Es noticia
Menú
Cataluña y Andalucía serán las CCAA con más inversión del Estado en 2023
  1. España
  2. Comunidad Valenciana
REPARTO TERRITORIAL

Cataluña y Andalucía serán las CCAA con más inversión del Estado en 2023

Montero, que tiene que negociar con ERC, asegura que se cumplen las exigencias de los Estatutos catalán, andaluz y valenciano. Madrid, en el grupo de CCAA que más crece en inversión, un 13,8%

Foto: Montero entrega los presupuestos a la presidenta del Congreso, Meritxell Batet. (EFE/Chema Moya)
Montero entrega los presupuestos a la presidenta del Congreso, Meritxell Batet. (EFE/Chema Moya)

Andalucía y Cataluña serán las autonomías que más inversión pública territorializada reciban de la Administración central y sus organismos el año que viene. Según reflejan los presupuestos generales del Estado de 2023, año de elecciones municipales y, probablemente, generales, las dos comunidades, una gobernada por una coalición entre ERC y Junts y otra por el Partido Popular con mayoría absoluta, se beneficiarán de obras por valor de 2.318,85 millones y 2.308,92, respectivamente. Al capítulo catalán hay que sumar otros 200 millones de una sentencia del Tribunal Supremo de 2017.

A bastante distancia se sitúan la tercera región con más inversión, Madrid, con 1.305,35 millones, que se beneficia de aportación no regionalizada como capital del Estado, y de la cuarta, la Comunidad Valenciana, con 1.269,46 millones. Galicia, con 1.077 millones, y Castilla y León, con 955,82 millones, completan el sexteto de cabeza. La lista autonómica en recepción de inversiones la cierran Navarra (103 millones) y La Rioja (71).

El bajo nivel de ejecución en 2021 convierte las previsiones inversoras de los PGE en acto de fe

La inversión pública directa del Estado, según recoge el informe económico financiero de los PGE, ascenderá el año que viene a 25.912 millones, por encima de un 20% más que en el presente 2022, aunque, si se suman todas las partidas no relacionadas con obras, el capítulo seis y las trasferencias de capital, la cifra supera los 46.000 millones.

La inversión territorializada está desgajada en las propias cuentas y sirve para medir, de forma superficial, el impacto territorial de las actuaciones públicas del Estado, principalmente en infraestructuras. Los propios documentos ministeriales reconocen, no obstante, que estas cifras hay que interpretarlas como primera aproximación porque contienen “limitaciones importantísimas” que llevan a que las comparaciones entre territorios o entre años dentro de un mismo territorio “estén frecuentemente sesgadas y resulten escasamente significativas e induzcan al error en las apreciaciones”.

Para 2023, la cifra territorializada asciende a 13.443,93 millones, un 2,8% más que 12 meses antes, con las citadas autonomías catalana y andaluza como principales receptoras. Las inversiones pintadas en los PGE crecerán en Cataluña un 3%, menos que el 6,1% del año pasado. El Gobierno va a depender en gran parte de Esquerra Republicana de Cataluña (ERC) para sacar adelante sus cuentas. También del PNV o Bildu, las dos formaciones del País Vasco, que se beneficia de una previsión de inversión pública de 558 millones de euros, un 8,9% más que el ejercicio anterior.

Foto: Gabriel Rufián, Pedro Sánchez y Yolanda Díaz. (EFE/Mariscal)

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, aseguró este jueves en rueda de prensa que el Gobierno ha cumplido con las comunidades autónomas que tienen fijadas exigencias de corte inversor en disposiciones de sus Estatutos. Cataluña, por ejemplo, reclama de forma transitoria igualar el peso de la inversión territorializada a su aportación al PIB. Andalucía y la Comunidad Valenciana recogen que el esfuerzo estatal tiene que ser similar al del peso poblacional. Hacienda se ha acercado mucho a esos requisitos, más si se suman otros programas como plan de empleo, el fondo interterritorial o plan del Campo de Gibraltar. En el caso andaluz, recogerá el 17,2% del conjunto regionalizado (17,9% de la población española), mientras que en el valenciano se ha quedado a algo más de un punto, 9,4% del total de inversiones sobre un 10,6% de población.

La que no lo tiene en su estatuto, pero no encajaría en esos parámetros, es Madrid. Es verdad que la autonomía se beneficia de un impacto mucho mayor del gasto estatal que otros territorios, pues alberga la mayoría de las sedes gubernamentales y de empresas públicas del Estado. Pero, en lo que respecta a inversión territorializada, sus 1.305 millones se quedan lejos de su peso demográfico y de aportación al PIB nacional. Fuentes del Ejecutivo de la CAM se quejaron de que, con un 14% de la población española y un 19% del PIB, recibe "tan solo" el 9,7% del total de las inversiones territorializadas (1.305 millones). "Por su parte, las inversiones en Cataluña alcanzan los 2.309 millones (un 92% más que en Madrid) y suponen el 17,2% del total", dijeron. "Madrid es la cuarta región con menor inversión por habitante, 193,35 euros por madrileño. Cataluña recibe 297,45 euros por habitante y Valencia 250,97", insistieron.

Foto: La ministra de Hacienda, María Jesús Montero. (EFE/Chema Moya)

Con todo, Madrid es de las autonomías que más crecen sobre el papel, con un 13,3% más que en 2022, muy por encima de la media del 2,8%. Las regiones donde más crece la inversión en las cuentas son Navarra (34,7%), Cantabria (23,9%), Extremadura (16,8%) y País Vasco (14,1%).

Desde Valencia, la vicealcaldesa de esta ciudad, la socialista Sandra Gómez, afirmó que los Presupuestos recogen una "inversión ferroviaria histórica", al incluir 99 millones de euros para el nuevo canal de acceso y la transformación de la estación Joaquín Sorolla. "Estos son unos PGE reales y realistas que vuelven a cumplir con los valencianos y valencianas y no las cuentas ficticias del PP, que nunca beneficiaban a Valencia", señaló.

No obstante, la incorporación de compromisos de crédito en los presupuestos no es garantía de su ejecución en plazo. El último informe elaborado por lntervención General del Estado, correspondiente a 2021, refleja un grado de cumplimiento de los compromisos de inversión muy dispar en función del territorio. Mientras en la Comunidad de Madrid se acometieron obras muy por encima de lo presupuestado inicialmente (un 184% de nivel de ejecución), autonomías en las que se habían pintado importantes incrementos en los proyectos apenas vieron realizados ni la mitad de los mismos, como es el caso de Cataluña o la Comunidad Valenciana. Estos datos generaron una polvareda política y han puesto en entredicho el valor real de las previsiones presupuestarias a la hora de interpretarlas como garantes de los acuerdos políticos en el Congreso.

Andalucía y Cataluña serán las autonomías que más inversión pública territorializada reciban de la Administración central y sus organismos el año que viene. Según reflejan los presupuestos generales del Estado de 2023, año de elecciones municipales y, probablemente, generales, las dos comunidades, una gobernada por una coalición entre ERC y Junts y otra por el Partido Popular con mayoría absoluta, se beneficiarán de obras por valor de 2.318,85 millones y 2.308,92, respectivamente. Al capítulo catalán hay que sumar otros 200 millones de una sentencia del Tribunal Supremo de 2017.

Noticias de Comunidad Valenciana
El redactor recomienda