Es noticia
El Gobierno plantea recortar el gasto de pensiones sobre el PIB si se dispara el déficit
  1. Economía
Propuesta a los agentes sociales

El Gobierno plantea recortar el gasto de pensiones sobre el PIB si se dispara el déficit

La Seguridad Social presenta su propuesta para contener el déficit por la jubilación de la generación del 'baby boom'. Durante 10 años, subirá en 0,5 puntos las cotizaciones para llenar la hucha de las pensiones

Foto: El ministro de la Seguridad Social, José Luis Escrivá. (EFE)
El ministro de la Seguridad Social, José Luis Escrivá. (EFE)

El Gobierno ha presentado finalmente su propuesta a los agentes sociales del mecanismo de equidad intergeneracional que sustituye al factor de sostenibilidad y con el que el Ministerio de la Seguridad Social pretende que la generación de trabajadores del 'baby boom' soporten una parte del coste que soportará el sistema cuando se jubilen. La propuesta que ha presentado el ministerio a sindicatos y patronal este martes se sostiene sobre dos pilares. A corto plazo, una subida temporal de las cotizaciones sociales para volver a llenar la 'hucha de las pensiones'. A medio plazo, medidas de contención del gasto contingentes por si el gasto sigue creciendo y las medidas son insuficientes para frenar el desequilibrio del sistema.

La propuesta de la Seguridad Social, adelantada por 'El País', plantea una subida de 0,5 puntos en las cotizaciones sociales durante un periodo de 10 años a partir de 2023 con el objetivo de llenar la 'hucha de las pensiones'. Esta recaudación de las cotizaciones será finalista y solo podrá utilizarse en un futuro para cubrir desviaciones en el nivel de gasto en pensiones por el envejecimiento de la población. Esta carga adicional en las cotizaciones superaría los 5.000 millones de euros, una cuantía que se suma a las cotizaciones ya elevadas que soportan las empresas españolas en comparación con las europeas.

Foto: Pedro Sánchez y Yolanda Díaz. (EFE)

Esta cotización extra se mantendría hasta el año 2033, cuando ya esté en plena fase de jubilación la generación del 'baby boom'. En ese momento, ya con el pleno despliegue de la reforma de las pensiones para penalizar la jubilación anticipada e incentivar la prolongación de la vida laboral, el Gobierno volverá a analizar las perspectivas de déficit y gasto en pensiones a largo plazo. En ese caso, si las medidas han permitido contener el gasto, se podrán utilizar estos recursos para subir las pensiones o para volver a bajar las cotizaciones.

En caso negativo, si el gasto en pensiones no frena y se dispara en comparación con el gasto que habría existido si siguiese funcionando el derogado factor de sostenibilidad, se adoptarán varias medidas para elevar más los ingresos y contener el gasto por una cuantía que no podrá superar el 0,8% del PIB. Esto incluye una futura rebaja del gasto en pensiones como porcentaje del PIB que podría ser de hasta el 0,4% del PIB. Esta minoración del gasto se haría en todo caso previa consulta a los agentes sociales y al Pacto de Toledo y serviría, tanto para compensar el agotamiento de la hucha de las pensiones o la reducción del gasto futuro. Esto significa que el Gobierno ya está planeando medidas de contención del déficit de las pensiones por la vía del gasto para contrarrestar cualquier hipotética desviación en el gasto respecto a sus previsiones actuales.

Foto: Manifestación de pensionistas en Bilbao. (EFE)

En el caso de que todas estas medidas no fuesen suficientes, el Gobierno también plantea la posibilidad de subir las cotizaciones sociales, por un valor equivalente al 0,4% del PIB, para incrementar los ingresos de la Seguridad Social. En ese caso, también se consultaría previamente a los sindicatos y la patronal, así como al Pacto de Toledo.

Ahora la pelota queda en el tejado de los agentes sociales, que tendrán que dar una respuesta a la propuesta del ministerio. Para las empresas, la subida de las cotizaciones es una línea roja, ya que actualmente ya están pagando una cuota superior a la que tiene la mayoría de los países europeos. Por su parte, para los sindicatos cualquier medida que incluya un hipotético recorte en las prestaciones será muy mal recibida. El Gobierno tiene que negociar contrarreloj, ya que se ha comprometido con la Comisión Europea a que este mecanismo de equidad intergeneracional tiene que incorporarse a la reforma de pensiones actual que ya se está tramitando en el Congreso de los Diputados. El ministerio quiere incorporar esta medida como una enmienda al articulado actual, pero antes quiere lograr el apoyo de los agentes sociales.

PIB
El redactor recomienda