VIDEOCONFERENCIA CON LOS PRESIDENTES

Torra, el único presidente autonómico que no respalda a Sánchez frente al coronavirus

Los mandatarios autonómicos cierran filas con el Gobierno y la Moncloa proclama "unidad de acción", aunque Cataluña y Euskadi se quejan por la invasión de competencias y la decisión unilateral

Foto: Pedro Sánchez, durante su videoconferencia con los presidentes de las comunidades y ciudades autónomas, este 15 de marzo en la Moncloa. (EFE)
Pedro Sánchez, durante su videoconferencia con los presidentes de las comunidades y ciudades autónomas, este 15 de marzo en la Moncloa. (EFE)

El Gobierno de Pedro Sánchez, que tiene desde anoche el mando único del país, cuenta con el apoyo de todas las comunidades y ciudades autónomas en la lucha contra la pandemia del coronavirus. Tras hablar con todos ellos, el presidente se garantiza la "unidad de acción" para "ganarle la batalla" del Covid-19. Pero también se lleva reproches de los máximos responsables de Cataluña y Euskadi. Sobre todo de Quim Torra, para quien la declaración del estado de alarma es una "imposición" unilateral del Ejecutivo central y una "confiscación de competencias" de la Generalitat. Madrid, en manos de la popular Isabel Díaz Ayuso, sí reprochó a la Moncloa la gestión de la emergencia y reclamó 994 millones para material sanitario. Al final, todos los presidentes, menos Torra, firmaron una declaración conjunta, unitaria [aquí en PDF], de lucha contra el virus.

Sánchez tenía una prevista una videoconferencia con los presidentes autonómicos para este sábado a las 17:00, pero la prolongación del debate sobre el decreto de alarma —las deliberaciones fueron vivas e intensas por las discrepancias entre los socios, sobre todo a cuenta del plan de choque con medidas económicas, que se aprobará el martes— hizo que la cita virtual se pospusiera hasta este domingo. El encuentro telemático de Sánchez con los 17 mandatarios autonómicos y los jefes de Ceuta y Melilla, que él presidió desde la Moncloa, arrancó cerca de las 11:00 y finalizó sobre las 14:30.

En las casi cuatro horas de conversación, los máximos responsables de las autonomías hicieron saber a Sánchez que "actuarán en sus territorios con responsabilidad y lealtad en la aplicacion del real decreto de estado de alarma, que entró en vigor la pasada medianoche", tras su publicación en el Boletín Oficial del Estado, según informaron fuentes oficiales del Ejecutivo. Distintos mandatarios socialistas reconocían a este diario que la reunión se había celebrado en un tono "cordial", con "buen ambiente", "incluido Torra".

Torra, el único presidente autonómico que no respalda a Sánchez frente al coronavirus

"Esta lucha no tiene colores políticos. Y el presidente, Pedro Sánchez, se ha comprometido a analizar las propuestas formuladas por los presidentes dentro de la coordinación necesaria para aplicar el estado de alarma y siempre buscando el interés general y la preservación de la salud pública, como bienes principales en este momento", indicaron las mismas fuentes, que añadieron que el líder socialista se reunirá por videconferencia con los mandatarios de las CCAA con periodicidad semanal.

Sánchez recalca que la lucha contra el virus "no tiene colores políticos". Acepta la propuesta de una reunión semanal con los presidentes


Todos los presidentes cerraron filas con Sánchez, aunque con diferencias. El jefe del Govern, que se incorporaba por primera vez a este encuentro multilateral —en 2017 su antecesor no acudió al Senado a la Conferencia de Presidentes, y tampoco lo hizo Iñigo Urkullu—, prometió "lealtad y colaboración", pero al tiempo lamentó que el Gobierno optara por la "imposición" y la "confiscación de competencias". La Generalitat entiende que el Ejecutivo, al erigirse como autoridad competente en todo el país para hacer frente a esta emergencia por el Covid-19, invade los poderes de las CCAA. El Ministerio de Sanidad, en manos de Salvador Illa, se convierte en la máxima autoridad sanitaria del país y puede dar órdenes a todas las administraciones para garantizar la "cohesión y equidad" del sistema, asegurar suministros o distribuir recursos. E Interior asume el mando de todas las fuerzas de seguridad, incluidas las autonómicas y locales.

A las 19:30, la Moncloa informó de que todos los presidentes, menos Torra, habían firmado una declaración conjunta [aquí en PDF]. Se comprometen a trabajar desde la "coordinación, la colaboración y la solidaridad" y mantener una comunicación "fluida y eficaz sobre todos los asuntos que afecten a la pandemia".

Los firmantes afirman que se afronta "a nivel global una situación excepcional que debe abordarse desde la unidad de todos", y que requiere "una firme acción de toda la comunidad nacional e internacional". La actual emergencia por la expansión del Covid-19 es "el mayor reto sanitario y desafío al que se ha enfrentado el Sistema Nacional de Salud en toda su historia". Sánchez y los mandatarios autonómicos llaman a la colaboración "indispensable" de los ciudadanos, que han de actuar con "compromiso" y "disciplina social" y evitando desplazamientos. Todos se comprometen a adoptar "todas las medidas necesarias" para detener la propagación del virus en el menor tiempo posible.

Estas decisiones, adoptadas en el uso de las competencias de cada administración y "actuando con lealtad", "se regirán como hasta ahora por los criterios de rigor científico, proporcionalidad y graduación, y dichas acciones se realizarán con la máxima transparencia y coordinación". La Moncloa y las CCAA se conjuran para tirar de todos los recursos disponibles —es lo que después anunció el titular de Sanidad, Salvador Illa, en una rueda de prensa en la que anunció la intervención de la sanidad privada—. También proclaman la necesidad de "adoptar medidas económicas y de apoyo a empresas, autónomos y trabajadores", que llegarán en el Consejo de Ministros del martes. "Queremos transmitir a toda la ciudadanía nuestro convencimiento de que superaremos juntos esta grave situación, colaborando estrechamente con firmeza y cooperación. Este virus lo paramos unidos", concluyen, empleando el eslogan impulsado por la Moncloa.

Torra pide el confinamiento

Para Torra, las medidas adoptadas por Sánchez, según afirmó en una rueda de prensa posterior en el Palau, son "insuficientes e ineficientes". Y llamó a los catalanes a "autoconfinarse". Y es que él había demandado el cierre de fronteras y de los movimientos de ciudadanos en su comunidad, que ya es la segunda en número de contagios (715, según los datos recabados por Sanidad a las 13:00). El 'president' exige por tanto "el aislamiento de Cataluña, Madrid y todos los focos de más riesgo". "La Constitución no es un fármaco contra el virus", aseguró. En definitiva, y como expuso en su primer turno, Torra cree que el decreto "solo sirve para recentralizar competencias y no para frenar la propagación" de la enfermedad.

Para Torra, las medidas son "insuficientes", y pide el confinamiento de las zonas de riesgos. "La Constitución no es un fármaco" contra el Covid-19

Sánchez, a preguntas de los periodistas, insistió este sábado en su comparecencia en que el virus "no entiende de territorios", y por tanto no tiene sentido confinar comunidades, sino restringir los movimientos de los ciudadanos, que es lo que estipula el decreto de alarma. No obstante, el texto sí prevé la posibilidad de que Interior ordene el cierre de carreteras o de tramos de ellas si así lo estima conveniente.

Torra, el único presidente autonómico que no respalda a Sánchez frente al coronavirus

Iñigo Urkullu apuntó que solo había dedicado diez segundos de su intervención en la videoconferencia a expresar su disconformidad por la actuación del Gobierno, porque los procedimientos son "parte esencial de la democracia". "Mi disposición a la colaboración y coordinación ha sido, es y será total. Ahora bien, coordinación y colaboración no es imposición. Asumir el mando de la Ertzaintza y Osakidetza [la policía y la sanidad vascas] son medidas innecesarias, no son entendibles desde el punto de vista de la eficacia práctica y profesional", señaló, informa Europa Press. El Ejecutivo de Vitoria se compromete a ofrecer "información, colaboración y solidaridad" con el Gobierno como con las CCAA.

Urkullu dedica "diez segundos" a expresar su disconformidad. Considera que asumir el mando de la Ertzaintza y la Osakidetza es "innecesario"

El 'lehendakari' mostró una posición más constructiva porque no quiere contribuir a "una ceremonia del desacuerdo y la confusión", y sí primar una actuación "común y efectiva". La suya, Euskadi, tras Madrid y Cataluña, es la tercera comunidad más afectada por el Covid-19: 630 contagios comunicados hasta las 13:00 de este domingo. "Vamos a cumplir el decreto con responsabilidad porque lo primero para el Gobierno vasco es el interés general de la ciudadanía ante la gravedad de la situación. El 'lehendakari' es el máximo representante del Estado en Euskadi, tal y como establecen la Constitución y el Estatuto de autonomía, y seguiré desempeñando el liderazgo de las instituciones, tal y como me ha confiado la sociedad vasca", señaló, informa Europa Press.

"Rapidez y determinación"

No se escucharon críticas rotundas por parte de otros presidentes autonómicos. Así, el jefe de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, cerró filas con Sánchez. El barón andaluz del PP mostró su respaldo al Ejecutivo central para que tome “decisiones con rapidez y determinación” y ejerza un liderazgo firme.

Moreno rehúsa lanzar reproches y remarca que el Gobierno cuenta con un "sólido respaldo" de las CCAA en el combate contra la enfermedad

No hubo, por tanto, reproches ni quejas, sino una llamada a la coordinación, a la unidad y a la responsabilidad de todos, también por supuesto de los ciudadanos. Andalucía sumó en la jornada de hoy 61 nuevos casos, hasta llegar a los 437 positivos de coronavirus. El presidente andaluz insistió en la necesidad de un plan de fronteras que siga limitando la circulación de personas y mencionó que Andalucía tiene frontera con Portugal y Reino Unido a través de Gibraltar. La comunidad andaluza espera un “repunte importante” de infectados.

Torra, el único presidente autonómico que no respalda a Sánchez frente al coronavirus

Moreno remarcó que el Gobierno tiene “un sólido respaldo” de las comunidades e instó a hacer una declaración conjunta de las 17 autonomías y dos ciudades autónomas para dejar claro que en estos momentos toca ir todos a una y no hay fisuras. Eso es lo que sucedió. “No hay colores ni ideologías”, subrayó, en línea con Sánchez, aunque los 1.000 millones aprobados del fondo de contingencia los consideró insuficientes y se mostró convencido de que la cifra se revisará en los próximos días.

Torra, el único presidente autonómico que no respalda a Sánchez frente al coronavirus

Grupo de trabajo Gobierno-CCAA

Isabel Díaz Ayuso, la presidenta de la comunidad más afectada (3.544 contagios), Madrid, urgió a Sánchez a suministrar más material sanitario y reforzar la seguridad. La dirigente popular reclamó respiradores invasivos, unidades de monitorización UCI, fungibles de intubación o equipos de protección individual, material valorado en 994 millones de euros, pero que es "importante para salvar vidas", informa Europa Press. La dirigente popular reprochó al Gobierno la gestión de la emergencia sanitaria.

Ayuso también adelantó que se cerrarán todas las peluquerías de la región, después de pedírselo a Sánchez. La mayoría de mandatarios, según el Gobierno regional, se mostró a favor, y el Ejecutivo apuntó que sería "flexible". Sin embargo, fuentes de la Moncloa señalaron que la Comunidad no puede cerrar por su cuenta peluquerías, porque el real decreto de alarma tiene mayor rango normativo y la única autoridad competente es el Gobierno central. "Estaría tomando una decisión ilegal", advierten. Después, la Moncloa anunció el cambio de criterio: las peluquerías solo podrán hacer servicios a domicilio y para atender a los más vulnerables, por razones de higiente. Antes, Illa había advertido a Ayuso de que el mando único recae en el Gobierno de España.

Tampoco lanzan reproches Feijóo o los barones socialistas. "Buen ambiente", resumen varios. Ayuso critica la gestión y pide cerrar peluquerías

Sánchez aceptó del presidente castellanomanchego, Emiliano García-Page, la propuesta de crear un grupo de trabajo Gobierno-CCAA para empezar a trabajar, en paralelo a la crisis sanitaria, en la recuperación económica, social y del empleo. El barón socialista consideró muy positiva la iniciativa del presidente porque se consiguió proyectar una imagen de unidad total. Según su relato, todas las comunidades mostraron unidad y asumieron que hacen falta medidas integrales que sobrepasen los límites autonómicos y que requieren de coordinación. El extremeño Guillermo Fernández Vara (PSOE) negó que el decreto de alarma sea un 155 encubierto y reivindicó el mando único del Gobierno por una cuestión de "eficacia". "No se pueden aceptar 17 escenarios de decisiones", ilustró.

Torra, el único presidente autonómico que no respalda a Sánchez frente al coronavirus

También el popular Alberto Núñez Feijóo aplaudió la "respuesta uniforme" por parte del Estado, y espera con ella se pueda frenar la curva de contagios. La "unidad, lealtad y coordinación" de Galicia con el Gobierno está "absolutamente garantizada". "Es el momento de ver qué podemos seguir haciendo juntos", proclamó, para subrayar que la Xunta seguirá las instrucciones de Sánchez y de los cuatro ministerios que actúan como autoridades competentes delegadas (Defensa, Interior, Transportes y Sanidad). Y en línea con sus compañeros, señaló que "no es el momento de ver lo que se podía haber hecho y no se hizo" para contener la expansión de la pandemia. Lo importante, vino a decir, es salvar vidas, y ese es el objetivo común: "Todos estamos preocupados como lo están ustedes".

Torra, el único presidente autonómico que no respalda a Sánchez frente al coronavirus

Para el valenciano Ximo Puig (409 contagios en su comunidad) "no tiene sentido" ni es el momento de debates territoriales porque la pandemia "no entiende de fronteras". Sánchez cuenta con "todo el apoyo y el ánimo" de los ciudadanos de su comunidad, declaró. El barón socialista agregó que, a las medidas económicas paliativas, se deben añadir otras de naturaleza "estructural para empresas y trabajadores, para reactivar el tejido productivo". Puig defiende la necesidad de que España impulse ante la UE un Plan Marshall europeo que haga frente a las repercusiones económicas que tendrá el coronavirus.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
37 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios