Vía libre a que Cataluña recupere voz en la UE "dentro de sus competencias"
  1. España
JUNQUERAS VIAJARÁ A ESTRASBURGO

Vía libre a que Cataluña recupere voz en la UE "dentro de sus competencias"

"Nos gustaría y lo queremos apoyar", explican fuentes de Exteriores sobre la normalización de las relaciones con Bruselas. Con todo, reconocen el papel distorsionador de Puigdemont

placeholder Foto: El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. (EFE)
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. (EFE)

La apuesta estratégica de Pedro Sánchez por normalizar las relaciones institucionales con la Generalitat va más allá del ámbito nacional para mirar a las instituciones europeas. Exteriores no solo aprueba que el Govern de Pere Aragonès haya iniciado gestiones para que se le vuelvan a abrir las puertas de la Comisión Europea, como adelantó este diario, sino que están dispuestos a facilitarle la labor siempre que no vuelvan a convertir su actividad en Bruselas en otra campaña soberanista. "Es lo que nos gustaría y lo queremos apoyar", apuntan fuentes cercanas a la ministra Arancha González Laya.

El interés del Ejecutivo pasa por que Cataluña "recupere la interlocución" con Bruselas, donde se le cerraron las puertas tras la deriva soberanista consumada en el 'procés', siempre dentro de las competencias tasadas para las regiones o comunidades autónomas. Esto es, que puedan hacer 'lobby' para conseguir recursos, albergar sedes u otros beneficios que a la postre lo son para el conjunto del país. El rechazo de la candidatura de Barcelona para albergar la sede de la Agencia Europea de Medicamentos en noviembre de 2017, a consecuencia del 'procés', son perjuicios que se pretenden evitar con esta nueva política diplomática. Las regiones funcionan en Europa como oficinas de intereses y la deriva independentista cerró todas las puertas para ejercer este papel.

Foto: Carles Puigdmeont. (Reuters) Opinión

Fuentes de Moncloa explican que desde el Gobierno se está planteando "un proyecto para que Cataluña sea europea, próspera y plural". Acto seguido añaden que "sin España, Cataluña sería menos europea, menos próspera y menos plural". Lo hacen a modo de advertencia y dejando entrever el tipo de agenda de Cataluña en Bruselas que están dispuestos a facilitar. De hecho, el apoyo para que Cataluña recupere su interlocución con el Ejecutivo comunitario se equipara al que se ofrece a otras comunidades o las gestiones recientemente realizadas para favorecer la campaña turística en Baleares.

Otras fuentes de Exteriores reconocen que existe margen de flexibilidad dentro de las tasadas relaciones de las comunidades autónomas con las autoridades europeas. Y la sensibilidad de este Gobierno está claramente orientada a ayudar en lugar de entorpecer la hoja de ruta esbozada por Aragonès para volver a tener presencia en Bruselas de cara a volver a ser uno de los principales motores económicos de España. Una hoja de ruta con especial énfasis, por tanto, en la recuperación económica.

Foto: Pablo Casado se reúne con Ursula von der Leyen. (David Mudarra)

El interés por favorecer las relaciones de la Generalitat en Bruselas supone también normalizar la diplomacia española con respecto a Cataluña, hasta ahora centrada en combatir el relato independentista para pasar a una colaboración centrada en lo económico y los intereses mutuos. Y es que es innegable el coste. Hace una década que ningún 'president' ha pisado el edificio Berlaymont, sede de la Comisión Europea en Bruselas. Un miembro del Gobierno insiste en la herencia recibida por parte del anterior Ejecutivo achacándole que la imagen de las cargas policiales durante el referéndum del 1-O "hicieron mucho daño".

Frente a esa herencia, este ministro asegura que la decisión de conceder los indultos a los presos del 'procés' contribuiría a mejorar la deteriorada imagen de España en el exterior porque la justicia europea no entendería que las condenas hubiesen sido tan elevadas. Una impresión que también destacan desde Exteriores, afirmando que la respuesta a los indultos está siendo muy buena y que así se le estaría transmitiendo a sus socios comunitarios porque supone "normalizar" la situación. "Fueron hechos muy graves", reconoce otra fuente de Moncloa que ha estado entre las personas encargadas de redactar los informes de los indultos, pero matizando que "el hecho de que haya líderes políticos encarcelados en una democracia occidental suponía que no se entendiera bien ni en Europa ni en el resto del mundo".

Puigdemont, factor distorsionador

En lo que también coinciden todas las fuentes consultadas es que Carles Puigdemont actuaría como un elemento entorpecedor de cara a normalizar las relaciones institucionales de Cataluña con la Comisión Europea. Si bien desde Exteriores son optimistas con el trabajo realizado porque las cancillerías y los interlocutores que están informados por las embajadas españolas entenderían la "diferencia entre lo que es Junts y lo que es ERC". Al menos, en el contexto actual, con los posconvergentes apostando por el rupturismo y los republicanos por una vía más pragmática.

Foto:  El 'expresident' Carles Puigdemont. (EFE) Opinión

En Moncloa no esconden, en cambio, una desconfianza cada vez mayor sobre la presión que el sector más "hiperventilado" de Junts pueda ejercer sobre los republicanos para que se desvíen de la vía pragmática. O lo que es lo mismo, que acaben haciendo descabalgar la operación diálogo con Cataluña iniciada con la concesión de los indultos a los presos del 'procés'. Otro ministro, también con cautela, lo verbalizaba la pasada semana tras los indultos reconociendo que "no somos pesimistas, pero sí realistas", a la vez que reclamaba tiempo para que dentro del universo independentista madurase la nueva realidad.

Junqueras viaja a Estrasburgo

El líder de ERC, Oriol Junqueras, viajará el próximo martes 6 de julio a Estrasburgo, con la intención de reunirse con todos los eurodiputados independentistas, según ha adelantado Catalunya Ràdio, coincidiendo con el pleno del Parlamento Europeo. Con todo, tanto fuentes de ERC como de Junts han asegurado a Europa Press que por el momento no está agendado un encuentro entre ambos. De hecho, ni siquiera se ha aclarado si el líder de Junts viajará a Estrasburgo para asistir presencialmente al pleno de la Eurocámara.

Foto: Pedro Sánchez. (Reuters)

Será la primera prueba de fuego para determinar si los republicanos pretenden seguir haciendo 'lobby' en Europa para centrarse en sus proclamas sobre la autodeterminación y viran hacia posiciones para defender sus intereses dentro de los marcos legales. La sensación de fuentes diplomáticas es que la Generalitat, por primera vez en manos de los republicanos desde los años 30, necesita recomponer la situación en la UE, pero reconoce las dificultades de esta operación por la acción de Puigdemont.

Comisión Europea Unión Europea Pere Aragonès Pedro Sánchez Carles Puigdemont Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) Arancha González Laya Oriol Junqueras
El redactor recomienda