espera poder ser técnico en españa

Las llamadas y propuestas a Guti en su nueva vida como entrenador

Guti ha recibido algunas propuestas para entrenar tanto en España como en el extranjero, pero espera que se dé la oportunidad en su país y demostrar su valía como técnico

Foto: José María Gutiérrez 'Guti'. (EFE)
José María Gutiérrez 'Guti'. (EFE)

Está a la espera de entrar en la rueda de los banquillos de fútbol, a ser posible, en España. Si es en Primera mejor que en Segunda. Aunque José María Gutiérrez 'Guti' celebraría como un éxito que un club de la división de plata confiara en él y le diera la oportunidad de demostrar todo el aprendizaje que acumuló en sus 15 años en el primer equipo del Real Madrid, su etapa en Turquía como jugador y segundo técnico en el Besiktas y, a tener en cuenta, el rendimiento que sacó al juvenil A del Real Madrid en sus primeros pinitos como entrenador en 2017. Consiguió un triplete: campeón de la División de Honor, la Copa de Campeones y la Copa del Rey.

Guti empezó desde abajo en los banquillos y no se le dio nada mal. Podía haber dado continuidad a su progresión en la casa blanca y esperar a que los responsables del club le dieran un equipo de mayor categoría. Pero ya se sabe que en el Real Madrid todo va muy rápido. Zidane pasó, con urgencias, de entrenar al Castilla al primer equipo. Lo mismo le sucedió a Solari. El francés regresó y el argentino está en paradero desconocido cuando el club le ofreció seguir en un puesto de la Ciudad Deportiva, tras ser despedido, y no da señales de vida. El monstruo que es el Real Madrid también se llevó por delante a Álvaro Benito, entrenador del juvenil B, por ser crítico en sus comentarios en la Cadena SER. La oportunidad la aprovechó Raúl, que hoy es el entrenador del Castilla en Segunda división B.

[El calvario de Marco Asensio en el Real Madrid]

Guti estaba en las quinielas para seguir creciendo como técnico en el Real Madrid, pero apostó por una aventura en el extranjero que fue un fracaso. Tras el triplete con el juvenil se lio la manta a la cabeza y se marchó, de nuevo, a Estambul. Pretendía dar el salto como segundo entrenador del Besiktas en la Superliga turca y se encontró, con el paso de los meses, con las promesas incumplidas de un presidente que tenía el club endeudado. Guti aguantó todo lo que pudo por su amor al Besiktas, equipo en el que colgó las botas un 21 de septiembre de 2012. Hasta que se plantó y buscó una salida amistosa. Renunció a un año de contrato y regresó a España en mayo de 2018. El Besiktas no tenía liquidez y le comían las deudas. Poco antes que él salió su excompañero Pepe con rumbo al Oporto.

Guti, junto al presidente del Besiktas, en Estambul. (EFE)
Guti, junto al presidente del Besiktas, en Estambul. (EFE)

Las preferencias Guti

Hoy está en el paro a la espera de esa llamada que le ofrezca una oportunidad de entrenar en España. Algunas se han producido y no acaban de concretarse. Se han interesado el Almería y el Oviedo. Algunos más del extranjero, pero Guti quiere agotar la vía española. Desea seguir creciendo en nuestro país y demostrar que tiene pasión y mucha vocación para transmitir sus conocimientos futbolísticos en un proyecto de equipo. Sacar rendimiento a los jugadores y plasmar su idea de fútbol vistoso y ofensivo. Después de una vida repleta de pases para que otros metieran el gol, ahora es él quien espera el balón para poder rematar.

No resulta nada fácil, porque hay muchos entrenadores españoles en el paro, con buenos representantes y a la espera de que les den ese banquillo en el que mostrarse. El hándicap de Guti es su poca experiencia. A favor, que tiene las ideas muy claras y sabe lo que quiere. Lo plasmó enseguida con ese triplete de títulos con el juvenil A del Real Madrid. Construyó un equipo que tenía diferentes registros, proponía buen fútbol, ofensivo, competitivo y bien trabajado. Esto es lo que pretende poner en acción si un club español deposita en él su confianza.

La nueva vida de Guti está en los banquillos. Para ello se preparó cuando se retiró y buscó la formación como entrenador y director deportivo. Pretende seguir ligado al fútbol el jugador que tenía algo especial y al que se recuerda (entre otras muchas cosas) por aquel taconazo en Riazor (31 de enero de 2010) que acabó en gol de Benzema (1-3). El Madrid llevaba 19 años sin ganar en el estadio coruñés y acabó el maleficio con una genialidad de José María Gutiérrez Hernández. De él se dijo que tenia ojos en la espalda, una calidad increíble, que era un jugador único por su talento y por tener una visión de juego superior al resto. Esa temporada 2009-10 puso fin a 15 años en el primer equipo, con un balance de 542 partidos, 77 goles y 15 títulos. Llegó a ser capitán y cerró un ciclo de 25 años en el Real Madrid. Empezó con nueve años cuando el niño de Torrejón de Ardoz entró en la cantera para jugar en el alevín. Su progresión como futbolista fue la de un niño prodigio hasta que le hizo debutar Jorge Valdano en el primer equipo con 19 años (2 de diciembre de 1995, contra el Sevilla).

Guti, en el partido de las Leyendas en el Bernabéu contra el Chelsea. (EFE)
Guti, en el partido de las Leyendas en el Bernabéu contra el Chelsea. (EFE)

A sus 42 años, está en el mercado de los entrenadores un profesional del fútbol que trasciende a la vida social por ser uno de los primeros jugadores que más portadas acaparaban en la prensa del corazón. Tiene dos hijos (Zayra y Aitor) con su exmujer (Arancha de Benito) y un tercero (Enzo) con Romina Belluscio. Un tipo peculiar que ha protagonizado cameos en dos películas: 'Torrente 3: el protector' (junto a Casillas e Iván Helguera) y '¡Goool! 2: viviendo el sueño'. Además de ser jurado en un programa de televisión ('Splash: famosos al agua') y comentarista deportivo en ‘Carrusel deportivo, de la SER, y en ‘El chiringuito de jugones’. Su última aparición pública fue jugar un partido de Leyendas en el Bernabéu contra el Chelsea. Mostró que la edad no resta calidad.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios