tras invertir casi 300 millones en OCHO años

Banco Santander abandona la Fórmula 1 al romper el patrocinio con Ferrari

La entidad financiera ha decidido no continuar como 'sponsor' principal de la escudería italiana tras una alianza de ocho años y una inversión directa de casi 300 millones

Foto: Gran Premio de Reino Unido, 2016. (Reuters)
Gran Premio de Reino Unido, 2016. (Reuters)

La próxima temporada de la Fórmula 1 no contará con la llama blanca sobre fondo rojo que caracteriza al logotipo del Banco Santander. El grupo financiero presidido por Ana Botín ha decidido no continuar con el patrocinio de los grandes premios de automovilismo y, sobre todo, de Ferrari. Según aseguran fuentes próximas a las conversaciones, la entidad española ha rechazado la propuesta de la escudería italiana de continuar como 'partner' principal de sus bólidos tras ocho años financiando a los pilotos del 'Cavallino Rampante'.

Banco Santander ha venido pagando 40 millones de euros por temporada por poner su marca en los monos de Sebastian Vettel y de Kimi Raikkonen, sus dos estrellas en la actualidad, y anteriormente de Felipe Massa y de Fernando Alonso. Porque la llegada del asturiano a Ferrari en 2010 fue lo que animó al primer banco español por capitalización a realizar la mayor inversión de su historia en el mundo de los patrocinios. Emilio Botín, amante de las carreras, fue el verdadero impulsor de este acuerdo que vinculaba a dos marcas de indudable prestigio y que perseguía facilitar que Alonso volviera a convertirse en campeón del mundo.

Tras un inicio prometedor y dos subcampeonatos -el primero lo perdió en la última carrera, precisamente ante Vettel- las cuatro temporadas de Alonso en Ferrari fueron decepcionantes hasta el punto de que en el 2014 la escudería no consiguió ninguna victoria por primera vez en veintiún años. El piloto español abandonó Maranello esa temporada camino de McLaren, pero Santander ya había decidido en 2012 ampliar el acuerdo inicial con la firma italiana, que vencía en 2014, hasta finales de 2017.

Ana Botín, presidenta del Banco Santander. (EFE)
Ana Botín, presidenta del Banco Santander. (EFE)

Precisamente, el próximo 31 de diciembre expira la alianza entre el banco y la escudería. Según fuentes próximas a las conversaciones, Santander no ha aceptado las exigencias de Ferrari, que le ha pedido un esfuerzo adicional a los 40 millones por temporada. La institución financiera, que ha gastado 280 millones por vestir los históricos bólidos rojos, más otra cantidad próxima a los 10 millones de euros por bautizar los grandes premios, no está por la labor de prolongar el acuerdo.

Cabe la posibilidad de que Santander continúe con Ferrari como 'sponsor' secundario, pero otras fuentes aseguran que el distanciamiento es actualmente tan grande que lo más lógico es que abandone totalmente el patrocinio del equipo italiano y de la Fórmula 1. Banco Santander se gasta unos 450 millones en total en markéting si se incluye la inversión en otros patrocinios, como La Liga y la Copa Libertadores de Latinoamérica, publicidad, actos promocionales, viajes con clientes, empleados y grupos de interés.

Una rentabilidad que se pone cara

Un circo del motor que, según ha explicado la entidad en diversas ocasiones, le ha generado un gran retorno a la inversión en la proporción de tres euros por cada euro abonado, según datos auditados por Mediasport Marketing y Havas Sport. Estas firmas miden las veces que el nombre o el logo del banco aparece en televisión y las fotografías en prensa respecto al coste que tendría una inserción publicitaria tradicional.

Emilio Botín, amante de las carreras, fue el verdadero impulsor de este acuerdo que vinculaba dos marcas de indudable prestigio

Según cifras oficiales, la F1 cuenta con una legión de 400 millones de espectadores únicos. En España hay 13 millones de aficionados, que se suman a los 52 millones de Brasil; los 20 millones de Reino Unido y los 26 millones de Alemania, países donde Banco Santander es uno de los bancos de referencia y donde los grandes premios eran bautizados con el nombre del grupo español. El 30% de los seguidores de la F1 se ubican en estos mercados principales de la entidad, que representan más de la mitad del beneficio.

El director general de Comunicación, Marketing Corporativo y Estudios del Santander, además de vicepresidente de Santander España, Juan Manuel Cendoya, ha afirmado en varias ocasiones que la media de retorno ha sido incluso "superior" a la que obtuvo la entidad durante la etapa de Fernando Alonso en la escudería italiana. Sin embargo, ahora ha decidido bajarse del coche porque pilotar un Ferrari se ha vuelto demasiado caro ante las pretensiones de los dueño de la marca automovilística de lujo.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios