EL FUTURO DE LA PORTAVOZ queda EN EL AIRE

Podemos rompe las conversaciones con el sector anticapitalista y le enseña la puerta

El sector anticapitalista se queda fuera de la carrera electoral en una de las comunidades donde cuenta con un mayor número de militantes y la dirección rechaza negociar un acuerdo

Foto: El alcalde de Cádiz, José María González 'Kichi' (i), la diputada Beatriz Gimeno (2i), el diputado Jacinto Morano, el eurodiputado Miguel Urbán (2d) y la coordinadora de Podemos en Andalucía, Teresa Rodríguez (d). (EFE)
El alcalde de Cádiz, José María González 'Kichi' (i), la diputada Beatriz Gimeno (2i), el diputado Jacinto Morano, el eurodiputado Miguel Urbán (2d) y la coordinadora de Podemos en Andalucía, Teresa Rodríguez (d). (EFE)

Podemos no acaba de capear su terremoto interno. Pablo Iglesias logró desactivar el conflicto que estalló durante los hechos del 18 de abril forzando un acuerdo entre errejonistas y pablistas, pero de este se autodescartaron Anticapistalistas. El tercer sector con más peso en la formación rechazó entrar en el pacto al entender que ponía en entredicho tres principios básicos de la organización sin cuyo cumplimiento Podemos se alejaría de su razón de ser: la participación, la pluralidad y la toma de decisiones desde abajo, mediante primarias abiertas que evitasen "un reparto de sillones en los despachos". Decidieron seguir presionando tanto desde fuera como desde dentro de la organización para intentar reconducir la situación, pero ahora es la dirección la que ha dado por rotas las conversaciones.

El secretario de Organización, Pablo Echenique, se limitaba este lunes a "respetar su decisión", que tildó de legítima, "aunque no sea la del candidato ni la del secretario general". No habrá concesiones y se señala la puerta de salida si las posturas siguen siendo irreconciliables. El sector anticapitalista se queda así fuera de las listas en una de las comunidades donde cuenta con un mayor número de militantes, después de que el pasado mes de diciembre la dirección autonómica los apartase de las secretarías que ocupaban en el consejo ciudadano.

El portavoz de Podemos, Pablo Echenique. (EFE)
El portavoz de Podemos, Pablo Echenique. (EFE)

El futuro no es nada halagüeño para la corriente que contribuyó a la extensión territorial de Podemos durante su fundación, y que cuenta con el eurodiputado Miguel Urbán y la coordinadora en Andalucía, Teresa Rodríguez, como principales caras visibles. En el Ayuntamiento de Madrid, los ediles de Ahora Madrid vinculados a esta corriente tampoco tendrán sitio en el equipo de Manuela Carmena si finalmente decide optar a la reelección, lo que en su entorno ya se da prácticamente por hecho. Sin representación en las listas ni voluntad negociadora desde la dirección, el fantasma de la escisión vuelve a asomar. El debate en Anticapitalistas sigue abierto, mientras algunos de sus integrantes de base comienzan a darse de baja en Podemos.

El líder regional, Ramón Espinar, lanzaba una última oferta de integración al sector rupturista durante la rueda de prensa en que se escenificó el acuerdo entre las dos principales corrientes. Una invitación que lanzó principalmente a la portavoz en la Asamblea de Madrid vinculada a Anticapitalistas, Lorena Ruiz-Huerta, reincidiendo en que en dicha candidatura "no sobra nadie, falta gente" y que "si ella entiende que hemos hecho cosas mal, queremos que nos ayude a hacerlas mejor, que esté en la candidatura, es la portavoz en la Asamblea y queremos que nos ayude, que participe de la solución".

La portavoz de Podemos en la Asamblea de Madrid, Lorena Ruiz-Huerta. (EFE)
La portavoz de Podemos en la Asamblea de Madrid, Lorena Ruiz-Huerta. (EFE)

La respuesta de la portavoz no se hizo esperar: "No puedo aceptar el ofrecimiento de Errejón y Espinar de integrarme en su lista, que no está construida en torno a un proyecto político para la Comunidad de Madrid, sino a un reparto de sillones 60-40. La unidad en la que yo creo, y por la que seguiré trabajando, incluye a otros muchos actores políticos y sociales que están trabajando por el cambio en Madrid. Solo con ellos y ellas podremos ganar las elecciones en 2019, como hizo Ahora Madrid hace cuatro años".

Las posiciones están enrocadas, y aunque fuentes del sector anticapitalista entienden que todavía hay margen para negociar al quedar un año para los comicios autonómicos y municipales, una de las pocas salidas en estos momentos pasa por un cambio de alianzas, con esos "otros muchos actores políticos y sociales que están trabajando por el cambio", como recalcaba Ruiz-Huerta. Y es que los ediles de IU en Ahora Madrid tampoco forman parte del equipo de afines que quiere llevar en su hipotética candidatura Manuela Carmena, máxime tras la destitución del edil de Economía y Hacienda Carlos Sánchez Mato, a la que se sumó la de Antonio Hernández, coordinador del grupo municipal y cercano a la formación que lidera Alberto Garzón.

El discurso de IU, el PCM (Partido Comunista de Madrid) y los anticapitalistas con respecto al proceso de primarias de Podemos es coincidente. La reedición de la confluencia se complica, y la elección de Tania Sánchez como número dos de Íñigo Errejón tampoco ayuda al acercamiento de IU, formación que abandonó para integrarse en Podemos tras crear la plataforma, ya extinta, Convocatoria por Madrid.

Las relaciones entre la dirección del partido y el sector más rupturista de Podemos han pasado por diferentes fases durante los últimos cuatro años, pero nunca habían llegado al punto de que los 'anticapis' se sitúen fuera de la carrera electoral. Fuentes del sector anticapitalista explican que tampoco participarán en procesos de primarias como el que se ha dado en Madrid, conscientes de que en otros territorios la "unidad popular" también será complicada de construir. En todo caso, "se irá valorando cada proceso", pues la decisión tomada se circunscribe únicamente al ámbito madrileño. Madrid suele ser el epicentro de los conflictos internos en Podemos que posteriormente se extienden a nivel territorial. Incluso no descartan que tras el proceso de primarias se produzca la destitución de Lorena Ruiz-Huerta como portavoz del grupo parlamentario. Sería la tercera vez que se produce este tipo de cambio, después de que fuese sustituido el que fuera candidato, José Manuel López, tras perder su sector las primarias contra Ramón Espinar, quien pactó con Anticapitalistas una candidatura conjunta.

Su salida sería un "error"

El cofundador del partido y actualmente sin cargos orgánicos Juan Carlos Monedero criticaba en su blog del diario 'Público' la posición adoptada por los anticapistalistas, porque "Podemos tiene que armar un Frente Amplio y hacen falta todos. De lo contrario, seguirá gobernando la derecha". Al mismo tiempo, calificaba de "error" que abandonasen el proyecto, pero cargando las tintas: "Es verdad que no es fácil, porque cuando gobernar no es una prioridad para una formación política (IA prima la pureza de su ideología), su capacidad de entorpecer la tarea de gobierno es muy alta".

El cofundador de Podemos Juan Carlos Monedero (d). (EFE)
El cofundador de Podemos Juan Carlos Monedero (d). (EFE)

Los Anticapitalistas, continuaba el politólogo, "debieran también pensar que la última vez que se presentaron en solitario sacaron en toda España 23.000 votos, mientras que ahora son quizás el grupo trotskista con mayor presencia institucional del mundo", confiando en que esta responsabilidad "quizá les haga cambiar de opinión".

Las diferencias no son menores, y desde las mismas páginas en las que Monedero daba a entender el abandono del barco de Anticapitalistas, el diputado regional de este sector, Raúl Camargo, avanzaba que "trabajaremos con la convicción de que todavía es posible un cambio de rumbo que nos permita recuperar la ilusión, echar al PP y cambiar la Comunidad de Madrid", aunque marcando una línea roja respecto al PSOE: "Estamos dispuestos a apoyarlo tácticamente para echar al PP, pero no a gobernar con ellos cuando no hay acuerdo programático ni político".

El diputado evitaba tirar la toalla, aunque las conversaciones ya están rotas, asegurando: "Vamos a iniciar un movimiento para tratar de convencer a todo el mundo (incluidos a Errejón-Espinar) de que hay otra forma de hacer las cosas que puede ser más útil, tanto para ganar como para transformar las cosas. El papel de Podemos, como siempre hemos creído, debe ser el de catalizador de procesos más amplios". El futuro del sector está en el aire, y en su principal bastión, Andalucía, todavía no se han producido movimientos, más allá del conflicto entre Teresa Rodríguez y la dirección respecto a la marca electoral para las elecciones andaluzas.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
18 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios