GARCÍA-CASTELLÓN LE CITA EL PRÓXIMO MARTES

La Audiencia Nacional llama a declarar al testigo clave del caso Iberdrola-Villarejo

José Antonio del Olmo, el exdirectivo que firmó el informe en el que se detallan las presuntas facturas anómalas al comisario, acudirá el próximo día 21 a la Audiencia Nacional

Foto: Sede de Iberdrola. (Reuters)
Sede de Iberdrola. (Reuters)
Adelantado en

La Audiencia Nacional ha llamado a declarar a José Antonio del Olmo, exresponsable de Control y Administración de la eléctrica y firmante del informe en el que se relatan los encargos de la compañía al comisario José Manuel Villarejo, según fuentes próximas al proceso judicial. El documento, publicado por El Confidencial en diciembre, describe una presunta trama de facturas falsas para espiar a políticos que -según el relato de los hechos- habría sido ordenada por el presidente de la eléctrica, Ignacio Sánchez Galán.

Del Olmo ha sido citado en calidad de testigo el próximo martes 21 de enero, a las 16:00, para presentarse ante el titular del Juzgado Central de Instrucción número 6, Manuel García-Castellón, que el pasado mes de octubre abrió una pieza separada para investigar la contratación de Villarejo por parte de Iberdrola, dentro de la conocida como operación Tándem, en la que se investiga la actividad del comisario durante las últimas dos décadas.

La declaración de este testigo puede ser esencial para la investigación de la pieza de Iberdrola. La propia eléctrica y su exjefe en la compañía, Juan Carlos Rebollo, han iniciado acciones penales contra Del Olmo después de que este diario revelase el documento interno, cuyo asunto era 'Contabilización facturas anómalas por la Dirección de Seguridad Corporativa'.

Hasta el momento, García-Castellón solo ha imputado a Antonio Asenjo, exjefe de Seguridad de la eléctrica hasta finales de 2019, por los pagos al comisario. Si Del Olmo ratifica la veracidad del documento, según distintas fuentes, el juez podría citar a declarar a más ejecutivos de Iberdrola. Se trata, por tanto, de una cita clave en la evolución del procedimiento.

El informe firmado por el exempleado asegura que los trabajos encargados a Villarejo eran de naturaleza "totalmente confidencial" y que solo estaban al tanto Ignacio Sánchez Galán; Francisco Martínez Córcoles, el actual número dos del grupo; Fernando Becker, director corporativo y actual consejero de El Corte Inglés, y el propio Asenjo.

Fachada de una de las oficinas de Iberdrola. (EFE)
Fachada de una de las oficinas de Iberdrola. (EFE)

Del Olmo está dispuesto a confirmar el contenido del informe y a aportar otros documentos que a lo largo de su etapa como responsable de Control Corporativo redactó y guardó para dar fe de las presuntas irregularidades, según explican las fuentes consultadas. Especialmente, porque desde ese puesto tenía que validar todas las facturas para su posterior abono a los distintos proveedores, incluidas las que se justificaban como “trabajos de vigilancia especiales”.

Sin embargo, Iberdrola ha negado la existencia de ese informe, por lo que pidió a la Fiscalía Anticorrupción de Madrid que abriera diligencias contra Del Olmo por delitos que son susceptibles de ser calificados como falsedad documental, injurias y calumnias. La eléctrica, que ha mostrado su disposición a colaborar con la Justicia para esclarecer los hechos, ha acusado a su exempleado de tener una “actitud obstructiva” contra la investigación abierta por la propia compañía y de ser el único conocedor del informe.

Los directivos José Luis San Pedro, anterior número dos del grupo, Juan Carlos Rebollo, director de Administración y Control de Iberdrola, y Pablo Insunza, director en el momento de los hechos del departamento de Administración General y Corporación, firmaron una declaración en la que manifestaron “la inexistencia del informe y su total desconocimiento del mismo, ya que no recuerdan haberlo recibido o tenido conocimiento de él ni en 2004 ni con posterioridad”.

Querella entre compañeros

La comunicación de estos hechos por parte de Iberdrola se produjo después de que San Pedro y Rebollo se reunieran en Bilbao con Del Olmo pocos días después de la publicación del informe por parte de El Confidencial. Intentaron convencerle de que se sumase a ese desmentido y de que negase la veracidad del documento. Pero Del Olmo rechazó el ofrecimiento, ya que, según otras fuentes, los papeles fueron depositados años atrás en un lugar con garantías por si finalmente los hechos salían a la luz, como ahora ha ocurrido.

Esa negativa provocó que Pablo Insunza, director del Departamento de Administración de Iberdrola, presentase una querella en los juzgados de Bilbao el pasado 20 de diciembre contra su exsubordinado y ex responsable de Control Corporativo, por calumnias e injurias graves con publicidad. Insunza aseguró en un comunicado que “nunca recibió un informe como el publicado”, que “en ningún momento se le mencionó la existencia del mismo” y que jamás fue informado acerca de los hechos que refleja el supuesto documento.

Otras fuentes indican que, desde la publicación de los citados documentos, personal vinculado a la Fiscalía Anticorrupción ofreció protección a Del Olmo para que estuviese tranquilo y, cuando fuese llamado a declarar, lo hiciera con total libertad.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios