TRAS LA INYECCIÓN DE LIQUIDEZ DE ESTA SEMANA

La Reserva Federal vuelve a recortar los tipos de interés, en la horquilla del 1,75%-2%

La Reserva Federal ya había rebajado el precio del dinero en la pasada reunión de julio, aunque su presidente dijo entonces que aquel había sido un recorte puntual

Foto: Jerome Powell, presidente de la Reserva Federal. (Reuters)
Jerome Powell, presidente de la Reserva Federal. (Reuters)

La Reserva Federal ha vuelto a recortar los tipos de interés este miércoles, hasta situarlos en la horquilla del 1,75% y 2%. “El crecimiento del empleo se ha mantenido sólido y, de media, en los últimos meses, el desempleo se ha mantenido bajo”, ha explicado el banco central de EEUU en el comunicado enviado tras la reunión ordinaria de dos días. “Pese a que el gasto de las familias ha estado subiendo de forma sólida, la inversión de las empresas y las exportaciones se han debilitado”.

La Fed ya había recortado el precio del dinero en la pasada reunión de julio —una decisión que no tomaba desde 2008—. Entonces, su presidente Jerome Powell quiso dejar claro que la medida había sido puntual y que no se trataba de un ciclo de bajadas. Al ser preguntado por esta cuestión, el líder de la política monetaria de EEUU matizó en la rueda de prensa posterior a las reuniones de esta semana que consideraba que las perspectivas económicas son buenas "y que serán alcanzadas con ajustes modestos de política monetaria".

No obstante, Powell también creeía que "hay riesgos en cuanto a estas expectativas positivas debido al débil crecimiento global y el desarrollo comercial". "Si la economía se ralentiza, entonces sería apropiado activar una secuencia de recortes más extensa", indicó Powell. "No lo vemos, no es algo que esperemos... pero definitivamente tomaríamos ese camino si eso fuese lo apropiado".

De hecho, durante la rueda de prensa 'Jay' especificó que la Fed se encuentra actualmente revisando su política monetaria, "explorando todas las cuestiones sobre el contexto a largo plazo, estrategia, herramientas, comunicación...". El presidente del banco central adelantó que el regulador monetario espera "completar esta revisión en algún momento de mitades del próximo año".

Tras la decisión anunciada, la bolsa empezó a caer pero a últimas horas de la sesión palió las pérdidas hasta cerrar el S&P 500 con una subida del 0,03% y el Dow Jones con un avance del 0,13%. El Nasdaq, eso sí, terminó la jornada con un retroceso del 0,11%. El precio de la deuda subió con fuerza, con el bono a diez años cotizando a una rentabilidad del 1,79% y el título a 3 meses situándose en un 'yield' del 1,94%.

Todos los miembros del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, por sus siglas en inglés) votaron a favor de la medida excepto James Bullard (viejo disidente de las decisiones de la institución y conocido por su actitud 'dovish'), el cual prefirió que los tipos hubiesen quedado aun más bajos —en la horquilla del 1,5%-1,75%— y Esther L. George y Eric S. Rosengren, que votaron por mantener el precio del dinero en el rango anterior del 2%-2,15%.

El mapa de puntos apunta a que no habrá más recortes en 2019 pero siete de los 17 miembros del FOMC ven espacio para otra rebaja más en lo que queda de año. Con todo, la media del consenso prevé que EEUU cierre 2020 con los tipos de interés en la horquilla fijada este miércoles.

No vemos [una secuencia de recortes], no es algo que esperemos... pero definitivamente tomaríamos ese camino si eso fuese lo apropiado

Las expectativas de un recorte de tipos de interés por parte del mercado se situaban a horas antes de la decisión en un 83,2%, según los futuros recogidos por Bloomberg. Este parámetro había alcanzado el lunes el 99%. De cara a la reunión de finales de octubre, un 47,5% de los futuros del mercado espera tras el anuncio de este miércoles que la Fed recorte tipos hasta la horquilla del 1,5%-1,75% en la reunión de finales de octubre.

Justo el martes, la Fed de Nueva York anunció la primera inyección de liquidez en el mercado de deuda efectuada en la última década, después de que la tasa efectiva federal subiera hasta el 2,25%, en el límite de la horquilla fijada por el banco central el pasado julio. La Fed ofreció un plan de recompras en los mercados de repos de hasta 75.000 millones de dólares, aunque al final solo se requirieron 53.000 millones. Este miércoles, el regulador monetario ha vuelto a ofrecer otros 75.000 millones. La medida no tiene la magnitud de, por ejemplo, un programa de expansión cuantitativa, pero sí que denota la volatilidad y nerviosismo de los mercados, dejando en evidencia la eficacia de la Fed a la hora de controlar sus propios tipos de interés.

Respecto a estas medidas, Powell dijo que no estaba preocupado, explicando que "no vemos esto como algo que va a tener implicaciones en la economía en general o en las perspectivas económicas o en nuestra habilidad a la hora de controlar los tipos". "Los movimientos del mercado de dinero reflejan fuerzas que ya veíamos venir", argumentó el presidente. "Si volvemos a ver otro episodio de presiones en los mercados financieros, tenemos las herramientas para abordar esas presiones", zanjó el líder monetario.

El presidente de EEUU, Donald Trump, lleva meses presionando al banco central para que flexibilice aún más su política monetaria, argumentando que los actuales tipos de interés (ligeramente más altos que en el resto de principales economías) fortalecen al dólar frente a otros países, como China (contra quien, a su vez, libra una guerra comercial).

"Jay Powell y la Reserva Federal han vuelto a fracasar", escribía este miércoles el mandatario desde su cuenta personal de Twitter. "¡No tiene 'agallas', ni sentido, ni visión!", ha bramado Trump. "¡Un comunicador terrible!".

Justo este lunes, el republicano ya pedía en la red social “un recorte grande de los tipos de interés” y “estímulos”.“EEUU, por culpa de la Reserva Federal, está pagando unos tipos de interés mucho más altos que los que se pagan en otros países de la competencia”, se quejaba el mandatario en la red social. “No saben la suerte que tienen de que Jay Powell y la Fed no tengan ni idea”, zanjaba.

En el mensaje, el presidente también hizo alusión a la subida del precio del petróleo, que el lunes subía a doble dígito después de que los ataques a dos refinerías de la petrolera estatal Aramco recortasen drásticamente la oferta mundial del llamado ‘oro negro’ y deteriorasen aún más las relaciones geopolíticas de la zona.

“Y ya encima de todo, el golpe del petróleo”, se lamentaba Trump en Twitter. La subida del precio de la energía podría provocar un aumento de la inflación en EEUU, comprometiendo aún más los esfuerzos proteccionistas de la administración de Trump, que actualmente se encuentra negociando con los representantes chinos. Ya en verano, en una de las fases del tira y afloja arancelario, el presidente admitió que había retrasado la entrada en vigor de una de las tandas de aranceles por el impacto que podrían tener estos en las compras navideñas.

El anuncio de la Reserva Federal llega este miércoles después de que la semana pasada el Banco Central Europeo rebajase los tipos de interés de la facilidad de depósito (ahora en el -0,5%), relanzase la expansión cuantitativa (QE) y anunciase nuevas facilidades para los bancos. Los tipos de interés de referencia en la Eurozona se sitúan en el 0%, en un momento en el que la falta de munición monetaria aboca a los países europeos a valerse de los estímulos fiscales de cara a una posible crisis.

El presidente de la Fed, de hecho, habló de las limitaciones de una política monetaria cada vez más laxa en la rueda de prensa de este miércoles. "Creo que sería un error aferrarse la pólvora que nos queda hasta que la ralentización aumente", apuntó Powell. "A lo que creemos que nos enfrentamos es una situación que puede ser abordada y debe ser abordada con ajustes moderados a los tipos de interés", añadió. "Si, así mismo, la economía se debilita más, entonces estamos preparados para ser agresivos", ha avisado el estadounidense aunque ha matizado que la Fed no recurriría a los tipos negativos: "Los tipos negativos es algo que estudiamos durante la crisis financiera y al final no hicimos", explicó Powell, matizando que el banco central preferiría valerse de herramientas como la recompra de acciones.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios