Toyota GR Yaris RZ, el coche definitivo para iniciarse en los 'rallies'... ganando
  1. Motor
  2. Novedades
CON LA TOYOTA RALLYE CUP

Toyota GR Yaris RZ, el coche definitivo para iniciarse en los 'rallies'... ganando

Basado en el GR Yaris, el equipo de MSi añade entre otras cosas embrague bidisco cerámico, diferencial autoblocante y un arco de seguridad para hacer un coche ganador por 65.800 €

placeholder Foto: En esta imagen, se aprecia el coche de serie, en blanco, y el de carreras preparado por MSi.
En esta imagen, se aprecia el coche de serie, en blanco, y el de carreras preparado por MSi.

Toyota pondrá en marcha la próxima temporada una Copa Ibérica de Rallyes con coches basados en el Toyota GR Yaris en una versión de competición específica desarrollada por la compañía MSi. Se disputarán 8 rallyes por temporada, 4 en España y otros cuatro en Portugal. El Toyota GR Yaris RZ será muy competitivo, tendrá un precio cerrado de 65.800 euros en el que casi no se pueden hacer cambios para asegurar la igualdad de las mecánicas. Cada temporada se repartirán 250.000 euros en premios.

Toyota es líder mundial en la producción de vehículos híbridos, una tecnología en la que lleva trabajando los últimos 25 años. Hace coches muy eficientes para el uso diario y permite una movilidad más sostenible. Pero también es el primer fabricante mundial de automóviles y no solo hace vehículos muy ecológicos. También cuenta con una amplia gama de modelos todoterreno, con Land Cruiser y Hylux como principales exponentes, y dispone de una gama de modelos muy deportivos, los GR.

Estas siglas, que definen su gama más deportiva, vienen del nombre del equipo Gazoo Racing, con el que participa en las principales competiciones automovilísticas a nivel mundial. Entre ellas el Mundial de Rallyes, el Mundial de Resistencia o el de Rallyes Todoterreno, como el Dakar. En todas estas áreas la marca japonesa mantiene una posición de liderato.

placeholder Puesto de pilotaje del GR Yaris RZ transformado por MSi.
Puesto de pilotaje del GR Yaris RZ transformado por MSi.

El último ejemplo en lo que a competición se refiere es el GR Yaris, un modelo de producción en serie, pero con el que la marca va a poner en marcha este mismo año una copa monomarca en los campeonatos de España y Portugal de Rallyes. Un coche que gracias a la colaboración de MSI, que se encarga del desarrollo y producción de los vehículos de carreras, será muy competitivo.

Toyota lleva muchos años implicada en el Mundial de Rallyes. No hay que olvidar los dos títulos mundiales que Carlos Saínz logró en las temporadas 1990 y 1992 con el equipo dirigido por el sueco Ove Andersson a los mandos del Celica. Ahora, con el WRC mantiene esa posición de liderato en un campeonato que está realmente competido y en el que con Sebastian Ogier es el vigente campeón del mundo con el Yaris WRC.

Toyota preparaba su coche para los próximos años sobre la base del GR Yaris. Hay que reconocer que no es exactamente un Yaris, ya que es algo más grande y sobre todo más ancho y también tiene una carrocería de 3 puertas. Pero cuando su desarrollo estaba muy avanzado, la FIA decidió cambiar la normativa para los próximos años. Y como ya estaba casi desarrollado, la marca decidió poner a la venta el impresionante GR Yaris en todo el mundo, y hacerlo como un coche más de producción y no una serie limitada.

placeholder El coche incluye las máximas medidas de seguridad según las normas FIA.
El coche incluye las máximas medidas de seguridad según las normas FIA.

Se trata de un coche muy enfocado hacia las carreras, muy competitivo pero de precio ajustado. El resultado es un modelo de 261 caballos y un equipamiento muy completo para su uso en carreras. Entre ellos destaca su eficaz sistema de tracción 4x4 con diferencial central y un sofisticado reparto de par entre ambos ejes. Y todo por un precio imbatible de 32.900 euros.

Pues bien, sobre esa base impresionante, es con la que la compañía madrileña MSi, dedicada a la competición al más alto nivel, se ha encargado de hacer una evolución para la nueva copa monomarca, la Toyota Gazoo Racing Iberian Cup. Es una competición que se disputará en ocho carreras, cuatro en España y otras cuatro en Portugal desde 2022 y que cuenta con el apoyo de Toyota España, Toyota Caetano y la propia MSI que fabrica los coches y gestiona el control de los vehículos. Y todo ello con el apoyo de la Federación Española de Automovilismo.

Foto: La toma de contacto con el Toyota RAV4 Plug-in transcurrió por carreteras de Valladolid.

Es un campeonato sin duda importante porque cuenta con unos precios muy ajustados, con un coche de carreras muy competitivo que tiene un precio final de 65.800 euros con todo preparado para correr. En este coche prácticamente no se pueden hacer cambios para conseguir que sea un campeonato muy igualado. Se van a disputar tres temporadas, los años 2022, 2023 y 2024 y en cada una de ellas se repartirán 250.000 euros en premios.

Dada la competitividad del vehículo desde su misma base y su precio realmente ajustado, la organización plantea que pueda haber 30 coches inscritos en cada uno de los ocho rallyes que se disputarán cada año. Esta inscripción sin duda animará los campeonatos de España y de Portugal de Rallyes estos próximos años.

placeholder Miguel Carsi y Teo Martín, máximos responsables de Toyota España y de MSi, desvelan el nuevo coche de carreras.
Miguel Carsi y Teo Martín, máximos responsables de Toyota España y de MSi, desvelan el nuevo coche de carreras.

Tomando como base el modelo de calle, el GR Yaris, con su carrocería ligera y rígida, su motor de 1.6 litros y tres cilindros con turbocompresor de 261 caballos y el nuevo sistema de tracción total GR-FOUR, para un peso de sólo 1.280 kg, los técnicos de MSi han desarrollado una preparación específica que afecta, fundamentalmente, a todo lo relacionado con la seguridad. incluyendo un completo arco antivuelco. Es el GR Yaris RZ.

También incluye algunos cambios mecánicos, como el empleo de un embrague bidisco cerámico para evitar roturas en una conducción al límite y un diferencial autoblocante de deslizamiento limitado. En cuanto a los frenos, se mantienen los originales para asfalto, pero en tierra deben ser unos discos más pequeños por las llantas que se utilizan en este tipo de rallyes. E incluye un freno de mano hidráulico y un escape de acero inoxidable.

En el kit de compra del coche se incluyen doce llantas, una toma de aire en el techo, partes interiores de carbono y un sistema de elevado del vehículo en las asistencias. Todo ello bajo el control directo de MSI, que se encargara de verificar en todo momento la igualdad de todos los vehículos. Sin duda este certamen monomarca pinta muy bien y servirá para relanzar los campeonatos de rallyes de España y Portugal en los próximos años.

Coches
El redactor recomienda