Noticias de Podemos: Carmena, Errejón, Bescansa y el bloque de Podemos pro PSOE se planta contra Iglesias
una tormenta perfecta sin precedentes

Carmena, Errejón, Bescansa y el bloque de Podemos pro PSOE se planta contra Iglesias

La puerta abierta por el PSOE a los sectores de Podemos más próximos ha supuesto una inesperada y triunfal vía de salida para unos y una trampa fatídica para otros

Foto: Los dirigentes de Podemos Pablo Iglesias e Íñigo Errejón, durante un acto del partido en Madrid. (EFE)
Los dirigentes de Podemos Pablo Iglesias e Íñigo Errejón, durante un acto del partido en Madrid. (EFE)

El liderazgo de Pablo Iglesias se resiente en Podemos. El terremoto con epicentro en Madrid iniciado la pasada semana, tras el pulso de Íñigo Errejón para controlar la lista de su candidatura a la Comunidad de Madrid, ha alcanzado la dirección estatal en forma de crisis interna y ha generado réplicas considerables en el Ayuntamiento de Madrid, donde el secretario de Análisis Político cuenta con sus principales aliados, y en el grupo parlamentario de la Asamblea de Madrid. Se esperan peticiones de dimisión en las próximas horas. Carolina Bescansa ya ha sido reprendida por la dirección, que califica como "un asunto de máxima gravedad" el documento que ella misma filtró por error para acordar con Errejón una hoja de ruta de cara a tomar Podemos y repartirse tanto la lista para la Comunidad de Madrid como los cargos en un hipotético Gobierno autonómico de Podemos en coalición con el PSOE.

Bescansa y Errejón, que forman parte del ala de Podemos más favorable a mantener una "competición virtuosa" con el PSOE, han visto cómo la operación ideada por la cofundadora del partido para controlar Podemos en Madrid y posteriormente derrocar a Iglesias antes de las generales se abortaba tras la filtración en el canal de Bescansa en la red de mensajería Telegram. Errejón incluso calificó la contraoferta de Bescansa para concurrir como número dos en su lista de "inaceptable", además de "delirante" y "fuera de lugar".

Carmena, Errejón, Bescansa y el bloque de Podemos pro PSOE se planta contra Iglesias

Bescansa, por su parte, responsabilizó a su equipo de la redacción del documento, aunque fuentes del partido confirman que carece de este, además de que, como ha podido comprobar documentalmente este diario, el texto con los términos del pacto salió de su propio teléfono móvil, contrariamente a lo que anunció ante los medios de comunicación. Ya a las 11:30 de la noche, la diputada gallega distribuyó una breve nota de "renuncia" a la invitación de Errejón para ser su número dos, con el objetivo de "evitar cualquier daño a mis compañeras y compañeros y a mi organización", aun remarcando que su oferta solo era "un borrador sin firma".

La jornada de ayer se convirtió en una tormenta perfecta en Podemos sin precedentes. A las amenazas de Errejón se sumaron, primero, la fallida operación Bescansa, que podría acabar con su expulsión del grupo parlamentario, y, después, el órdago del sector anticapitalista que, al final de la jornada, decidió en asamblea no presentarse a las primarias de Podemos a la Comunidad de Madrid. El sector en el que se referencia la portavoz en la Asamblea de Madrid, Lorena Ruiz-Huerta, considera que no se dan garantías de que se preserven la pluralidad interna y la unidad popular con formaciones aliadas, como IU y Equo, así como con movimientos sociales. Seguirán presionando desde dentro, tras una decisión también sin precedentes.

La filtración ha servido como amenaza y golpe en la mesa, solo 24 horas después de que se sellase el contestado acuerdo sobre la operación Chamartín


El terremoto en Podemos, a poco más de 13 meses para que se celebren las elecciones europeas, autonómicas y municipales, se completó con la filtración de otra información que ya ha tenido consecuencias considerables: la propuesta del PSOE a la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, para que fuese la cabeza de lista de los socialistas en las elecciones, en lugar de repetir con Ahora Madrid. Más allá de dónde saliese la filtración, de la que ha tratado de retractarse del líder regional del PSOE, José Manuel Franco, ha servido a Carmena para reforzar sus exigencias y poner de relieve tanto su independencia de Podemos como que no necesita las siglas de esta formación para repetir en la alcaldía.

Las condiciones de Carmena para repetir candidatura a la alcaldía el próximo año pasaban por evitar primarias, rodearse únicamente de su equipo de afines, prescindiendo de los ediles del sector de Ganemos y de IU, y tener total autonomía, en línea con lo que demandaba Errejón, para desarrollar su campaña y su proyecto político para Madrid. La filtración de la información ha servido como amenaza y golpe en la mesa, tan solo 24 horas después de que se anunciase el acuerdo para sellar la operación Chamartín —ahora denominada Madrid Nuevo Norte—, que los sectores críticos, e incluso voces de peso en Podemos, tildan de pelotazo urbanístico y se había convertido en una línea roja para los concejales más rupturistas. De hecho, pocas horas después, la formación morada apoyaba sorpresiva y públicamente esta operación. En las últimas horas se había pedido precisamente lo contrario, y así se había dado a entender internamente que se haría.

El entorno de Carmena prepara ya su candidatura, con las manos libres y recomponiendo equipos. El cese del coordinador buscaría "un nuevo impulso"


Cambio de guion pues con respecto a Carmena en Podemos, que con el golpe de efecto que supuso la posibilidad de presentarse con el PSOE, aunque fuese solo durante unas horas, ha tenido que plegarse a las exigencias del equipo de la alcaldesa. Al mismo tiempo, desde el gabinete de la alcaldía se cesaba al coordinador del grupo municipal de Ahora Madrid, Antonio Hernández, próximo al concejal de IU, Carlos Sánchez Mato, que a su vez ya había sido apartado al frente del departamento de Economía y Hacienda. Lo que en otro contexto hubiese supuesto ya por sí solo un terremoto político en la candidatura nacida como de unidad popular y generado un frente de oposición a la decisión por parte de IU e incluso Podemos, ha quedado relegado a un segundo plano.

Carmena, Errejón, Bescansa y el bloque de Podemos pro PSOE se planta contra Iglesias

El entorno de Carmena prepara ya su candidatura, con las manos libres y recomponiendo equipos. Hasta el punto de que el cese de Hernández a un año de que remate la legislatura se ha justificado como una forma de dar "un nuevo impulso" al grupo municipal. En apenas unas horas, todo ha cambiado y Podemos se ha visto obligado a retroceder en sus pretensiones de controlar la candidatura de Carmena, todavía no oficializada, y lograr colocar en puestos de salida a miembros del partido.

Uno de los principales damnificados, a quien Iglesias buscaba situar como número dos de Carmena, es el exJemad y secretario municipal de Podemos, Julio Rodríguez. Sin embargo, diversas fuentes señalan que podría ir en la lista de la candidatura por la buena relación, sintonía y contacto directo que tiene con la alcaldesa, pero se descarta que lo haga como su número dos. Las primeras posiciones quedan reservadas para el núcleo duro de la alcaldesa, del que forman parte el coordinador general de la alcaldía, Luis Cueto, la concejala de Derechos Sociales y primera teniente de alcaldesa, Marta Higueras, la portavoz, Rita Maestre, o José Manuel Calvo, estos dos últimos pertenecientes a Podemos, aunque se declaran principalmente ¡carmenistas¡. Otros nombres en la sombra que podrían dar el salto a los puestos de salida de la lista son los de su jefe de gabinete, Felipe Llamas, o su asesora, Lourdes Menéndez. A algunos de ellos incluso trató de vetarlos la dirección de Podemos, pero la correlación de fuerzas ha cambiado por completo.

La candidatura de Íñigo Errejón para Madrid da un vuelco: será sin condiciones o no será


La otra filtración del que para Podemos será un día negro en las páginas de su historia interna, el fatídico 18 de abril de 2018, tendrá consecuencias menos traumáticas para la dirección, aunque podría llevarse por delante a Bescansa y tener consecuencias irreparables para la carrera de Errejón dentro de esta formación, o al menos la desconfianza de propios y extraños en una organización en la que las principales decisiones las toman las bases mediante votación. Más allá de que públicamente se asocien las siglas de Podemos a la conspiración constante, el conocimiento del documento Bescansa deja a Errejón sin capacidad de presión.

Ahora, si finalmente se presenta como candidato para la Comunidad de Madrid, deberá ser con una lista que integre tanto a Ramón Espinar como a una buena parte del sector pablista. Su candidatura, por tanto, será sin condiciones o no será. La puerta abierta del PSOE a los sectores de Podemos más próximos, y que en Vistalegre II se aglutinaron en torno al proyecto de Errejón, que perdió la batalla por el liderazgo frente a Pablo Iglesias, ha supuesto una inesperada y triunfal vía de salida para unos y una trampa fatídica para otros. Los movimientos internos en Podemos durante las últimas 24 horas han modificado por completo la hoja de ruta electoral del partido,a falta de que las réplicas de este terremoto comiencen a notarse en los distintos territorios, empezando por Andalucía.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
27 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios