SE PONDRÁ A LA VENTA EN MARZO

El nuevo vehículo de lujo de BMW: su espectacular todocamino X7

Con 5,15 metros de longitud y dos de ancho, el nuevo BMW X7 se ofrecerá en versiones diesel de 265 y 400 CV y un gasolina de 340 caballos

Foto: El nuevo BMW X7.
El nuevo BMW X7.

BMW lanzará al mercado el próximo mes de marzo su séptimo modelo de la gama todocamino, marcada por la letra X en su denominación, el X7, que se fabricará en la planta norteamericana de Spartanburg. Es el modelo tope de esta gama con un estilo campero, con 5,15 metros de longitud y 2 m. de ancho. Por ello, el nuevo X7 representa una nueva dimensión del lujo.

Este vehículo grande ofrece un generoso espacio interior repartido en sus tres filas de asientos, con siete plazas de serie en toda la gama. Opcionalmente se puede elegir que en la segunda fila en lugar de las tres plazas más convencionales en un coche normal pueda tener solo dos plazas. En este caso son más anchas y confortables. También la tercera fila de asientos es plegable y queda escondida bajo el suelo del maletero. Con ello tenemos, un vehículo que puede ofrecer una configuración que puede variar desde cuatro a siete plazas según el acabado interior elegido.

Además todos los asientos tienen un sistema de ajuste eléctrico para facilitar aún más los cambios de configuración. E igualmente de serie todos tienen tapicería de cuero Vernasca. Por lo que se refiere a su maletero, el punto de partida son 326 litros con las siete plazas instaladas, mientras que si plegamos la segunda y la tercera fila de asientos se superan los 2.100 litros.

Interior lujoso y tecnológico en el nuevo BMW X7.
Interior lujoso y tecnológico en el nuevo BMW X7.

El nuevo X7 representa el tope de la gama todocamino de BMW en todos los sentidos y también en su equipamiento. Climatizador automático de cuatro zonas, techo panorámico de cristal con tres secciones como equipamiento de serie. Y opcionalmente un climatizador de cinco zonas controles o un equipo sonido Bowers and Wilkins y un sistema de entretenimiento independiente en las plazas traseras.

Otro apartado fundamental en este nuevo modelo es el de los sistemas de ayuda a la conducción. Control de crucero adaptativo con función Stop and Go, driving assistant profesional con un sistema de control de la dirección y de los cambios de carril. El sistema ofrece asistencia para realizar por sí solo el cambio de carril. Un paso adelante hacia la conducción automatizada.

Conducción automatizada

También incluye el asistente de cambio involuntario de carril y el asistente de permanencia en el carril, asistencia contra colisiones laterales y ayuda para realizar maniobras de manera segura. Otros sistemas importantes son la alerta de tráfico cruzado, alerta de prioridad o alerta de estar circulando en dirección contraria por una carretera o una calle. Y por supuesto, asistente para la parada de emergencia, de aparcamiento y de marcha atrás.

El puesto de conducción también es muy especial e incorpora un cuadro de instrumentos con una pantalla digital de 12,3 pulgadas y una pantalla en la consola central de otros 12,3 pulgadas, además de un sistema operativo exclusivo de BMW que permite una gestión muy intuitiva de todos los sistemas. Además, este sistema operativo que gestiona los diferentes sistemas se actualiza a través de la aplicación del móvil o mediante el propio sistema de comunicaciones del vehículo y su tarjeta SIM integrada en el coche. Este equipamiento tecnológico ya lo incluye el nuevo X5 cuyas ventas comienzan en las próximas semanas.

A nivel mecánico el coche se ofrecerá con tres versiones diferentes de motor. El punto de partida es el gasolina x-Drive 40i con un motor de seis cilindros en línea de 340 caballos combinado con una caja de cambios automática de ocho marchas de tipo convertidor de par que le permite una velocidad de 245 km/h con un consumo combinado que parte de los 8,7 litros. La segunda opción es un diesel, el 30d, igualmente de seis cilindros en línea, también con el cambio automático de ocho marchas, cuya potencia alcanza los 265 caballos. En este caso 227 km/h de velocidad máxima y un consumo homologado de 6,5 litros.

Pero sin duda la versión destacada del nuevo buque insignia de la marca es el M 50d, que combina el toque deportivo que ofrecen todos los modelos con la letra “M” en BMW junto a una eficiencia máxima de consumo. Incorpora un motor diesel de seis cilindros con caja automática de ocho marchas y una potencia de 400 caballos. Destacable en este motor es su elevada cifra de par motor, de 760 Nm. Este potente motor permite que su velocidad máxima haya sido limitada a 250 km/h, mientras que su capacidad de aceleración de 0 a 100 km/h es de solo 5,4 segundos. Son las cifras de un deportivo pero en un vehículo de 5,15 metros de longitud y dos metros de ancho. En cuanto a su consumo homologado, es de 7,0 litros.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios