Es noticia
Menú
Vox deja en el aire los presupuestos de Almeida por la lucha de Andalucía
  1. España
  2. Madrid
Negociación de las cuentas de Madrid

Vox deja en el aire los presupuestos de Almeida por la lucha de Andalucía

El alcalde de la capital ha señalado al partido de los de Abascal como su socio preferente para aprobar las cuentas, pero ellos ya han mostrado su rechazo incluso antes de conocer el proyecto

Foto: Javier Ortega Smith y José Luis Martínez-Almeida. (EFE/Mariscal)
Javier Ortega Smith y José Luis Martínez-Almeida. (EFE/Mariscal)

La relación del PP y Vox tiene tantas caras como instituciones en las que conviven. Esta correspondencia poliédrica en ciudades y regiones, no obstante, está condicionada por el pulso que la formación de Santiago Abascal mantiene con Juanma Moreno. Así, las negociaciones en torno a los presupuestos en Madrid capital son un ejemplo de hasta qué punto el adelanto electoral en Andalucía enturbia cualquier otra conversación, incluso con la duda de si apoyará las cuentas. Al tiempo que José Luis Martínez-Almeida tendió este lunes la mano a su "socio preferente", la posición inicial del grupo encabezado por Javier Ortega Smith es su negativa.

Andalucía es el escenario que marca cualquiera de las intervenciones de los cargos de Vox. Incluso cuando aparentemente no existe relación. El portavoz político de la formación, Jorge Buxadé, lo evidenció este lunes, apenas unas horas después de que Martínez-Almeida desgranase las principales partidas de sus cuentas para 2022. Preguntado en rueda de prensa si apoyarán los presupuestos, Buxadé hizo una pirueta para relacionar la capital con la comunidad y dejar claro la distancia que les separa. "No se pueden desligar, como se pretende por parte del Partido Popular, las normas de presupuestos y la política", espetó.

Foto: El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida. (EFE/J.J.Guillen)

El también eurodiputado de Vox puso Madrid Central al mismo nivel que las políticas migratorias en Andalucía. "Tú te callas con Madrid Central, y me apruebas los presupuestos. Te callas con la estrategia andaluza de inmigración, y me apruebas los presupuestos. Tú te callas con el trato a los menas en Andalucía, y me apruebas los presupuestos. Yo sigo llenando las cuentas de los chiringuitos ideológicos de las asociaciones LGTBI, sigo permitiendo que adoctrinen en los colegios, y me apruebas los presupuestos", subrayó Buxadé, que aunque tildó de "traición" y "fraude" la zona de bajas emisiones en la ciudad, aseguró que analizarán las cuentas "sin ideas preconcebidas". "Se exigirán las modificaciones que sean pertinentes", aclaró.

Las palabras del portavoz político de Vox no eran sino una continuación de lo que ya dijo Ortega Smith hace menos de una semana, cuando avanzó sin ambages que no apoyarán los presupuestos del Gobierno de PP y Ciudadanos. Si bien la convivencia entre ambos ha tenido altibajos desde el inicio del mandato, con las restricciones a la circulación en el distrito Centro como principal punto de fricción, la realidad es que la ruptura total en Andalucía ha elevado el tono de la formación contra el PP, siempre con los últimos sondeos muy presentes y con una directriz clara contra Moreno y Pablo Casado.

Vox aprovecha cualquier reproche al Partido Popular en Madrid para relacionarlo con el pulso electoral en Andalucía

"Él sabrá lo que hace, pero los eslóganes de campaña de 'comunismo o libertad' se tienen que cumplir cuando llega el momento de aprobar las cuentas de los madrileños", reprochó Ortega Smith, en alusión a que el alcalde podría pactar los presupuestos con los cuatro ediles carmenistas que rompieron con Más Madrid y ahora integran el Grupo Mixto, como ya ocurrió con la ordenanza de Movilidad. "Han puesto de rodillas al alcalde", añadió.

Pero más allá de Madrid, la estrategia de Vox es muy clara. En las declaraciones de Ortega Smith se reconoce un ánimo constante de relacionar el PP con la izquierda para reivindicar su espacio a medio plazo. Una reedición del discurso de la 'derechita cobarde' con la capital como excusa, pero de nuevo con Andalucía de fondo. No es ninguna novedad ni un hecho aislado. En torno a los presupuestos de Isabel Díaz Ayuso, también en negociación, el partido de Abascal ha deslizado en más de una ocasión que la falta de acuerdo remite a un interés por hablar con el PSOE, a sabiendas de que la presidenta regional lo ha negado por activa y por pasiva. La pretensión de buscar similitudes con el PP andaluz y los planes de Juanma Moreno es más que evidente.

Foto: El alcalde de Madrid. (EFE)

Sea como fuere, lo cierto en este momento es que los presupuestos de Martínez-Almeida están en el aire y sin el apoyo del socio necesario, que amenaza con sacrificar la paz que aún queda en la capital. El propio regidor dejó claro durante la presentación que Vox sigue siendo su socio preferente, aunque también lanzó un reproche. "Lo que espero es que Vox se siente a la mesa, y una negativa tajante sin haberlo conocido, creo que no es la forma de entender la política que tiene Vox. Aquí hay que sentarse, ver las enmiendas, pero tantas veces se habla desde la izquierda de un cordón sanitario, que Vox no debe hacerse un autocordón sanitario", declaró.

Ese cordón, precisamente, es lo que los concejales carmenistas ya han planteado al equipo de gobierno contra el grupo de Ortega Smith. Su objetivo, como informó El Confidencial, es forzar un acuerdo con Begoña Villacís para aislar a Vox y ser imprescindibles para la aprobación de las cuentas. Apenas se conocieron las líneas maestras del presupuesto, los cuatro ediles insistieron en esta idea, con el mes de diciembre como fecha límite. La vicealcaldesa no ha hecho ninguna declaración pública en ese sentido, aunque sus movimientos en las últimas semanas reflejan una clara tendencia hacia el centro, alejándose de los postulados del partido de Abascal en cuestiones como la defensa del colectivo LGTBI. "No nos cerramos al apoyo de ningún grupo", declaró la líder de Ciudadanos en Madrid.

La relación del PP y Vox tiene tantas caras como instituciones en las que conviven. Esta correspondencia poliédrica en ciudades y regiones, no obstante, está condicionada por el pulso que la formación de Santiago Abascal mantiene con Juanma Moreno. Así, las negociaciones en torno a los presupuestos en Madrid capital son un ejemplo de hasta qué punto el adelanto electoral en Andalucía enturbia cualquier otra conversación, incluso con la duda de si apoyará las cuentas. Al tiempo que José Luis Martínez-Almeida tendió este lunes la mano a su "socio preferente", la posición inicial del grupo encabezado por Javier Ortega Smith es su negativa.

Madrid Más Madrid Ciudadanos Begoña Villacís José Luis Martínez-Almeida
El redactor recomienda