Es noticia
Puigdemont exige a Aragonès que su indulto anticipado quede fuera de la mesa de diálogo
  1. España
  2. Cataluña
El 'expresident' opta por el 'exilio'

Puigdemont exige a Aragonès que su indulto anticipado quede fuera de la mesa de diálogo

El 'expresident' rechaza la medida y reclama no convertirse en moneda de cambio entre gobiernos. Defiende que su perdón no aportaría ninguna "solución al conflicto"

Foto: El 'expresident' de Cataluña Carles Puigdemont. (Reuters)
El 'expresident' de Cataluña Carles Puigdemont. (Reuters)

Portazo de Carles Puigdemont a las personas que habían puesto sobre la mesa la vía del indulto anticipado como opción de que pudiera volver a España, tal y como adelantó El Confidencial. El 'expresident' ha reclamado a Pere Aragonès que deje fuera de la mesa de diálogo esa cuestión. “Pido, pues, respeto. Se lo pido también a mi Gobierno por si ha tenido o tiene la tentación de incluir esta ‘salida personal’ en las conversaciones que mantiene con el Gobierno español. Ni buscamos ningún indulto anticipado ni creemos que esta opción aporte ninguna solución al conflicto, y desde luego no a las más de tres mil personas afectadas por la represión”.

La exigencia de Puigdemont llega después de que esta semana ERC se hubiese sumado a esta vía a través de unas declaraciones de la 'consellera' de Presidència, Laura Vilagrà, la cual abogó por llevar a la mesa de diálogo “una salida personal” para el 'expresident' y el resto de fugados acusados de un delito de sedición.

Foto: Oriol Junqueras y Carles Puigdemont en una imagen de archivo del pasado 7 de julio. (EFE)

En un largo artículo publicado en el diario 'ElPuntAvui', Puigdemont en persona cierra esta puerta, que —entre otros— había abierto el penalista Francesc Jufresa. El jurista había contactado con Waterloo para plantear la posibilidad de explorar esta opción y, sobre todo, para recibir un aval para impulsar el movimiento. Jufresa también presentó en su día la primera petición de indulto para Oriol Junqueras. Y, según ha explicado a El Confidencial, tras la negativa del presidente de JxCAT, renuncia a sus intenciones y no solicitará la gracia ni para Puigdemont ni para el resto de acusados independentistas que en este momento residen fuera de España.

“Pido, por tanto, que mi situación personal no forme parte de ninguna agenda de la llamada mesa de diálogo acordada por ERC y el Gobierno español ni de ninguna conversación bilateral”, ha manifestado Puigdemont en un claro mensaje a Pere Aragonès. Además, la publicación del artículo coincide con el segundo aniversario de la sentencia que dictó el Tribunal Supremo contra los líderes del 'procés' y se ha hecho público antes de que se supiese que el Tribunal de Cuentas ha rechazado el aval de la Generalitat para cubrir las fianzas de los encausados por la promoción exterior del proceso secesionista, entre ellos el propio 'expresident', Oriol Junqueras y una treintena de políticos independentistas.

Para Puigdemont, esa “salida personal” desactivaría la amnistía, que ha de ser el principal objetivo de su formación

Para Puigdemont, esa “salida personal” desactivaría la amnistía, que ha de ser el principal objetivo de su formación. Así, asegura: “Siempre he defendido que la amnistía forma parte de la fórmula para la resolución del conflicto, y no dejaremos nunca de reclamar con insistencia, naturalmente no a cambio de la renuncia a la autodeterminación”.

Puigdemont demanda que “nadie hable por nosotros, que no interfieran en nuestra estrategia buscando atajos que no queremos. Cuatro años de exilio nos han reafirmado en la idea de que la solución al conflicto entre Cataluña y España es política y es colectiva; que no hay salidas personales ni soluciones a medida de nadie”.

Apoyo de JxCAT

Minutos después de la publicación del artículo, JxCAT salió a cerrar filas con su presidente. El secretario general de la formación, Jordi Sànchez, que se benefició de la medida de gracia concedida por Pedro Sánchez, aseguró en TV3 que "el indulto no es una solución política". Argumentó que lo que había sido una victoria política para él, según vendió en su momento, no era aceptable para Puigdemont, una muestra, según algunas fuentes, de que la medida desmovilice aún más el independentismo. Una prueba es que hasta el artículo del 'expresident', los medios soberanistas se habían esforzado en ocultar este debate interno, que llevaba semanas en ebullición.

Sànchez argumentó que "la solución al conflicto es la autodeterminación, no que nosotros salgamos de prisión"

En este sentido, Sànchez argumentó que "la solución al conflicto es la autodeterminación, no que nosotros salgamos de prisión". Recordó que ellos nunca pidieron sus indultos y acusó al Estado de querer adelantarse con la medida al informe contrario al Gobierno central del Consejo de Europa.

Foto: Carles Puigdemont. (EFE)

Tanto Puigdemont como Jordi Sànchez han obviado la verdadera cuestión sobre el indulto: su opinión no importa. Según recuerdan fuentes jurídicas consultadas, en un indulto el beneficiario es objeto, no sujeto. Si el Gobierno quiere acabar concediendo la medida de gracia a Puigdemont, su criterio personal resulta irrelevante. Jufresa no fue el único en optar por esta vía. Sin ir más lejos, también lo hizo La Lliga Democràtica, un partido poco sospechoso de ser independentista. Y también sindicatos y diversas entidades.

Los riesgos

Carles Puigdemont reconoce en el artículo los riesgos de mantener su postura y no aceptar ningún tipo de acuerdo: "Es posible que nuestra estrategia salga mal. Y que tengamos que afrontar dos escenarios negativos: uno, el peor, la extradición a España y una condena segura a muchos años de prisión, vista la imposibilidad de un juicio justo e independiente; el otro, malo y triste, pero no tan tenebroso, es el de tenernos que quedar mucho tiempo en el exilio. No nos resignamos, pero sería de una gran ligereza e irresponsabilidad que no estuviéramos preparados para estos escenarios". Acto seguido, sin embargo, insiste en que cree que ganarán y que los tribunales europeos acabarán dándoles la razón.

Carles Puigdemont Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) Indulto Pedro Sánchez Generalitat de Cataluña Pere Aragonès Nacionalismo TV3
El redactor recomienda