controlará el comité de inversiones

Aqualia doblará su tamaño con la entrada de IFM y pujará por los activos de ATLL

El fondo australiano, que acaba de adquirir el 49% del grupo de agua, quiere doblar el tamaño de la compañía en los próximos dos años con operaciones tanto fuera como dentro de España

Foto: IFM se ha hecho con el 49% de Aqualia por 1.024 millones de euros.
IFM se ha hecho con el 49% de Aqualia por 1.024 millones de euros.

El fondo australiano IFM ha entrado en el capital de Aqualia con el férreo propósito de hacerla crecer, un reto que tiene como objetivo tangible pasar de 1.000 a 2.000 millones de ingresos en los próximos 10 años.

Este salto supondrá duplicar el tamaño de la empresa, donde IFM ha adquirido el 49% del capital a FCC, que seguirá conservando el otro 51%, por 1.024 millones de euros, una operación todavía sujeta a las autorizaciones pertinentes, con lo que su cierre definitivo se espera para agosto.

"Queremos crecer como plataforma internacional, tanto en España como fuera de España", señala Fréderic Michel-Verdier, director ejecutivo de IFM Investors para Europa, quien reconoce tener dos objetivos principales dentro de esta expansión internacional: los mercados francés y latinoamericano, con México, Chile y Colombia como candidatos naturales.

Esta apuesta por el exterior hará que el peso de nuestro país sobre el total de Aqualia se reduzca, aunque la compañía seguirá acudiendo a todos aquellos proyectos interesantes que salgan al mercado, incluida la posible relicitación de ATTL —Aigües del Ter-Llobregat—, cuya concesión a Acciona ha sido revocada por el Supremo, según reconoce Michel-Verdier.

Garantizar la independencia

Entre las condiciones que IFM puso sobre la mesa para cerrar el acuerdo con FCC está garantizar la plena autonomía de Aqualia, lo que se traducirá en la creación de un nuevo consejo de administración, en el que cada socio tendrá tres representantes, y un comité de inversiones, controlado en su totalidad por el fondo australiano.

En el consejo, IFM estará representado por el propio Fréderic Michel-Verdier y por Nicolás Villén, ex director financiero de Ferrovial y ex consejero delegado de la división de aeropuertos del grupo español, que desde hace cinco año es 'senior advisor' del fondo australiano. Además, IFM está buscando un representante para su tercer sillón.

Este órgano será plenamente independiente de la cúpula de OHL Concesiones, compañía que también acaba de adquirir IFM en nuestro país, y en la que también ha aterrizado con la misma vocación de permanencia a largo y estrategia de crecimiento.

"Mantendremos diferentes consejos en España", señala Michel-Vernier, descartando así cualquier posible interés en aprovechar estas dos compras para crear un gran grupo de infraestructuras.

Sus planes van más por hacer crecer cada una de estas sociedades por separado y especializadas en su área de actividad, lo que en el caso de la filial de concesiones llevará al fondo a pujar por las radiales cuando el Estado las saque a licitación este mismo año.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios