Es noticia
Menú
El fútbol en Andorra más allá de Piqué: así se disputa una liga nacional en un solo estadio
  1. Deportes
  2. Fútbol
UNA COMPETICIÓN AL ALZA

El fútbol en Andorra más allá de Piqué: así se disputa una liga nacional en un solo estadio

Posibilidad de disputar la Champions League y de jugar en la máxima categoría de un país. Aunque las limitaciones geográficas obligan a hacer auténticos malabares para crecer

Foto: El Inter d'Escaldes, celebrando el campeonato de liga. (Cedida)
El Inter d'Escaldes, celebrando el campeonato de liga. (Cedida)

No solo los youtubers habitan en Andorra, bien que, en la mayoría de ocasiones, solo nos acordemos del país vecino para eso. Tampoco es un país donde solo se preocupan por el esquí, pese a ser uno de los principales atractivos de cara al turismo. En Andorra se juega al fútbol y al baloncesto, y a un gran nivel. El Morabanc Andorra acumula 10 temporadas en la Liga ACB, jugando competiciones europeas en multitud de ocasiones, aunque el descenso de la pasada campaña les obliga a reivindicarse. Y qué decir del famoso FC Andorra de Gerard Piqué, que ya está en Segunda División, con un triunfo en el bolsillo, y que ha estado en boca de todos desde que el central del Barça tomara las riendas. Pero hay más. Estos dos gigantes copan prácticamente toda la actualidad deportiva. Sin embargo, la Primera División de Andorra tiene algo que decir al respecto.

La competición está compuesta por ocho equipos que juegan cuatro veces entre ellos, completando así 28 jornadas. Al igual que en el resto de ligas, hay plazas europeas y descensos. Los cuatro primeros pelean por Europa y los cuatro últimos por no descender. Para la temporada siguiente (23/24), la Primera División andorrana sufrirá una modificación muy significativa, porque pasará a estar compuesta por 10 equipos, lo que añadirá una mayor competitividad.

Foto: EC Diseño

Entre las particularidades, se encuentra el tema de las instalaciones. Los recursos allí son limitados, en espacio y en jugadores. Por ello, se da la circunstancia, en más de una ocasión, de que dos conjuntos que se enfrentan ese mismo fin de semana entrenan en el mismo campo. "Hay algunos equipos que se permiten entrenar por la mañana y así pueden utilizar todo el campo, pero los clubes que son más amateur y solo pueden a partir de las 20:00 horas, lo tienen más complicado y tienen que compartir el terreno", explica Eloy Casals, director deportivo de la FAF (Federación de Andorra de Fútbol), para este periódico.

En ese sentido, El Confidencial se ha puesto en contacto con Fèlix Álvarez, presidente de la Federación y la persona que está velando por el crecimiento del fútbol nacional. Entre los nuevos proyectos se encuentra la reforma para crear una nueva instalación que permita paliar los problemas de logística mencionados anteriormente. "El problema es que nos faltan campos para entrenar y para más cosas. Entonces, el proyecto que estamos llevando a cabo no es tanto un estadio para disputar partidos importantes, sino más bien unas instalaciones para poder entrenar y que estén bien preparadas. Hay equipos que no pueden trabajar la parte de estrategia porque está entrenando a 10 metros de su rival y eso es un problema".

placeholder Estadio donde se disputan todos los encuentros de la Primera División de Andorra. (Cedida)
Estadio donde se disputan todos los encuentros de la Primera División de Andorra. (Cedida)

Curiosamente, esta circunstancia no solo se traslada a los entrenamientos, sino también a los partidos. Las jornadas en la Primera División de Andorra se disputan todas en el mismo estadio, el mismo día y de forma consecutiva. Esto, que 'a priori' puede parecer una faena, lo cierto es que resulta mucho más atractivo. Cada fin de semana, de forma ininterrumpida, el Centre d'Entrenament de la FAF 1 acoge las cuatro jornadas ligueras, en horarios progresivos, de forma que los aficionados pueden disfrutar de todos los partidos de su liga a lo largo del día de forma presencial. Casi nada.

Del mismo modo, las canteras de los equipos van más justas en cuanto a categorías se refiere. "Los clubes están obligados a tener categorías inferiores porque para disputar una competición europea tienen que presentar unos requisitos, entre ellos, un mínimo de cuatro equipos de base y, de esos cuatro equipos, mínimo uno tiene que ser femenino. Así es la normativa UEFA. Por eso, todos los equipos de Primera tienen que presentar lo que se llama licencia UEFA. Además de otras obligaciones en términos de primer equipo, administrativos, económicos, etcétera. Si una de estas partes no se cumple, no se les concede licencia y no puede competir en Europa".

