FÁCIL Y SENCILLO

El hábito que debes cambiar para adelgazar

Hay algo que haces cada día mal desde hace mucho tiempo. Un último estudio asocia la falta de sueño con la rapidez con la que se acumula la grasa en tu cuerpo

Foto: Cambiar es posible. (iStock)
Cambiar es posible. (iStock)

¿Haces ejercicio a diario, cuidas tu alimentación y engordas? No te estás volviendo loco, puede pasar. ¿Cuál es la razón? Existen muchos hábitos diarios que haces mal y te están haciendo coger unos kilos, aunque hay uno que, según un último estudio, es el que más está influyendo en tu peso.

Investigadores de la Universidad de Transilvania han descubierto que solo hacen falta cuatro noches de mal sueño para cambiar la forma en la que tu cuerpo almacena la grasa, aumentando las posibilidades de sufrir obesidad.

Durante el último siglo, el tiempo que pasamos durmiendo ha disminuido de forma permanente en todo el mundo. Antes de la I Guerra Mundial descansábamos de media nueve horas, hoy en día, siete. Esto, en principio, no debería hacernos coger kilos, sino todo lo contrario, pues quemamos menos calorías, pero la falta de sueño hace que cambien nuestros ritmos circadianos, y esto provoca también que tengamos hábitos alimenticios menos saludables.

¡Duerme!

Los expertos aseguran que los participantes a los que se les dio una comida alta en calorías se sintieron menos satisfechos después de tomarla mientras dormían menos que cuando comieron bien descansados. Descubrieron que ingerir comidas calóricas después de la falta de sueño conducía a niveles más altos de insulina en el organismo y a la eliminación más lenta de lípidos. Esta grasa se almacena y, a su vez, conduce al aumento de peso.

Se tomaron muestras de sangre y se descubrió que dormir poco provoca altos niveles de insulina, hormona que lleva la glucosa a las células

"Los hallazgos añaden más evidencias de por qué la falta de sueño es dañina. Los médicos deben educar a sus pacientes sobre cómo formar buenos hábitos a la hora de dormir", asegura Kelly Ness, autora principal del estudio a 'The Daily Mail'.

¿Cuántas horas?

Las pautas establecidas por la National Sleep Foundation (NSF) no son demasiado rígidas. Cuanto más mayores nos hacemos, menos sueño necesitamos, pero dormir menos de seis horas no es recomendable para nadie. Por lo demás, la fundación establece recomendaciones, la franja en la que el sueño puede ser aceptable para algunas personas y aquella que deberíamos evitar a toda costa. Dicho esto, como aseguran los expertos, no existe el tiempo exacto ideal, pues varia en cada uno en función de sus costumbres y necesidades.

La falta de sueño hace que cambien nuestros ritmos circadianos, y esto provoca también que tengamos hábitos alimenticios menos saludables

Lo importante, explican los científicos, es que nos sintamos descansados. La investigación analizó los hábitos de 15 hombres sanos a los que les ordenó estar una semana durmiendo durante diez horas en casa y otros diez en el centro de investigación. Durante las noches que pasaron en el laboratorio, cenaron pasta con un alto contenido en grasas y calorías. Una vez terminado se les explicó que no debían estar en la cama más de cinco horas durante cuatro noches consecutivas.

Se tomaron muestras de sangre y descubrieron que la falta de sueño provocaba altos niveles de insulina, la hormona necesaria para llevar la glucosa del torrente sanguíneo a las células. Lo que provoca a su vez que el cuerpo coja grasas más rápidamente cuando comes y aumentes de peso. "El principal problema de la obesidad es cómo funciona el tejido graso al almacenar los lípidos", explica el coautor Greg Shearer, profesor asociado de ciencias nutricionales en Penn State.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios