pone a disposición de sus lectores el espacio Ahorro e Inversión. Con 30 años de experiencia y 6.200 millones de euros de patrimonio bajo gestión, Bestinver trabaja con el objetivo de generar las mejores rentabilidades a largo plazo para sus inversores.

Mercados

El redactor recomienda