Si en un país como España, que la Primera Iberdrola es una de las referencias mundiales en cuanto al nivel del fútbol femenino, todavía no se ha conseguido que todos los clubes tengan al menos un equipo solo de chicas, es fácil imaginar los malabares que hacen en Andorra para cumplir con la normativa. "Hay problemas, sí. Tenemos que montar ligas de fútbol cinco e incluso de fútbol tres para facilitarle la vida a los clubes. Con estos formatos todos pueden llegar al mínimo requerido", añade Casals.

"El FC Andorra le ha dado mucha promoción futbolística a nuestro país"

Rivalidad inexistente con el otro gigante

Desde que, a finales de 2018, Gerard Piqué, por medio de su grupo empresarial Kosmos, adquiriese el FC Andorra, el fútbol ha dado un salto de vértigo en el Principado. Esa misma temporada, el club ascendió deportivamente a Tercera División y, con la vacante que había dejado el extinto Reus en Segunda B, el tricolor ascendió dos categorías de golpe. Una práctica cuya moralidad ha quedado en entredicho, tras los audios revelados por El Confidencial, respecto a los negocios entablados entre el central catalán y Luis Rubiales, presidente de la Real Federación Española de Fútbol.

Este mes, el Andorra ha ganado su primer partido en Segunda División, escribiendo una nueva página de oro en la historia deportiva del país vecino. Desde la Federación, la entidad de Piqué no se ve como una amenaza. Todo lo contrario. "A nivel de promoción del fútbol de nuestro país es algo increíble. Al final, que se hable de Andorra en términos futbolísticos, que vengan los equipos que van a venir este año y que se mejore el Estadio Nacional, son cosas que nos benefician a todos. Nos gustaría tener algún andorrano que pudiera estar en ese equipo, jugando en Segunda. Es complicado, evidentemente, y no sé si lo llegaremos a ver, pero es una ilusión que tenemos y estamos trabajando para que suceda", explica el director deportivo de la FAF. "Lo que sí que ha conseguido el FC Andorra es que mucha gente se aficione al fútbol y para nosotros eso ya es positivo. Es un 'boom' muy grande. Antes, muchos niños no se planteaban apuntarse a una escuela de fútbol y ahora, cada vez más, se están animando con la ilusión de llegar algún día al primer equipo. Aunque, evidentemente, somos conscientes de que eso es muy difícil".

El día a día de un futbolista en la Primera División

Respecto a la profesionalización, están a la orden del día en el Principado, atendiendo a la dimensión que acoge su campeonato nacional. Los equipos cuentan con dos entrenadores, preparador físico, entrenador de porteros, varios fisioterapeutas, un readaptador, se planifica la semana teniendo en cuenta entrenamientos exclusivos de gimnasio y todos los partidos cuentan con un árbitro principal y dos líneas. En el plano económico, los jugadores que cuentan con la licencia profesional están obligados a cobrar, como mínimo, el salario mínimo, que ronda los 1.300 euros mensuales, aunque no todos pueden vivir exclusivamente del fútbol: suele depender del club en el que juegas, según han confirmado diferentes fuentes a este periódico. Pero no cualquier jugador de cualquier categoría puede entrar.

"Para entrar aquí como deportista profesional tienes que tener al menos dos años cotizados como futbolista en otro país. Si no, tienes que entrar con otro tipo de permiso que costará más de conseguir. Depende del oficio que quieras desarrollar y al que te presentes, es posible que te digan que no se trata de una especialidad y que, por tanto, hay gente suficiente en Andorra para trabajar de esto", explica Eloy Casals. Una vez dentro, formar parte de un club de fútbol resulta sencillo. Tan solo existen dos categorías amateurs, por lo que, si te inscribes en un equipo y pasas las pruebas, pasas a jugar, como poco, en Segunda División.

Una de las voces más autorizadas para relatar cómo es la liga de Andorra es, sin duda, Ildefons Lima, capitán del combinado nacional. A sus 42 años, Ildefons se resiste a retirarse del fútbol profesional. Acumula más de 130 internacionalidades con la Tricolor, encara su novena temporada en la Primera División del Principado y, a su espalda, carga con varias temporadas en Segunda División española. Un viejo roquero que sigue disfrutando de la pasión del balompié.

El entrevistado comenta que la competición va creciendo poco a poco, aunque uno de los puntos indispensables para dar un paso de gigante pasa por la individualización de los recintos deportivos. "Es una cosa primordial. Tener tu propia instalación te permite no depender de nadie y sentirte como en casa cada vez que vas a entrenar. El hecho de que todos compitamos y nos preparemos en el mismo sitio, compartiendo horarios, gimnasios e instalaciones, a mi modo de ver dificultad la profesionalización. Evidentemente, es algo muy complicado porque Andorra está muy limitada geográficamente. Pero creo que es una de los factores clave para que demos ese salto de calidad".

Ildefons Lima ha disfrutado del fútbol en España durante muchos años, pasando por prácticamente todas las categorías. Ahora, desde que llegó al país vecino, goza de la oportunidad de jugar en Europa cada temporada. "Aunque pueda sonar con un poco de prepotencia, lo cierto es que jugar la Liga de Campeones ya es algo normal para mí [risas]. De los ocho años que llevo en Andorra, he jugado en siete ocasiones la fase previa de la Champions. Intentemos mejorar cada año, pero las limitaciones que tiene el país también hacen que los equipos no puedan llegar a competir del todo. Aun así, jugar estos partidos es la ilusión y el objetivo de todos nosotros. Muchos de los futbolistas que fichan por clubes de nuestro país, aunque hayan jugado en Segunda B o Tercera, lo hacen por poder vivir esa experiencia única".

Foto: Partido entre el Atlético de Madrid y el Numancia de Soria, en Burgo de Osma. (Cedida)

Pese a que la reestructuración de la UEFA , en lo que a fases previas de competiciones europeas se refiere, ha perjudicado a países como Andorra, que ahora tienen que ganar más partidos para llegar a un bombo, el capitán andorrano no pierde la esperanza y marca un listón bastante alto. "El objetivo es que un equipo andorrano pase no una, sino dos rondas. El primer paso ya se consiguió y pasar dos, con un poco de fortuna, creo que tampoco es un disparate. Estas eliminatorias suelen estar muy igualadas y se acaban decidiendo por pequeños detalles. Quedarse cerca de la fase de grupos sería todo un logro. Todavía hay que remar mucho para meternos en un bombo, como hizo Lincoln Reds de Gibraltar o el Dudelange de Luxemburgo", concluye Lima, convencido de que alguna día, no muy lejano, se alcanzará este hito.

Los objetivos más cercanos

Más allá de conseguir que un jugador nacional alcance el fútbol profesional en España, desde la FAF se plantean otros retos más cercanos en el corto plazo. "Este año hemos estado muy cerca de pasar la primera ronda. Está claro que es complicado para nosotros, hasta entrar en Conference y Europa League. Pero bueno, el Inter d'Escaldes pasó la primera eliminatoria de Champions, la UE Santa Coloma lo consiguió en su día y se está trabajando en ese sentido. Nuestro plan a cinco años es pasar a una eliminatoria previa, porque esto hace años era impensable", comenta el presidente, igual de convencido de que se puede lograr.

Así, la Primera andorrana sigue avanzando. Desde la Federación se muestran volcados con el crecimiento de la liga nacional, invirtiendo más de 10 millones de euros para generar nuevas infraestructuras y seguir cuidando las que ya tienen. Se siguen estableciendo lazos con clubes catalanes para que el producto nacional se desarrolle en competiciones de mayor nivel y lleguen más preparados. Por si fuera poco, se organizan torneos de categorías Sub17, Sub19 y Sub21 por todo el territorio de Andorra. Y sí, tienes la posibilidad de jugar en Europa. Queda mucho camino que recorrer y seguramente se podría atajar en algunos asuntos más rápido, pero todo apunta a que están en la buena dirección. Queda por ver el impacto que generará, en Andorra, el equipo de Gerard Piqué, una vez concluya su temporada en España. Ese será un buen punto de partida para, definitivamente, asentarse. De momento, despacito y con buena letra.

No solo los youtubers habitan en Andorra, bien que, en la mayoría de ocasiones, solo nos acordemos del país vecino para eso. Tampoco es un país donde solo se preocupan por el esquí, pese a ser uno de los principales atractivos de cara al turismo. En Andorra se juega al fútbol y al baloncesto, y a un gran nivel. El Morabanc Andorra acumula 10 temporadas en la Liga ACB, jugando competiciones europeas en multitud de ocasiones, aunque el descenso de la pasada campaña les obliga a reivindicarse. Y qué decir del famoso FC Andorra de Gerard Piqué, que ya está en Segunda División, con un triunfo en el bolsillo, y que ha estado en boca de todos desde que el central del Barça tomara las riendas. Pero hay más. Estos dos gigantes copan prácticamente toda la actualidad deportiva. Sin embargo, la Primera División de Andorra tiene algo que decir al respecto.

Andorra
El redactor recomienda