Espadas quiere estrenarse con un pacto con el PP que deje a Vox fuera de juego
  1. España
  2. Andalucía
CONSENSO EN ANDALUCÍA

Espadas quiere estrenarse con un pacto con el PP que deje a Vox fuera de juego

El candidato del PSOE-A se sienta con Moreno para desbloquear la ley del suelo que los socios de la extrema derecha dejaron caer y marcando un giro radical de oposición

placeholder Foto: Juan Espadas. (EFE)
Juan Espadas. (EFE)

Con apenas una hora de diferencia, se vieron dos escenas en el Parlamento andaluz que indicaron que, cuando todo el mundo habla de adelanto electoral en Andalucía y la tensión política se dispara entre PP y PSOE por los indultos en el Congreso, puede haber un vuelco de guion en la recta final de la legislatura andaluza.

Por una parte, el portavoz parlamentario de Vox, Manuel Gavira, comparecía en la sala de prensa del Parlamento para quejarse de que el PSOE estaba tendiendo “una trampa” al presidente andaluz, Juan Manuel Moreno (PP), “para desviar a Vox como socio de gobierno”. Su exigencia es que Moreno no se reúna, como ocurrirá este jueves, con Espadas. “Es el representante del sanchismo en Andalucía”, denunciaban. Se evidenció que hay nervios, porque se intuye que puede haber un cambio en las alianzas que hasta ahora han permitido a Vox tener la última palabra.

Foto: El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez (c), junto al alcalde de Sevilla, Juan Espadas (d). (EFE)

Poco después, era Espadas quien comparecía en la misma Cámara andaluza con un mensaje claro: “Mi intención es abrir una nueva etapa en la relación con el PP”. “Entiendo los nervios de Vox. Quería ser protagonista absoluto y tener secuestrado al Gobierno andaluz, y yo he venido aquí a abrir puertas y ventanas”, agregó antes de reunirse con el grupo parlamentario para ratificar los cambios en las portavocías.

La ley del suelo, en la mesa

El nuevo líder del PSOE andaluz, a la espera de que Susana Díaz dimita y le deje el camino totalmente libre para diseñar su nueva estrategia de oposición, ya ha avanzado que dará un giro importante a su relación con el Gobierno de PP y Cs. Este jueves, se reunirá con Moreno en la Cámara. En la agenda, está la ley del suelo, la prueba del algodón que permitirá comprobar si el discurso de Espadas y su mano tendida al diálogo es real o una pose.

El proyecto de ley estuvo en el Parlamento y la abstención de Vox tumbó su aprobación. De forma sorpresiva, a finales de mayo, tras varios avisos de los socios de la extrema derecha, la Junta de Andalucía sufría su primer varapalo importante y veía caer uno de sus proyectos estrella, comprometido con importantes sectores económicos para agilizar las inversiones urbanísticas y acabar con una densa maraña legislativa en Andalucía, que mantiene en barbecho importantes oportunidades de negocio, según siempre trasladaron desde el Ejecutivo.

Foto: Juan Espadas. (EFE)

El pasado martes, el Gobierno andaluz anunció que de nuevo enviaba esa ley al Parlamento. Llegará el mismo proyecto, idéntico, que se dejó caer. Constructores y promotores aprietan, pero también son muchos los ayuntamientos, de distinto signo político, atrapados por una legislación demasiado liosa, que alarga en ocasiones hasta una década la aprobación de sus planes urbanísticos y que conduce a muchos a los tribunales. La futura Ley de Impulso para la Sostenibilidad del Territorio de Andalucía (Lista) conllevaría una simplificación normativa que derogaría hasta 20 leyes y decretos vigentes y, según el Gobierno, viene a acabar con el “caos urbanístico y la inseguridad jurídica”.

Reforzar los ayuntamientos

Para Espadas, alcalde de Sevilla, no es un tema nuevo. Se podría decir que para el exconsejero de Vivienda de la Junta, el urbanismo es su especialidad. Venía quejándose de que ni el PSOE andaluz, con Susana Díaz al frente, ni el Gobierno de Moreno habían pedido opinión a los ayuntamientos para un proyecto que considera que es crucial en el ámbito municipal.

Según su equipo, el dirigente socialista va en serio con su intención de pactar la nueva norma del suelo si en la Junta hay voluntad, y confía además que sea posible. Los suyos creen que es una apuesta que puede hacer visible de verdad su intención de hacer una oposición distinta, “constructiva”, y que no tiene nada que perder. Si se aceptan los cambios y modificaciones que los socialistas quieren introducir, Espadas arrancaría su liderazgo en el PSOE andaluz con una foto de acuerdo con el PP y con un mensaje que le interesa, dicen, de verdad, el de que es posible aislar y arrinconar a la ultraderecha en las instituciones.

Foto: El alcalde de Sevilla, Juan Espadas. (EFE)

En realidad, Espadas ya lo había hecho posible en el Ayuntamiento de Sevilla, donde ha pactado presupuestos e iniciativas con PP, Cs y Adelante (Podemos) indistintamente. Si el PP decide quedarse con Vox y no alcanzar ningún acuerdo con el PSOE, los socialistas creen que igualmente el mensaje quedará claro y dará munición para insistir en que el presidente Moreno no es el líder de centro y moderado que está consolidándose al frente de la Junta, aseguran fuentes socialistas.

Desde Adelante Andalucía, su portavoz, Inma Nieto (IU), confirmó que registrarán de nuevo la enmienda a la totalidad que permitió tumbar esa norma urbanística. El PSOE se sumó al rechazo total a la ley cuando supo que Vox podía dejarla caer. Antes, el grupo socialista, principal partido de la oposición, no había hecho la guerra con una norma que asumía, en buena parte, un proyecto de reordenación urbanística para Andalucía que se quedó a las puertas en la anterior legislatura y que en parte integra la nueva ley del Gobierno de PP y Cs.

Foto: Juan Espadas, felicitado por Susana Díaz. (EFE)

"Unos días" para Díaz

Esta es la nueva estrategia del PSOE andaluz a la espera de que en “unos días” Espadas asuma todo el control del partido con la salida de Susana Díaz, que ni apareció por el Parlamento ni se la espera. Después de que la dirección federal socialista haya adelantado al próximo 3 de julio su reunión del comité federal, con el aviso de que si la expresidenta andaluza no se ha ido en esa fecha adelantará las primarias a la secretaría general del PSOE andaluz, Espadas insistió en que no cree en que sean “avisos”. Su objetivo es convertirse en secretario general del PSOE andaluz en unas primarias donde pueda cosechar más apoyos que el 55% con que ganó las del pasado 13 de junio para ser candidato a la Junta.

Confió una vez más en que, “en unos días”, todo se solucionará “sin apabullar a nadie” y “sin ejercer presión”. En sus palabras, solamente hubo apoyo a la aún líder andaluza, en un ejercicio desconcertante para muchos diputados socialistas, que confiesan que no entienden qué está pasando, por qué Díaz aún no se ha ido ni del escaño ni del partido, ni a qué se está esperando para montar una gestora que organice una “transición pacífica y pactada” hasta el próximo congreso regional del PSOE-A, previsto para finales de año.

Con apenas una hora de diferencia, se vieron dos escenas en el Parlamento andaluz que indicaron que, cuando todo el mundo habla de adelanto electoral en Andalucía y la tensión política se dispara entre PP y PSOE por los indultos en el Congreso, puede haber un vuelco de guion en la recta final de la legislatura andaluza.

PSOE Parlamento de Andalucía Ley del suelo Susana Díaz Partido Popular (PP) Juanma Moreno Vox
El redactor recomienda