Los catalanes, polarizados ante la posibilidad de ruptura con el Estado español, se han movilizado y han pegado miles de carteles publicitarios para captar a los indecisos.

Los que apoyan que no se debe participar en la supuesta votación porque la consideran ilegal  y lo muestran imprimiendo sus lemas para seducir a los que dudan son menos visibles. La campaña más patriótica llevada a cabo en Barcelona bajo el lema ”Orgullosamente español”, con la imagen del cantante Jose Manuel Soto, ha sufrido las pintadas de los intolerantes.

Sinfiltros.com habla con LLuís Pastor, profesor de Ciencias de la Información y de la Comunicación de la Universitat Oberta de Cataluña, que opina que tanto entre los que piden el sí como entre los que demandan el no, destacan la falta de profesionalidad en la forma y el modo de dirigirse a los catalanes.

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios